Home

Bogotá

Artículo

Tragedia en La Calera: así quedó el vehículo en el que se movilizaban las personas que fueron arrasadas por la avalancha
Tragedia en La Calera: así quedó el vehículo en el que se movilizaban las personas que fueron arrasadas por la avalancha - Foto: SEMANA

nación

Tragedia en La Calera: así quedó el vehículo en el que se movilizaban las personas que fueron arrasadas por la avalancha

Holman Rodríguez y Javier Velilla Arrieta estaban dentro del vehículo. Por cuenta del fenómeno natural, tres fueron las víctimas mortales.

Jesús David Serrano, vigilante que sobrevivió a la tragedia en La Calera, habló con SEMANA. Según dijo, a las 4:26 p. m. del sábado 12 de noviembre se vino una avalancha de lodo en cuestión de segundos. Todo sucedió mientras Bogotá soportaba un tremendo aguacero que precipitó el fenómeno natural en el vecino municipio.

Serrano aseguró que “fue algo muy rápido. Yo me dirigía a portería con el compañero Holman. Yo iba para recibir puesto y él iba a empezar turno. Nos encontramos con Velilla cuando se vino la avalancha. Yo grabé unas imágenes y salí corriendo, corrí con suerte, gracias a Dios. Estábamos tres personas en un vehículo y yo alcancé a salir, en cuestión de segundos, quedaron ellos y la avalancha les tapó el vehículo”.

El vehículo gris quedó golpeado por el costado derecho y expuesto ante la mirada de los familiares de los vigilantes. Luz Ángela Ríos pide a gritos desde la tarde de este sábado que los organismos de socorro den con el paradero de su esposo, Javier Velilla Arrieta, luego de ser arrastrado por un deslizamiento de tierra tras las fuertes precipitaciones que se registraron en la zona rural de La Calera.

Aunque los organismos de socorro de Cundinamarca informaron que el cadáver del hombre fue encontrado en la jurisdicción de Bogotá, los funcionarios departamentales y municipales no le han dado cuenta de la ubicación de su compañero sentimental, con el que tiene cuatro hijos. “No sé todavía si está fallecido. Necesito esa retroexcavadora para que lo busquen porque no lo hemos encontrado. Lo que hacen es mandar la retroexcavadora a abrir vías para que pasen los carros lujosos de esta zona, porque ellos son más prioridad, porque tienen plata y yo no”, relató la mujer.

Entre lágrimas recuerda que la última conversación que tuvo con Velilla Arrieta fue a las 3:00 p. m. de este 12 de noviembre. Entre tanto, hablaron de las fuertes lluvias que se estaban descargando en ese momento sobre La Calera y planearon encontrarse después de las 7:00 p. m. La víctima era vigilante en un conjunto residencial del sector.

“Velilla estaba haciendo un reporte para los residentes sobre el estado de las vías y por eso se subió al vehículo”, agregó Serrano. “Nadie se imaginó que fuera a pasar esto, esto fue algo momentáneo, rápido, cuestión de segundos, eso fue un desprendimiento de tierra. Yo llevo aquí dos años y gracias a Dios me salvé”, dijo Serrano al respecto. “Holman era muy querido en la región, muy querido aquí, padre de familia de dos niños. Velilla, también. Muy buena persona. A él no lo han encontrado. Yo lo único que pensé fue en correr y que no me alcanzara. Me cayeron muy cables encima y gracias a Dios no me electrocuté”, explicó.

La Gobernación de Cundinamarca confirmó el hallazgo de dos cuerpos sin vida que fueron reportados como desaparecidos en medio de las fuertes precipitaciones que se registraron en la tarde de este sábado 12 de noviembre en La Calera, municipio de Cundinamarca. Previamente, se reportó la muerte de una mujer por cuenta de esta tragedia.

Tragedia en La Calera: así quedó el vehículo en el que se movilizaban las personas que fueron arrasadas por la avalancha
Tragedia en La Calera: así quedó el vehículo en el que se movilizaban las personas que fueron arrasadas por la avalancha - Foto: SEMANA

Las personas que se movilizaban en moto fueron llevadas por la corriente, como le sucedió a una mujer que viajaba a la altura del sector conocido como Los Patios. Ella no tuvo tiempo de reaccionar y, en cuestión de segundos, estaba debajo de uno de los carros que quedaron inmovilizados en el lugar por cuenta de los derrumbes que también se presentaron en la vía. Aunque la comunidad corrió a auxiliarla, no fue posible salvarle la vida. Murió ahogada.

Los momentos de tensión quedaron registrados por lo pasajeros de un carro de servicio público que se movilizaba por el lugar. “Ay no, es una persona. Quedó debajo. ¿Está muerta? Y no hay bomberos”, se escuchó a los pasajeros conmocionados por lo sucedido.