Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

| 8/2/2019 7:59:00 AM

Un año de gobierno: sigue el pesimismo y baja la imagen presidencial

La encuesta de Invamer para SEMANA, Blu Radio y Caracol Televisión, arroja que la imagen presidencial sigue en descenso, el pesimismo continúa y el desempleo se consolida como el principal problema para los colombianos. Análisis de SEMANA.

Encuesta Invamer: Duque baja en aprobación El bajón de casi seis puntos en su imagen (pasó del 42.7 por ciento en febrero al 37 por ciento en julio), puede estar relacionado a la profunda preocupación que tienen los colombianos con el desempleo. Foto: SEMANA

Dos mil diecinueve ha sido para los colombianos un año pesimista. A diferencia del año anterior, dos de cada tres personas (68 por ciento), consideran que las cosas van por mal camino.

Como Colombia es un país presidencialista, los niveles de optimismo fluctúan de acuerdo a la imagen presidencial. Así, cuando la imagen del Presidente Iván Duque llegó a su nivel más bajo en lo que lleva gobernando, 27.2 por ciento en noviembre de 2018, el pesimismo se disparó llegando al 73.8 por ciento. En ese momento el país aún no conocía al mandatario y este no había logrado consolidar el apoyo de su partido.

Desde el Centro Democrático se veía con preocupación que no fuera un gobernante con una mano tan dura como la de Álvaro Uribe. Y desde el centro y la izquierda había muchas preocupaciones sobre lo que Duque podría llegar a hacer con el acuerdo de paz.

Consulte: Uribe sale en defensa de Duque por críticas de ‘The Economist‘ a su primer año de gobierno

Pero un año después, los colombianos tienen más elementos para saber quién es su presidente y cuál es su talante. En febrero de este año valoraron de mejor manera su gestión por cuenta de la actitud que tuvo frente al atentado del ELN a la Escuela General Santander. El 42 por ciento de los ciudadanos, consideró que estaba haciendo bien su tarea.

Desde entonces y en ninguna encuesta, Duque ha podido repuntar en imagen. El bajón de casi seis puntos en su imagen (pasó del 42.7 por ciento en febrero al 37 por ciento en julio), puede estar relacionado a la profunda preocupación que tienen los colombianos con el desempleo.

En contexto: Desempleo, el mayor problema del país según los colombianos

El ambiente económico es tenso, los empresarios no son del todo optimistas, y los ciudadanos de a pie sienten que cada día es más difícil conseguir trabajo. En consecuencia, desde comienzos de este año, el desempleo se convirtió para los encuestados en el principal problema.

La preocupación coincide con la realidad. En junio la tasa de desempleo nacional continuó con su tendencia ascendente y se ubicó en 9,4%. Si bien se trata de un número que está por debajo de los dos dígitos, quedó por encima del 9,1% registrado un año atrás. En lo que respecta a la información trimestral, del periodo abril – junio de 2019, la tasa de desempleo subió a 10,1%, lo que implica un alza, pues en el mismo período del año pasado estaba en 9,4%. En total, según los datos del Dane, 2,3 millones de colombianos están sin trabajo.

En contraste con lo que sucedió con el desempleo, dos temas dejaron de preocuparle un poco a los colombianos: la corrupción, la inseguridad y la llegada de venezolanos. En cuanto al primero de ellos, a pesar de la poca voluntad del congreso para discutir los proyectos de la mesa anticorrupción, muchos valoran la actitud del mandatario frente a la ‘mermelada’. La falta de representación política de los partidos sigue siendo vista por muchos, incluyendo el Presidente, como un elemento que juega favor de la transparencia.

En cuanto a la caída de la preocupación en torno a la inseguridad, esta puede tener que ver con la disminución de los homicidios. En el último año se calcula que ese flagelo ha disminuido en un 4 por ciento. Finalmente, en cuanto a la inmigración venezolana, que también preocupa un poco menos que en febrero, esta fue una realidad novedosa hace un año, pero a la cual se han ido acostumbrando los colombianos.

La imagen del gobierno y la del presidente vuelven a bajar

En cuanto a quiénes son las personas que creen en Duque, la encuesta arroja datos interesantes. Al igual que sucedía en campaña, el presidente es más popular entre quienes tienen mayor edad (55 años o más) y menor nivel socioeconómico. Con el paso de los meses y la radicalización de sus posiciones, ha logrado consolidar el apoyo del 72.1 por ciento de las personas afines al Centro Democrático. Sus críticos están en la Alianza Verde, el Polo Democrático y el Partido Liberal, respectivamente.

Vale la pena anotar que en la medición Gallup publicada en mayo, la imagen presidencial era de 33 puntos, un poco más alta que la actual. Esto tiene que ver con el hecho de que la muestra de esa medición era en las grandes ciudades, donde le va mejor a la imagen presidencial, mientras que en la encuesta actual se consideran municipios de la ruralidad.

El descenso en la imagen presidencial en la encuesta de julio va de la mano con una leve caída de la favorabilidad de la vicepresidenta Marta Lucía Ramírez. Su imagen positiva tuvo un pico en junio de 2018, después de la elección presidencial, y desde entonces ha bajado. A pesar de su alta visibilidad, no la conoce uno de cada tres colombianos, su imagen favorable es hoy del 29 por ciento.

Puede leer: Los descaches de la vicepresidenta en Twitter

El caso de los ministros sigue siendo problemático. Definitivamente los colombianos no los reconocen. El más conocido es Alberto Carrasquilla (44 por ciento), quien tiene una imagen negativa (25,7 por ciento), que duplica a la positiva (12,3 por ciento). Sólo tres ministros tienen una imagen positiva superior a la negativa: el canciller Carlos Holmes Trujillo, a quien mejor le va, la ministra del Interior Nancy Patricia Gutiérrez y la de Justicia, Margarita Cabello.

En cuanto a las figuras que no hacen parte del gobierno, la encuesta arroja que otra imagen que ha caído, es la de Sergio Fajardo. Su desfavorable no ha aumentado, pero su imagen positiva es del 40 por ciento, cuatro puntos menos que en febrero según esta medición. La imagen de otros ex candidatos como Germán Vargas y Gustavo Petro se mantiene estable. Sorprende el bajo nivel de conocimiento del Procurador Fernando Carrillo –solo el 19 por ciento de los encuestados sabe quién es—y del contralor Carlos Felipe Córdoba, quien solamente es reconocido por el 5 por ciento.

Tampoco cambia la percepción que sobre Álvaro Uribe, quien es bien calificado por la mitad de los colombianos y rechazado por el 45 por ciento, cifras en las que se ha mantenido este año. En contraste, Juan Manuel Santos bajó cinco puntos, pasando de un desfavorable de 50 a uno de 55 por ciento. En este hecho pudo haber incidido la decisión de la Comisión de Acusaciones de llamarlo a rendir cuentas en el escándalo de Odebrecht.

Por primera vez, esta encuesta decidió medir a nivel nacional a dos figuras que son muy populares en sus ciudades: el alcalde de Medellín, Federico Gutiérrez, y el de Barranquilla, Alejandro Char. Los dos tienen en todo el país un reconocimiento mayor que el de los ministros y en la mayoría de regiones su imagen es positiva. Ambos alcaldes han empezado a sonar en las especulaciones sobre los presidenciables.

Instituciones, políticas y Venezuela

La favorabilidad d elas principales instituciones del país se mantiene similar a la de mediciones anteriores. Solo dos tienen variaciones significativas y negativas: las Fuerzas Militares y la JEP.

En el caso de las Fuerzas Militares, que desde mayo de 2017 se habían mantenido en el 70 por ciento más de imagen positiva, esta cae al 66 por ciento (bajando seis puntos desde febrero), y la negativa pasado de 21 a 28 por ciento en el mismo lapso. Esto, sin duda, se debe a los recientes escándalos que ha protagonizado el Ejército. El primero de ellos, el del eventual regreso de criterios y prácticas militares conducentes a los falsos positivos. El segundo, destapado por Semana, el relacionado con casos de corrupción que llevaron al presidente Duque a llamar a calificar servicios a cuatro generales.

Le recomendamos: Operación silencio en el Ejército

La JEP también sale golpeada en la medición. Esta pasó de tener una imagen negativa de 40 por ciento (igual a la positiva) en febrero, a tener una desfavorabilidad del 55 por ciento. En esa caída fue determinante el escándalo del caso Santrich. Por no haber avalado su extradición, muchos responsabilizan a la JEP de su ‘volada’.

Otro elemento llamativo de la encuesta tiene que ver con Venezuela. Entre los colombianos Nicolás Maduro sigue teniendo un rechazo generalizado 892 por ciento) y la aceptación de Guaidó se mantiene alta (67 por ciento en julio y 70 por ciento en febrero). No obstante, cada vez es menor el apoyo que los colombianos le dan a su nombre. Su desfavorabilidad aumentó de 4 a doce por ciento entre febrero y julio, lo cual puede deberse a que, seis meses después de que Guaidó se autoproclamó presidente, Maduro sigue aferrado al poder.

El leve aumento de desfavorabilidad de Guaidó entre los colombianos, va de la mano con una creciente desaprobación de la manera como estos valoran la gestión de Duque frente al vecino país. En febrero, cuando el presidente propuso el cerco diplomático contra Maduro y organizó un concierto en la frontera, casi el sesenta por ciento de los encuestados defendía su estrategia. Hoy esa cifra se ha reducido casi a la mitad (36,9 por ciento), y la desaprobación de la forma como está enfrentando la crisis pasó del 34 por ciento al 55,5 por ciento en seis meses.

Asomos de xenofobia también comienzan a sentirse. Entre febrero y julio la opinión desfavorable acerca de los venezolanos que llegan a Colombia aumentó casi diez puntos, pasando del 53,3 por ciento al 62,2 por ciento.

En contexto: Encuesta Invamer: Aumenta el rechazo a los venezolanos

Frente a el conflicto armado y la paz hay conclusiones interesantes. Tres de cada cinco personas siguen considerando que insistir en el diálogo para lograr acuerdos de paz. Aterrizando esa idea al ELN, el 51 por ciento de los colombianos está en desacuerdo con que se haya suspendido la mesa de negociación con ese grupo.

En lo conceriniente al acuerdo de paz con las Farc. Cada vez son más los colombianos que sienten que la implementación de los acuerdos de La Habana no va por buen camino (73.7 por ciento frente a 69 por ciento que así lo creía en julio. El 60 por ciento cree que el gobierno no cumplirá los acuerdos, mientras que el 78 por ciento cree que los ex Farc no cumplirán. En esto, de nuevo, el episodio Santrich también tuvo un gran impacto.

Para atacar el problema de las drogas, son más los colombianos que rechazan la fumigación con glifosato (54,6 por ciento) que los que la aceptan 42,8 por ciento)

Hasta hace poco, las banderas del Presidente Duque como el cerco diplomático a Venezuela o la salida militar al conflicto con el ELN eran exitosas. Las expectativas sobre su gabinete también le favorecían. Sin embargo, después de un año de gobierno, los ciudadanos empiezan a exigir cuentas. En términos generales, al gobierno no le va bien en esta medición. Le quedan tres años para capotear con un panorama económico que no pinta bien en Colombia ni en el mundo pero también, para liderar una estrategia que le permita recuperar optimismo, credibilidad institucional y entusiasmo en torno a la figura presidencial. Las cartas están en su mano.

EMPRESA QUE REALIZÓ LA ENCUESTA: INVAMER S.A.S. PERSONA NATURAL O JURÍDICA QUE LA ENCOMENDÓ: Noticias Caracol, Blu Radio y Revista Semana. FUENTE DE FINANCIACIÓN: Noticias Caracol, Blu Radio y Revista Semana. OBJETIVO GENERAL: Conocer la opinión que tiene la gente en general de cómo van las cosas en Colombia y de la aprobación a la gestión del Presidente Iván Duque. UNIVERSO: Hombres y mujeres mayores de 18 años, de todos los niveles socioeconómicos, residentes en Colombia, exceptuando los departamentos antiguamente llamados “territorios nacionales” y las islas de San Andrés y Providencia. MARCO MUESTRAL: En la primera fase del muestreo, Censo Nacional discriminado por municipios. En la segunda fase, planimetría de cada una de las poblaciones seleccionadas. En la tercera fase, hogares de las manzanas seleccionadas en cada población. En la cuarta y última fase, personas mayores de 18 años residentes en cada hogar. TAMAÑO Y DISTRIBUCIÓN DE LA MUESTRA: Se realizaron 1.008 encuestas distribuidas en los siguientes municipios: Alto Baudó, Ayapel, Baraya, Barranquilla, Bogotá, Bucaramanga, Bugalagrande, Calamar, Calarcá, Cali, Cartagena, Chía, Cúcuta, Duitama, Entrerríos, Fresno, Fundación, Garzón, Girón, Guadalajara de Buga, Ibagué, Itagüí, Manizales, Medellín, Montería, Muzo, Ocaña, Pacho, Palmira, Pasto, Popayán, Quebradanegra, Riohacha, Rionegro, Sabana de Torres, Sabaneta, San Alberto, San Onofre, San Pedro, Sandoná, Santa Marta, Santuario, Silvia, Soledad y Villavicencio. Para ajustar la distribución de la muestra a la distribución real del universo por región y tamaño, se aplicaron factores de ponderación. Este tamaño muestral está de acuerdo al de la propuesta. El estudio se realizó en cumplimiento a la norma ISO 20252 versión 2012 Investigación de mercados social y de opinión. SISTEMA DE MUESTREO: Aleatorio por etapas: 1. Selección aleatoria sistemática de 63 puntos muestrales en todo el país. 2. Selección aleatoria sistemática de manzanas en cada punto muestral. 3. Selección aleatoria sistemática de cuatro hogares por manzana. 4. Selección aleatoria simple de una persona de 18 o más años residentes en el hogar. MARGEN DE ERROR: Los márgenes de error dentro de unos límites de confianza de un 95%, son: para el total de la muestra de 1.008 encuestas +/- 3,09%; para el total de la muestra de Bogotá +/- 7,39%, Norte Caribe +/- 6,80%, Centro Oriental +/- 6,33%, Antioquia/ Eje Cafetero +/- 7,07% y Sur Occidental +/- 7,07%. TÉCNICA DE RECOLECCIÓN DE DATOS: Personal por medio de dispositivos móviles (Sistema CAPI) en el hogar de los encuestados. FECHA DE RECOLECCIÓN DE LOS DATOS: Del 25 al 28 de julio de 2019. 

EDICIÓN 1962

PORTADA

Duque en su laberinto

La situación para el presidente no es fácil. Puede que después de las protestas de este año consiga la paz política con los partidos. Pero llegar a la paz social con los del paro resultará mucho más difícil.

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en SEMANA Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Para verificar su suscripción, por favor ingrese la siguiente información:

O
Ed. 1962

¿No tiene suscripción? ¡Adquiérala ya!

Su código de suscripción no se encuentra activo.