Tendencias

Home

Nación

Artículo

- Foto: SEMANA

elecciones 2018

El malestar del uribismo en esta jornada electoral

En varios puestos de Medellín, Bogotá y Bucaramanga, los votantes protagonizaron protestas y algunos calificaron el hecho como un fraude. La Registraduría ordenó que se fotocopien los tarjetones. Piden ampliación de votaciones, pero el Gobierno lo descarta.

La votación en la Gran Consulta por Colombia (alianza Pastrana-Uribe) desbordó la capacidad de varios puntos de votación, especialmente en Bogotá, Medellín y Bucaramanga, donde se agotaron los tarjetones con los que los ciudadanos están eligiendo al candidato presidencial entre Iván Duque, Marta Lucía Ramírez y Alejandro Ordóñez

Hubo protestas por parte de los ciudadanos, que formaron filas a la espera de que llegara el material electoral. La Registraduría anunció que se fotocopiaron las tarjetas, como sugiere el protocolo en estos casos, para atender la contingencia. Hacia las 3 de la tarde, el registrador Juan Carlos Galindo aseguró que la crisis estaba superada. 

Le recomendamos: Quién es quién en las consultas interpartidistas

La autoridad electoral explicó que se imprimieron 15 millones de tarjetones para cada consulta, pero en ciudades como Medellín la solicitud de esos formularios fue masiva. "Ya se están haciendo las fotocopias de los tarjetones para que siga la jornada electoral de manera normal", aseguró. 

Aunque las fotocopias tienen la misma validez que los tarjetones originales, deben estar firmadas por los jurados. Al final de la jornada se debe dejar registro de cuántos tarjetones y cuántas fotocopias se usaron.

El jefe de la Registraduría les pidió paciencia a los votantes, y aseguró que la situación solo se presentó en sitios muy puntuales, y que el ente tenía un presupuesto limitado para imprimir los tarjetones. El procurador general Fernando Carrillo, por su parte, aseguró que se tendrá que investigar lo que sucedió, calificó la situación como una calamidad y pidió una reacción inmediata de la Registraduría. 

Le sugerimos: Minuto a minuto de la jornada y resultados de las elecciones al Congreso 2018

El registrador aseguró que la posible falta de tarjetones ya la tenía previsto y que se tuvo con anterioridad un “acuerdo con los partidos y movimientos políticos al momento de organizar las consultas. Incluso los mismo partidos autorizaron que se podía proceder con fotocopias en un caso como estos”.

Tomás Uribe, el hijo del expresidente también se refirió a los hechos, que calificó como fraude. 

La situación se desencadenó en Medellín, fortín del uribismo, sobre las 11 de la mañana, en puntos como la Universidad Eafit y el colegio Inem, pero con el paso de las horas creció como una bola de nieve. Luego se reportó agotamiento de tarjetones en Bogotá, en lugares como el Liceo Francés. Y sobre las primeras horas de la tarde, la situación se replicó en Bucaramanga y Cali. 

Le puede interesar: Lo que se juega Colombia en estas elecciones

La tensión aumentó entre los votantes a medida que se acerca la hora del cierre de votaciones, fijada a las 4 de la tarde. El exprocurador Alejandro Ordóñez, por su parte, pidió que se extienda la jornada electoral por dos horas más. Sin embargo, la Registraduría descartó esa opción.