Home

Deportes

Artículo

Fútbol Fútbol - Copa Mundial de la FIFA Qatar 2022 - Cuartos de final - Croacia v Brasil - Education City Stadium, Doha, Qatar - 9 de diciembre de 2022 Bruno Petkovic de Croacia anota su primer gol REUTERS/Dylan Martinez
Bruno Petkovic de Croacia anota su primer gol. - Foto: REUTERS/Dylan Martinez

mundial de qatar 2022

Mundial Qatar 2022: entre lágrimas, Croacia festeja su paso a la semifinal en inesperado remate ante Brasil

Los croatas lograron eliminar a Brasil y pasaron a la semifinal del Mundial.

Como en el fútbol no hay nada escrito, sorpresivamente Croacia dio una estocada final eliminando a una de las selecciones favoritas para quedarse con la Copa del Mundo y avanzando a la semifinal del Mundial de Qatar 2022.

En un agónico final, Croacia empató y consiguió alargar el encuentro hasta los cobros desde el punto penal, superando a los brasileños y manteniendo el sueño de los croatas de ser campeones del mundo.

Las redes sociales no se hicieron esperar y ya circulan decenas de videos del momento en que Bruno Petkovic, en el minuto 116, igualó el marcador y obligó a los dos equipos a definir todo desde el punto penal.

Los croatas alcanzaron una serie perfecta, mientras que los brasileños no lograron superar esto y quedaron eliminados del Mundial.

La selección croata no pudo contener su emoción tras haber conseguido el triunfo y en varios videos de redes sociales se ve a los jugadores en medio de las lágrimas de felicidad.

En las calles de Qatar y en Zagreb no caben de la emoción tras haber visto lo conseguido por su selección. En redes sociales se pueden ver varios videos de la emoción de los hinchas croatas con la agónica definición desde el punto penal.

Ahora, Croacia esperará a su rival que se define entre Países Bajos y Argentina.

Desarrollo del partido

Después de dos días sin actividad en el Mundial de Qatar 2022, este viernes iniciaron los cuartos de final. El primero juego tuvo como protagonistas a las selecciones de Brasil y Croacia, duelo en el que los suramericanos tenían cierto favoritismo por lo hecho en octavos.

Para llegar a esta instancia, además de superar la fase de grupos, Brasil derrotó con tranquilidad a Corea del Sur en octavos de final tras ganar cuatro goles por uno. Por su parte, el combinado europeo consiguió su boleto al tener más efectividad desde el punto penal para dejar en el camino a Japón.

Aunque se esperaba una nueva arremetida brasileña, Croacia no se mostró inferior y supo aguantar a la maquinaria ofensiva de la canarinha, que inició el juego con Neymar, Vinicius Junior, Raphinha y Richarlison en el frente de ataque.

Por su parte, Croacia puso una vez más todas sus esperanzas en el hombre de la experiencia del medio campo, Luka Modric. Rodeando al jugador del Real Madrid estaban futbolistas como Ivan Peresic, Mateo Kovacic y Marcelo Brozovic.

Ya con el balón en movimiento, en la primera parte Brasil mostró la intención de hacerse con el balón para dominar el juego, pero no hubo la misma efectividad ofensiva que con los surcoreanos. Aunque buscaron el camino a puerta, los tres acercamientos en los primeros 45 minutos no cumplieron con el objetivo.

Ya en la segunda mitad, el entrenador Tite empezó a mover sus fichas desde temprano al sacar a Raphinha y a Vinicius Juniors por Antony y Rodrygo, respectivamente, cambios ejecutados antes de los 65 minutos de juego. Con esto quiso imprimir más fuerza en el ataque liderado por Neymar, pero se toparon con una defensa férrea.

Además de la solidez defensiva de los croatas, el arquero Dominik Livakovic supo responder en cada disparo al arco y sobre los 70 minutos de partido ya sumaba seis atajadas para mantener su arco en ceros.

Al minuto 76, el guardameta del Dinamo de Zagreb le volvió a ganar el duelo a Neymar, quien por poco abre el marcador, pero una vez más perdió en el mano a mano con Livakovic. Después de esa acción, Brasil tomó más confianza y siguió con su arremetida ofensiva.

Pero así como los brasileños, la camiseta y los guantes de Dominik Livakovic se llenaron de aire y siguió siendo la gran figura, llegando a ocho paradas cuando faltaban solo 10 minutos para el final.

Con el marcador en ceros, el árbitro inglés, Michael Oliver, señaló la mitad del campo para decretar el final de los 90 minutos reglamentarios. Con menos energía de la que empezaron, Brasil y Croacia se dispusieron a jugar la prórroga, que se divide en dos tiempos de 15 minutos.

La canarinha fue nuevamente la que más pisó el área rival, recibiendo el premio esperado con una jugada personal de Neymar, que dejó regado al portero y definió a merced en el último minuto del primer tiempo extra.

Pero el partido todavía tenía preparada una sorpresa gracias al gol de Bruno Petkovic, al 116′, tanto que igualaba el marcador de nuevo y reencausaba las cosas hacia los disparos desde el punto penal, donde Livakovic se hizo gigante para atajar el primer cobro, lanzado por Rodrygo, y darle la ventaja a los croatas, encaminados desde ahí a una victoria con marcador de 3-1.