El bicarbonato sódico se utiliza como para reducir el exceso de acidez en determinadas partes del organismo humano. Foto: Getty Images, montaje SEMANA.
Algunas bebidas pueden interactuar con otros medicamentos o ser tóxicas en dosis altas. - Foto: Foto: Getty Images, montaje SEMANA.

vida moderna

¿Qué le hacen el bicarbonato y el limón al cuerpo?

El consumo de esta mezcla debe estar supervisado por un experto de la salud.

El bicarbonato es de color blanco y textura cristalina, proveniente de un mineral conocido como natrón y es una sustancia que se usa día a día con diferentes fines, en la cocina, para blanquear los dientes, como un desodorante natural, para eliminar manchas en la ropa, entre otras.

Además, este se obtiene al combinar moléculas de carbono, sodio, hidrógeno y oxígeno, cuya fórmula es NaHCO3 y también es conocido como bicarbonato de soda, sal de vichy, hidrógeno, carbonato de sodio y carbonato ácido de soda. Es de color blanco y textura cristalina, proveniente de un mineral conocido como natrón.

No obstante, MedlinePlus, la Biblioteca Nacional de Medicina de los Estados Unidos, recomendó no usar bicarbonato de sodio por más de dos semanas a menos que un médico lo indique y señaló en su página web que no hay que administrarlo a niños menores de 12 años de edad.

De igual forma, explicó que los efectos secundarios de este no son comunes, pero podrían presentarse como sensación de sed, retortijones o gases y, sobre la misma línea, hay que señalar que el bicarbonato aumenta la cantidad de sodio en el cuerpo.

Por su parte, el limón tiene varias propiedades, pues contiene una serie de minerales necesarios para el día a día, como la fibra, el calcio, fósforo, magnesio, potasio, vitamina A y C, por lo que podría prevenir enfermedades con origen oxidativo, como la isquemia, retinopatía, envejecimiento celular y diabetes tipo 2.

De igual forma, otro de los beneficios del limón está relacionado con que puede fortalecer el sistema inmunológico, según indica un estudio realizado por la Universidad de Otago, Nueva Zelanda. También puede aliviar el dolor de garganta, prevenir los cálculos renales y estimular el metabolismo, según una investigación de la Case Western Reserve University, de Estados Unidos.

El estudio señala que esa fruta puede ayudar a perder peso, optimizar el estado de ánimo y la memoria, aliviar el estreñimiento y mejorar el rendimiento atlético.

Así las cosas, El Universo reveló que si se mezcla un vaso de agua con una cucharada de bicarbonato sódico y el jugo de medio limón, este ayuda a que controlar los niveles de pH, ya que este alimento es alcalino y neutraliza los ácidos estomacales y las molestias. De hecho, también ayuda a que la digestión se regule y así funcione de forma adecuada.

Otro beneficio es que mejora la apariencia de la piel, pues el limón contiene vitamina C y esta sustancia es un nutriente que el cuerpo necesita para formar vasos sanguíneos, cartílagos, músculos y colágeno en los huesos, de acuerdo con Mayo Clinic, entidad sin ánimo de lucro dedicada a la práctica clínica, la educación y la investigación.

Asimismo, como ya se mencionó, ayuda a fortalecer el sistema inmunológico, pues la vitamina C ayudan al sistema inmune a defenderse de infecciones y brindan propiedades antioxidantes que protegen las células y los tejidos del cuerpo.

Finalmente, el medio indicó que esta bebida es ideal para estimular el cuerpo y que se elimine las toxinas, pues tiene propiedades diuréticas, por lo que también es excelente para prevenir las piedras en los riñones.

No obstante, es importante señalar que ningún alimento por sí solo va a ser capaz de curar una enfermedad.

Además, al igual que con cualquier alimento que se quiera incluir en la dieta diaria, es importante consultar al médico tratante o a un nutricionista sobre cuál es la mejor manera de consumir, y si las condiciones médicas ya existentes no son un impedimento para beneficiarse de todas las propiedades del alimento ya nombrado, pues la información antes dada de ninguna manera sustituye la asesoría médica.