mundo

Presidente de Estados Unidos pone fin a política que obliga a personas que solicitan asilo a esperar en México

Durante el mandato de Biden, cada mes más de 200.000 personas que intentaron entrar en el país fueron deportadas.


El gobierno del presidente estadounidense Joe Biden anunció que pondrá fin “de forma rápida y ordenada” a la política que obliga a los solicitantes de asilo a esperar en México a que la justicia resuelva sus casos.

El departamento de Seguridad Nacional (DHS) hizo este anuncio el lunes por la noche después de que un juez levantara una orden judicial que impedía a Biden eliminar los Protocolos de Protección al Migrante (conocidos como “Quédate en México” o MPP), introducidos por su predecesor, el republicano Donald Trump, en 2019.

“El DHS se compromete a poner fin a la aplicación de los MPP dictada por la corte de una manera rápida y ordenada”, informa en un comunicado.

“Las personas ya no están siendo inscritas recientemente en los MPP, y aquellas que actualmente se hallan en el MPP en México serán dadas de baja en cuanto regresen para su próxima cita prevista en la corte. Las personas que se den de baja del MPP continuarán con sus procedimientos de expulsión en Estados Unidos”, añade.

El secretario de Seguridad Nacional, Alejandro Mayorkas, estima que Quédate en México “tiene fallos endémicos, impone costos humanos injustificables y desvía recursos y personal de otros esfuerzos prioritarios para garantizar la seguridad de la frontera”.

Poco después de llegar al poder, Biden intentó eliminar la política como parte de lo que denominó un enfoque más humano de la migración. Pero varios estados gobernados por republicanos, con Texas al frente, demandaron al gobierno federal, y un tribunal ordenó reinstaurar la política.

El caso llegó a la Corte Suprema, que el 30 de junio autorizó al gobierno a acabar con este programa.

Desde que la política comenzó a aplicarse en enero de 2019 hasta que Biden la suspendió por primera vez, al menos 70.000 personas fueron enviadas a México, según el American Immigration Council, una organización sin fines de lucro.

Miles de personas siguen esperando en México una oportunidad justa de solicitar asilo, cada día que esperamos para traerlos de vuelta es otro día en el que sus vidas y su seguridad siguen en peligro”, afirma en un comunicado Kate Melloy Goettel, directora legal de litigios del American Immigration Council.

Entre diciembre de 2021 y junio de 2022, cuando Quédate en México volvió a estar en vigor, se inscribieron en este programa 9.563 personas, la mayoría de las cuales procedían de Nicaragua.

Durante el mandato de Biden, cada mes más de 200.000 personas que intentaron entrar en el país fueron enviadas de vuelta, invocando Quédate en México o una norma de salud pública introducida por la pandemia y conocida como Título 42.

Estados Unidos seguirá aplicando el Título 42, que en la práctica permite a las autoridades bloquear a las personas en la frontera terrestre, informa el DHS.

¿Joe Biden está enfermo?

Joe Biden tuvo que detener en varias oportunidades su discurso a las afueras de la Casa Blanca, durante la firma de una ley para la industria de microchips.

El motivo fue una constante tos del mandatario, quien en días anteriores dio negativo por covid-19, luego de varias semanas en que el resultado había sido positivo.

Luego de terminar su discurso, el jefe de Estado se sonó la nariz antes de que los integrantes del Congreso se juntaran para ver cómo sancionaba la ley que brindará un total de 280.000 millones de dólares a esa industria tecnológica.

Cabe mencionar que a Biden también se le vio tosiendo el pasado lunes 8 de agosto, durante la sesión informativa de los daños de la tormenta en el este de Kentucky.

Por ahora, la Casa Blanca se ha negado a que el doctor personal del presidente, Kevin O’Connor, responda a las preguntas de los periodistas sobre su estado de salud, pero específicamente de su contagio de coronavirus.

No obstante, Karine Jean-Pierre, secretaria de prensa de la Casa Blanca, en la sesión informativa de este martes, señaló que el mandatario está experimentado los efectos del virus y aseveró que no se necesita una actualización constante de su estado de salud por parte del doctor O’Connor.

Es de destacar que este tipo de secuelas, a veces denominado covid prolongado, es más común entre las personas de mayor edad, lo cual no es un motivo para alarmarse. Se espera en las semanas siguientes una mejoría en la salud del presidente Biden, indicó la Casa Blanca.

*Con información de AFP.