Home

Gatos

Artículo

Protección legal de los animales en Colombia: avances y desafíos frente al derecho penal
Esta es la curiosa historia de San Antón, el patrón de los animales - Foto: Fiscalía General Nación

historia

Esta es la curiosa historia de San Antón, el patrón de los animales

En la religión católico cristiana, el 17 de enero es el día dedicado a San Antonio Abad o San Antón, patrón de los animales y padre del monasticismo.

Según la historia, San Antonio fue un ermitaño egipcio que vivió en el siglo III. Se cree que nació en torno al año 251 en el Alto Egipto y que vivió 105 años. Según Vatican News, la vida de este santo estuvo marcada por la soledad, el ayuno y el trabajo.

Su historia de santidad es la siguiente: quedó huérfano a los 20 años, donó todos sus bienes a los pobres y se retiró al desierto, donde combatió contra las tentaciones del demonio, escogiendo la vía de la ascesis y la oración. Gracias a este ejemplo se empezaron a constituir diferentes grupos de monjes que, bajo la guía de un padre espiritual, se consagraron al servicio de Dios.

Otro de los aspectos más reconocibles de San Antonio en cuadros, esculturas y otras iconografías es verlo acompañado de un cerdo. Esto se debe a dos razones principales: sus episodios con bestias salvajes durante su primer retiro y su descubrimiento de la sabiduría al observar a los animales y del amor divino a través de la naturaleza.

Según la historia recogida por San Jerónimo y resumida por el Vaticano, se dice que en una ocasión una jabalina y sus pequeños jabatos se acercaron a San Antón en busca de ayuda, ya que no tenían visión. El santo curó a los animales y desde entonces la madre no se separó de él y le protegió de cualquier amenaza que se le acercara.

Adicionalmente, y como análisis teológico, la representación del cerdo puede deberse a que en la antigua Orden hospitalaria de los “Antonianos” se criaban estos animales en los centros habitados, pues su grasa se usaba para ungir a los enfermos de ergotismo, una enfermedad que afecta los vasos sanguíneos y es causada por la ingesta de alimentos contaminados por micotoxinas, especialmente presentes en el centeno y otros cereales.

Como patrón de los animales, San Antón es el protagonista en su festividad del 17 de enero. De hecho, según informó Aleteia, en el Vaticano se celebró este martes la 15º edición de la «Jornada del Criador», la celebración incluyó una feria con diferentes animales de granja y domésticos, una cabalgata y una bendición, organizada en la Plaza de San Pedro por la Asociación de los Criadores Italianos (AIA). Además, en esta fiesta litúrgica se bendicen los establos y los animales domésticos.

Otros días especiales para los animales

Además del día de San Antón existen otros días que reivindican el importante papel que cumplen los animales en la vida de las personas. Por ejemplo, el 4 de octubre se celebra el Día Mundial de los Animales, fecha que reconoce la contribución de los animales al planeta y que a su vez promueve el concepto de bienestar animal en diferentes ámbitos de la sociedad. Además, el 4 de abril es el Día Mundial de los Animales Callejeros, el 21 de julio se celebra el Día Internacional del Perro y el 8 de agosto es el día dedicado al gato.

¿Por qué son tan importantes los animales de compañía?

Son muchos los estudios que han confirmado que los perros y gatos tienen un efecto terapéutico tanto para adultos como para niños. De hecho, la terapia con animales ha sido usada a lo largo de los años para ayudar a personas con diferentes afecciones mentales y físicas.

Según un artículo publicado por Scientific Papers en 2011, la compañía de los animales tiene efectos positivos en personas que se están recuperando de una adicción, que han sufrido un trauma a lo largo de su vida, que están pasando por una crisis de identidad o que han perdido a un ser querido. Además, la compañía de los animales tiene efectos positivos en la salud física, desde reducir la presión arterial e incluso disminuir los síntomas de ansiedad, depresión y estrés.