Home

Empresas

Artículo

Avión de Avianca
En caso de ser hallada responsable, Avianca podría pagar una multa de hasta 100 mil millones de pesos. - Foto: Cortesía Avianca / A.P.I.

aerolíneas

Avianca y Price Res fueron requeridas por la SuperIndustria

Este ente de control las investigará por presunta violación a las reglas de libre competencia en el país.

La Superintendencia de Industria y Comercio anunció este lunes 18 de julio la apertura de una investigación formal en contra de la aerolínea Aerovías del Continente Americano (Avianca) y la firma Prices Res S.A.S. (operadora de Tiquetesmásbaratos.com) por presuntos incumplimientos en los acuerdos que se tenían para su operación integrada en el país.

Según este ente de control, se trata de los condicionamientos impuestos mediante la Resolución No. 60515 del 22 de agosto de 2018, la cual autorizó de manera condicionada la operación de integración presentada por estas empresas para que operaran conjuntamente en el mercado de intermediación en la comercialización y reserva de paquetes turísticos a nivel nacional e internacional.

“La actuación se inició luego de que la Superintendencia de Industria y Comercio recibiera una queja de la Asociación Colombiana de Agencias de Viaje y Turismo (Anato), en la que se aducía que Avianca y Prices Res estarían incumpliendo el segundo condicionamiento impuesto por esta Superintendencia, tendiente a mitigar el riesgo de posibles efectos verticales de la operación de integración”, dijo la Superintendencia.

Según lo que se conoce hasta el momento, la SuperIndustria encontró que durante varios meses ambas empresas explotaron sus marcas sin que esto hubiese sido autorizado. Dichos movimientos al parecer se realizaron por medio de Avianca Tours.

“Por lo menos, desde el mes de noviembre de 2018 y hasta marzo de 2021, Avianca y Prices Res habrían ofertado una serie de bonos promocionales en los que por la compra de tiquetes aéreos en la página web de Avianca.com se otorgaban descuentos en la compra de paquetes o servicios ofrecidos en la página de Avianca Tours, marca que explotaban conjuntamente estas empresas en desarrollo de la operación de integración empresarial”, agregó esta entidad.

Con esta conducta presuntamente se habría configurado el incumplimiento al segundo condicionamiento de la Resolución No. 60515 del 22 de agosto de 2018, que previó que la oferta de tiquetes aéreos nacionales o internacionales de Avianca debía realizarse a los competidores potenciales y actuales de la sociedad integrada, en este caso materializada a través de la explotación conjunta de la marca Avianca Tours.

Esta oferta debía darse sin la aplicación de condiciones discriminatorias para operaciones equivalentes que pusieran a los competidores en situación desventajosa, requerimiento que al parecer no fue cumplido por parte de estas dos empresas.

De manera particular, este tipo de prácticas habrían otorgado una ventaja injustificada a las dos empresas requeridas en la investigación, en detrimento de las otras empresas que participan en este mercado en la intermediación, comercialización y reserva de paquetes turísticos.

“Teniendo en cuenta esas conductas, la Superintendencia solicitó explicaciones a Avianca y Price Res por el posible incumplimiento a los condicionamientos previstos en una operación de integración empresarial, práctica prohibida y sancionada por el artículo 25 de la Ley 1340 de 2009″, dijo la SuperIndustria.

De esta forma, estas dos empresas estarían incurriendo en hacer creer a la gente que los precios de tiquetes más baratos estaban con Avianca, sin que necesariamente fuese así.

La Superintendencia de Industria y Comercio podrá imponer multas hasta de cien mil salarios mínimos legales mensuales vigentes (100.000 SMLMV) por cada infracción al régimen de libre competencia, y a quienes hayan facilitado, colaborado, autorizado, promovido, impulsado, ejecutado y/o tolerado las conductas anticompetitivas, hasta de dos mil salarios mínimos legales mensuales vigentes (2.000 SMLMV) por cada infracción.

Así las cosas, desde ahora, estas dos empresas deberán rendir sus descargos ante la Superintendencia para demostrar que no existió la mencionada violación al proceso de integración empresarial o de lo contrario se exponen a las multas ya mencionadas, por afectar el régimen de libre competencia que hay en el país.