vida moderna

La semilla que elimina las arrugas del rostro

Las semillas de ajonjolí ofrecen hidratación intensa debido a sus aceites esenciales y a la presencia de omega 3 y 6.


Las semillas de ajonjolí o sésamo son ricas en antioxidantes naturales, que ayudan a prevenir la formación de arrugas y manchas en la cara.

En concreto, tienen un gran efecto antienvejecimiento en la piel, ya que estimulan la producción de colágeno y disminuyen la apariencia de las arrugas en el cutis, según el portal de bienestar y belleza, PanoramaWeb.

Además, hidratan el cutis y provocan un efecto lifting en el rostro. De acuerdo al magacín Mundo Deportivo, estas semillas ofrecen hidratación intensa debido a sus aceites esenciales y a la presencia de omega 3 y 6. También, aportan antioxidantes que ayudan a combatir la flacidez y el envejecimiento de la piel.

Incluso, las semillas de ajonjolí también pueden ayudar a reducir la presencia de puntos negros y acné, facilitando la limpieza del rostro en general, cuando existen este tipo de infecciones.

Vitamina E para reducir las arrugas
Las semillas de ajonjolí o sesamo son ricas en antioxidantes naturales, que ayudan a prevenir la formación de arrugas y manchas en la cara. - Foto: Getty Images

Mascarillas de ajonjolí para las arrugas

Mascarilla con ajonjolí y vitamina E

Ingredientes:

  • Una cucharadita de aceite de ajonjolí.
  • Dos cápsulas de vitamina E.
  • Una cucharada de gel de aloe vera.
  • Un disco de algodón.

Preparación:

  • En un recipiente mezclar la cucharada de gel de aloe vera con el aceite de ajonjolí y el contenido de la vitamina E, hasta que se forme una disolución.
  • Usar sobre el rostro limpio y sin maquillaje, dando un ligero masaje, tener cuidado con la zona de los ojos y aplicar con ayuda del disco de algodón.
  • Se recomienda realizarlo de noche para dejar actuar esta mascarilla toda la noche.
  • Además, si se guarda este remedio casero en el refrigerador puede conservarse en buen estado hasta por dos semanas. Se recomienda aplicarla cada tercer día durante un mes completo para ver los resultados.

Mascarilla de ajonjolí con gelatina

Ingredientes:

  • 1 cucharadita de gelatina sin sabor.
  • 4 gotas de aceite de ajonjolí (sésamo).
  • Agua.

Preparación:

  • En una taza o vaso pequeño agregar un poco de gelatina natural sin sabor (lo suficiente para esparcir por el rostro) junto con un poco de agua.
  • No excederse con el líquido ya que se necesita que el producto quede espeso.
  • Con el rostro y las manos bien limpios, agregar en la mano las 4 gotas de aceite de ajonjolí y esparcir por la piel con movimientos circulares y ascendente.
  • Luego dar pequeños golpecitos con el dedo anular para estimular la circulación.
  • Después aplicar la pasta de gelatina y dejar actuar por 15 minutos, remover con agua tibia.
  • Se recomienda aplicar esta mascarilla una vez a la semana.

Mascarilla para cerrar los poros

Esta mascarilla combina el poder del aceite de sésamo con el de la arcilla, que absorbe muy bien la grasa, y el yogur, lo cual dejará la piel tersa y suave.

Ingredientes:

  • 2 cucharadas de arcilla verde.
  • 3 cucharaditas de yogur natural sin azúcar.
  • 1 cucharadita de aceite de ajonjolí o sésamo.

Preparación:

  • Mezclar muy bien todos los ingredientes hasta formar una pasta homogénea.
  • Aplicar sobre el rostro previamente limpio usando preferiblemente un pincel para conseguir un mejor resultado.
  • Deja actuar por 20 minutos y luego retirar con agua tibia.
  • Se recomienda aplicar esta mascarilla una vez a la semana.

Mascarilla limpiadora

Combinar el poder del aceite de sésamo con una potente infusión de romero, refrescará la cara ayudando a limpiar las impurezas y cerrar los poros debido a sus propiedades antisépticas y astringentes (especialmente para tratar el acné).

Ingredientes:

  • 2 cucharadas de aceite de sésamo.
  • Media taza de infusión de romero.

Preparación:

  • Realizar la infusión de romero preferiblemente usando esta planta ya sea en su presentación fresca o seca.
  • Una vez preparada esperar a que enfríe y añadir en media taza las 2 cucharadas de aceite de sésamo.
  • Aplicar en el rostro con la ayuda de un algodón facial, tal y como se haría con cualquier limpiador líquido, dejarlo en la piel durante 5 minutos y luego retirar con agua tibia.