deportes

Siguen gastando: Barcelona logra otro fichaje de lujo que quería media Europa

El mercado de verano ha sido todo un éxito para el club catalán en su intento por volver a pelear la Champions


Joan Laporta, presidente del FC Barcelona, prepara otro nuevo golpe en el mercado de pases gracias a las dos ‘palancas’ financieras que ejecutaron al vender el 25 % de sus derechos televisivos por los próximos 25 años. Lo que empezó como un anhelo de darle herramientas a Xavi Hernández, hoy se convierte en la certeza de tener un equipo competitivo para volver a pelear en la élite del fútbol europeo.

Andreas Christensen, Franck Kessié, Raphinha y Robert Lewandowski integran la lista de refuerzos a la que próximamente se sumará un defensor de renombre y proyección a nivel internacional. El francés Jules Koundé, revelación con el Sevilla, se convertirá en jugador del cuadro catalán a cambio de 50 millones de euros, más otros 10 en variables, para un total de 60.

Aunque hace rato el Barcelona tenía acuerdo con el zaguero de 23 años, tuvieron que pasar trabajos en la puja contra el Chelsea. Los londinenses alcanzaron a ilusionarse con una victoria en la negociación, pero Laporta ejecutó la segunda palanca financiera esta semana y, con ello, pudo volver a la carrera por Koundé.

El francés venía sonando para varios equipos en Europa hace meses, sin embargo, fueron Chelsea y Barcelona los que se mantuvieron al tanto de su situación hasta el final. En principio la oferta que más gustaba en Sevilla era la de los blues, hasta que el propio futbolista comunicó que prefería quedarse en España y darle su palabra a los azulgranas.

De este modo, Xavi tendrá una nómina de lujo con futbolistas de larga trayectoria en el club como Ter Stegen, Busquets, Jordi Alba, Dembelé, entre otros, sumados al talento joven de Pedri, Ansu Fati y Gavi, acompañados de esta legión de refuerzos que tienen la ilusión por lo alto en el Spotify Camp Nou.

Después de firmar y presentar oficialmente a Koundé, el presidente y su grupo de trabajo iniciarán la operación más importante del verano: vender a las fichas con las que el DT decidió no contar. En esa lista entran Samuel Umtiti, Riqui Puig, Martin Braithwaite, aparte de Frenkie de Jong y Memphis Depay, quienes aspiran a ser las claves para recoger algo de la inversión hecha en estas últimas semanas.

Aún queda trabajo

Las ventas son más importantes que los refuerzos por una simple razón: si el Barcelona no libera espacio en la masa salarial, le quedará prácticamente imposible inscribir a sus nuevos jugadores, así ya estén jugando en los amistosos de pretemporada.

Ese argumento fue reforzado por el comentario de Javier Tebas, presidente de La Liga, al respecto de los movimientos del equipo catalán en esta ventana de verano. “Lo seguimos, cuando tengamos toda la documentación de las palancas y algún jugador también que tienen que vender, veremos si inscriben todos, saben lo que tienen que hacer”, dijo.

Tebas le recuerda al Barça que “todavía les queda un poco de trabajo para poder inscribir todo lo que han fichado y pretenden fichar, por ahora van por buen camino, queda mucho tiempo para que empiece la temporada”.

ARCHIVO - El presidente del Barcelona Joan Laporta durante una conferencia de prensa en Barcelona, España, el 6 de agosto de 2021. (AP Foto/Joan Monfort)
El presidente Joan Laporta regresó el año pasado para intentar superar la crisis económica del club azulgrana - Foto: AP

El dirigente, de todas formas, les reconoce la estrategia ejecutada por Laporta para poder conformar un equipo de alto nivel. “Han podido vender activos, han podido reducir salarios, permite hacer lo que han hecho, si no, no lo hubieran podido hacer. Es una decisión del Barça. Tendría que conocer su plan. Yo hubiese considerado mejor la opción de CVC. Si las palancas las termina, son como dicen, entregan toda la documentación, está dentro de sus posibilidades”, advirtió.

La decisión de las ‘palancas’ ha sido fuertemente criticada al considerar que, en 25 años, serán menores los ingresos en cuanto a los derechos televisivos, pues el porcentaje vendido debe ser cancelado directamente a la empresa con la que firmaron el acuerdo. “Le puede penalizar en el futuro, pero es verdad que hace un equipo competitivo y los equipos duran más de una temporada, duran varias, ha hecho lo que debía si quería tener un equipo potente”, finalizó Tebas.

La próxima semana el Barcelona estará de vuelta en España para enfrentar los últimos partidos amistosos, entre ellos el Joan Gamper, donde presentará a su afición el grueso de la plantilla para la temporada 2022/23.