Tendencias
Cierran un segundo lugar en Estados Unidos en se aplicaba vacuna de Johnson & Johnson por reacciones negativas
Con el refuerzo de la vacuna Janssen aumentó la cantidad de células inmunitarias catalogadas como T CD8. - Foto: AP

coronavirus

Refuerzo de Johnson & Johnson aumentó la respuesta inmune tras la vacuna de Pfizer, según estudio

La investigación la lideró un reconocido grupo de doctores. Para los resultados se necesitaron a 65 personas voluntarias, quienes tomaron las dos primeras dosis de Pfizer.

Un estudio arrojó que el uso de la vacuna de Jansen contra la covid-19, de la farmacéutica internacional Johnson & Johnson, como refuerzo para las personas quienes tomaron la inmunización con Pfizer, apunta a un resultado satisfactorio; la respuesta que da este refuerzo es alta y puede proteger contra enfermedades graves, según investigadores.

Para llegar a este resultado se efectuó un estudio con 65 personas voluntarias quienes inicialmente tomaron las dos primeras dosis de Pfizer, luego de esto tomaron como refuerzo la inmunización de Johnson & Johnson. En efecto, a pesar de que la respuesta de los anticuerpos fue lenta se comprobó que era más sostenida contra el virus, como también para las variantes delta y beta.

Uno de los investigadores fue el doctor Dan Barouch, del Centro Médico Beth Israel Deaconess y la Escuela de Medicina de Harvard, el hombre le dijo a CNN que “ambas vacunas aumentan muy bien los títulos de anticuerpos. En la cuarta semana, los niveles de anticuerpos neutralizantes eran comparables”.

En concordancia con lo anterior, pasadas las cuatro semanas, los niveles de anticuerpos comenzaron a disminuir en las personas que recibieron la vacuna Pfizer, mientras que continuaron aumentando en las personas que recibieron la vacuna Janssen, también aumentó la cantidad de células inmunitarias catalogadas como T CD8.

En cuanto a los anticuerpos, estos son una primera línea de protección para el organismo y, posiblemente, evitan en gran medida que el virus infecte a varias células. Por otro lado, las células T aparecen luego y combaten a las células infectadas; este tipo de células no previenen las infecciones leves, pero sí disminuyen su progreso.

Aunque el estudio no tiene relación alguna con la nueva variante ómicron, Barouch no descarta la importancia de esta investigación para encontrar nuevas formas de combatir a la nueva variante:

“Para variantes como ómicron, que podrían evadir parcialmente las respuestas de anticuerpos, las respuestas de las células T CD8 pueden ser particularmente relevantes para la protección”, expresó este médico, y añadió: “Creemos que son relevantes en general, pero pueden volverse particularmente relevantes si surge una variante que puede escapar en gran medida de los anticuerpos”.

Es importante mencionar que científicos del mundo se encuentran trabajando constantemente para lograr entender el comportamiento de ómicron, “ahora no lo sabemos con certeza todavía acerca de ómicron, pero ha habido mucha preocupación o especulación de que podría resultar en al menos algún grado, tal vez un grado sustancial, de escape de la vacuna, anticuerpos inducidos. Para un impulso, se desea un impulso para aumentar las respuestas de los anticuerpos y de las células T“, concluyó Barouch en CNN.

Para finalizar, el doctor del Centro Médico Beth Israel Deaconess y la Escuela de Medicina de Harvard, comentó que junto a su equipo de trabajo ha enviado la investigación a una revista especializada para que sea revisada por pares, por ahora, el estudio se encuentra publicado en línea en MedRix.

OMS y la variante ómicron

Mientras científicos trabajan para comprender mejor la nueva variante ómicron, la doctora Maria van Kerkhove, una de las epidemiólogas líderes de la Organización Mundial de la Salud (OMS), señaló que “no hay indicación que sugiera que las vacunas no vayan a funcionar para combatirla, aunque se reduzca su eficacia”.

La experta manifestó, por medio de una rueda de prensa de la Asamblea Mundial de la Salud que “incluso si se reduce algo la efectividad, las vacunas salvarán vidas”. Asimismo, hizo un llamado para que quienes aún no se han aplicado la vacuna, lo realicen lo más pronto posible.

“La posibilidad de tener la enfermedad grave y morir es significativamente menor al tomar la vacuna, que si no estás vacunado”, agregó la doctora mientras enfatiza que el mundo se encuentra en los primeros inicios de la comprensión de la nueva variante ómicron.