Enfermeras y médicos esperan en la fila para recibir una inyección de la vacuna Sinopharm de China durante una campaña prioritaria de vacunación COVID-19 en un hospital público en Lima, Perú. (AP Foto/Martin Mejia)
El Ministerio de Salud peruano insta a sus ciudadanos que completen sus esquemas de vacunación. - Foto: AP

coronavirus

Perú declara la quinta ola de coronavirus al registrar más de 10.000 positivos diarios

El país ha indicado que si continúa el alza, entonces se volverá a implementar el uso de tapabocas obligatorio.

Aunque las afectaciones del coronavirus ya estaban quedando atrás, luego de que aparecieran las complicaciones con la viruela del mono y otras, nuevamente algunos países en Latinoamérica han revelado un aumento de contagios que han hecho que revivan algunas medidas de bioseguridad abolidas.

Pues bien, este es el caso de Perú, luego de que este jueves 1.° de diciembre las autoridades sanitarias confirmaran que la nación andina ingresó en lo que se considera ya como una quinta ola de contagios de coronavirus, y advirtieron de la posibilidad de volver a introducir la obligatoriedad de tapabocas.

El Ministerio de Salud peruano (Minsa) anunció que, dado el aumento de contagios en diferentes regiones del país en las últimas semanas, la nación se encuentra en una nueva ola de infecciones de la covid-19, según recoge la emisora local RPP. Lo que ha elevado la preocupación ante la época navideña para las familias.

Así mismo, la cartera sanitaria advirtió que si la tendencia sigue al alza, se podría reintroducir la obligatoriedad del uso de mascarilla, pero por el momento se mantendría la norma vigente. El Minsa también hizo un llamado a la población para que complete los esquemas de vacunación contra el virus urgentemente.

Las autoridades sanitarias del país han confirmado en las últimas jornadas cifras de contagios que rondan los 10.000 positivos diarios, y en algunos casos los superan, cifras altas para lo que se venía informando. Perú ha registrado más de 4,2 millones de infecciones desde el estallido de la pandemia, que ha dejado ya más de 217.000 fallecidos.

La variante ‘perro del infierno’

La mayoría de las variantes están siendo controladas por las vacunas que fueron aplicadas en todo el planeta. Sin embargo, existe una subvariante que le está quitando el sueño a la comunidad científica.

The Lancet Infectious Diseases publicó una investigación sobre el coronavirus y el riesgo que representan las subvariantes de ómicron que están circulando, como lo es la BQ.1., más conocida como ‘perro del infierno’. Esta mutación del virus es la que mayor preocupación está generando.

Una de las características que podría permitirle a la variante ‘perro del infierno’ ser más transmisible que sus antecesoras, podría estar en la capacidad que tiene para eludir la protección generada por las vacunas anticovid.

Según una investigación realizada por el Instituto Leibniz para la Investigación de Primates y la Universidad Friedrich-Alexander de Erlangen-Nürnberg, esta subvariante posee la capacidad de sobrevivir ante los tratamientos actualmente implementados para vencer a la covid-19. En especial, los tratamientos con anticuerpos monoclonales.

Los expertos no descansan en su trabajo de encontrar nuevos mecanismos de terapias con anticuerpos monoclonales, que puedan hacerles frente a futuras variantes del virus. Pero la evolución del virus tampoco se detiene, y cada vez ejerce mayor resistencia ante la eficacia de los tratamientos.

Un grupo de investigadores de la Universidad de Ohio se dio a la tarea de investigar qué tan efectivas podrían resultar las vacunas contra varias subvariantes de covid-19. Los resultados que encontraron fueron publicados en la revista Cell Host & Microbe en un estudio llamado “Resistencia de neutralización mejorada de las subvariantes BQ.1, BQ.1.1, BA.4.6, BF.7 y BA.2.75.2 de SARS-CoV-2 ómicron”.

La investigación se realizó después de tomar muestras de trabajadores del sector salud y pacientes hospitalizados que se habían vacunado previamente con tres dosis de la vacuna anticovid. Entre ellos, se identificaron subvariantes BA.4, BA.5 y BA.1 de ómicron.

*Con información de Europa Press.