deportes

Nuevo lío para James: En Catar aseguran que se negó a jugar con Al-Rayyan ¿se va?

El colombiano no tuvo acción en el debut de su equipo ante Istiklol Dushanbe, por la Champions League asiática.


Tras su participación en la doble jornada de eliminatoria con la Selección Colombia, este viernes -8 de abril- se esperaba que el volante cafetero James Rodríguez tuviera acción con el Al Rayyan en el debut de la Champions League asiática ante Istiklol Dushanbe, equipo de Tayikistán.

Aunque el equipo catarí subió fotos a las redes sociales en las que aparece el mediocampista de 30 años, este viernes antes del partido se conoció que el jugador no estuvo en el once inicial ni en el banquillo de suplentes, lo que despertó suspicacias entre sus seguidores.

Con el correr de las horas y con la incertidumbre en el aire, surgió una versión donde se conoció que el volante colombiano no fue de la partida por una lesión muscular y que desde el cuerpo técnico prefirieron no arriesgarlo para tenerlo en el juego del 11 de abril ante Al-Hilal, equipo de su compatriota Gustavo Cuéllar.

James Rodríguez espera volver a tener minutos en Al-Rayyan después de su paso por la Selección Colombia
James Rodríguez espera volver a tener minutos en Al-Rayyan después de su paso por la Selección Colombia - Foto: Instagram @alrayyansc

Sin embargo, este sábado - 9 de abril- desde propio suelo catarí surgió una nueva versión en la que aseguran que el colombiano tuvo un gesto de rebeldía y se negó a disputar el partido con su club. Según el diario Tembah, publicación deportiva especializada de Catar, James habría tomado la decisión de no jugar, no solo este torneo, sino en general con el equipo.

La razón de James para no estar más con Al-Rayyan según dicho medio, es que se encuentra buscando nuevo club para la próxima temporada. Allí se menciona que ya le habría comentado a sus allegados el deseo de regresar al fútbol europeo y que está moviendo sus esfuerzos para encontrar un equipo que le abra las puertas.

Ahora bien, su salida no sería para nada fácil, pues varios factores serían un obstáculo. En primer lugar, James tiene contrato vigente con Al-Rayyan hasta el año 2024, lo cual solo se podría romper en caso que un club decida pagar su cláusula de rescisión.

El otro factor que dañaría la operación es su alto salario, pues cabe recordar que cuando militó en Europa, este cobraba alrededor de siete millones de euros, alta suma para varios equipos que se negaron a pagarlo.

Un club ya le cerró la puerta

Desde hace varios meses, varios clubes han sonado para ser la nueva casa de James en la próxima temporada. Equipos de la Premier League, de Turquía y de España han estado en la órbita del jugador, pero no ha llegado nada en concreto. Sumados a estas ligas, aparecieron dos sudamericanas, la colombiana y la brasileña, esta última con más fuerza dado que lo vincularon a un club en particular.

Se trata del São Paulo de Brasil, club que desde el año pasado apareció como candidato para contratar los servicios del colombiano. Sin embargo, este miércoles el propio club desmintió el rumor. El periodista brasileño Jorge Nicola habló directamente con el presidente del club, Julio Casares, quien comentó que “no hay menor posibilidad, no tenemos condiciones financieras”.

De esta manera, Brasil se baja de las posibilidades para James en su futuro, que es incierto. Su temporada no ha sido la mejor desde su llegada a Catar, pues solo ha sumado cuatro goles en doce presentaciones.

James se ha abierto a varios clubes

Durante sus transmisiones en la red social de Twitch, el volante colombiano ha mostrado visos de querer salir de Catar, abriendo así las posibilidades a un regreso a Europa.

El cafetero en su momento contestó a una de las preguntas de sus seguidores de volver al Everton, equipo en el que salió por la puerta de atrás ante la falta de continuidad.

“Sería una posibilidad. Si ellos quieren, estaría abierto a eso. Yo no tuve ningún problema con nadie allá”, contestó el colombiano, abriendo la puerta a un posible regreso.

James reiteró que su futuro “es un tema que tengo que pensar mucho, pero sí me gustaría irme ya para otro lado, no sé dónde. ¿Ustedes qué piensan? ¿A dónde podría ser? Donde me quieran, obvio, y donde me quieran poner”, preguntó a los seguidores.