transformación digital

Marten Keavats, un gurú digital aficionado a las bicicletas

Desde los 12 años este arquitecto, especialista en asuntos digitales y asesor del gobierno estonio y de la Organización Mundial de la Salud, ha promovido el uso de la bicicleta como el medio ideal para movilizarse. Su activismo lo condujo a liderar procesos de transformación digital al interior de organizaciones y gobiernos.


Juan Montes*

La transformación digital suele asociarse de forma inmediata con la tecnología y, en ese orden de ideas, es común que las grandes empresas de Silicon Valley y sus productos y servicios sean ejemplo a la hora de transitar hacia una sociedad cada vez más digital. Sin embargo, es poco lo que se pueda avanzar si la burocracia gubernamental se convierte en un obstáculo.

A varias millas de la bahía de San Francisco, al norte de Europa, se encuentra Estonia, un país que se ha convertido en líder de la digitalización gubernamental, en gran parte gracias al trabajo de Marten Keavats, asesor digital de este gobierno. Con frecuencia, Marten es invitado a dar conferencias sobre transformación digital, incluso ha venido a Colombia. Su rol de experto en este tema hace suponer que su formación académica tiene que ver con algún tipo de ingeniería o ciencia computacional, pero no es así. Marten es arquitecto.

El origen de su interés en el tema que hoy lo ha hecho recorrer el mundo no parte propiamente de algo relacionado con la tecnología. Antes de decidir que estudiaría arquitectura, dedicó gran parte de su juventud –e incluso de su adolescencia– a promover el uso de la bicicleta como medio de transporte. “He sido cicloactivista desde 1997, cuando tenía 12 años. Los autos resultan poco prácticos para la movilidad urbana”. Al involucrarse en esta causa llegó a liderar una de las protestas pacíficas más importantes de Estonia, que más adelante llevó a la creación de una comunidad local llamada New World Society.

A través de esta comunidad se organizaron festivales callejeros a partir del interés de las personas por mejorar su propio barrio. Otras comunidades quisieron replicar este modelo. Así que, mientras estudiaba arquitectura, Marten hizo parte del desarrollo de Community Tools, un proyecto enfocado en la creación de herramientas como contenido generado por usuarios, generación de mapas y difusión de material multimedia, entre otras, para grupos de personas interesadas en el mejoramiento de sus barrios y comunidades.

Si bien la tecnología ha servido para facilitar de alguna forma el trabajo llevado a cabo en estas iniciativas, no constituye la base de las mismas. Y esto se relaciona con una de las principales advertencias que hace Marten a los gobiernos y personas interesadas en implementar una estrategia de transformación digital: se trata, en gran medida, de un tema cultural. “Los gobiernos tienden a pensar que lo digital es un artefacto, un dispositivo o la implementación de un nuevo servicio, pero lo fundamental es cambiar la mentalidad”, dice.

En bicicleta al gobierno

Curiosamente, el cicloactivismo de Marten no ha reñido con su involucramiento en la promoción de vehículos autónomos. A partir de su interés en la movilidad urbana, se ha dado cuenta de que este tipo de automóviles, combinados con una estrategia de uso compartido, resultan igual de beneficiosos que las bicicletas. Gracias a esta experiencia, participó en un programa de atracción de talento del gobierno y tras comprender cómo funciona el sector público fue contratado como asesor digital de Estonia, un país en el que la falta de un presupuesto robusto para varios procedimientos burocráticos fue la causa de una digitalización sin precedentes.

De nuevo, no se trató simplemente de llevar a un soporte digital aquello que se hacía en papel, en palabras de Marten lo importante es que “los servidores públicos rediseñen por completo el servicio que proveen, sin importar si se trata de asuntos relacionados con pensiones, servicios de salud o incluso la policía… todos los servidores tienen que cambiar su mentalidad”. Marten se refiere a los procedimientos burocráticos en los que a un ciudadano se le solicita información que debería estar condensada en una misma base de datos asociada a su nombre, por ejemplo. En la eficiencia radica otro de los pilares de la transformación digital que promueve.

Marten Keavats, especialista en asuntos digitales y asesor del gobierno estonio y de la Organización Mundial de la Salud, ha promovido el uso de la bicicleta como el medio ideal para movilizarse.
Marten Keavats, especialista en asuntos digitales y asesor del gobierno estonio y de la Organización Mundial de la Salud, ha promovido el uso de la bicicleta como el medio ideal para movilizarse. - Foto: E-ESTONIA

Marten también es miembro del Grupo Asesor Técnico de Salud Digital de la Organización Mundial de la Salud. Actualmente es responsable de la construcción de la arquitectura de un sistema que permita fomentar la confianza en los certificados de vacunación entre más de 100 países. Y es que la confianza es otro de los aspectos que más importan en la transformación digital. “Se necesita crear un mecanismo de transparencia antes de generar confianza”, dice Marten, “este es un proceso extenso”. Cultura, confianza, transparencia… hay bastantes asuntos por resolver antes de las herramientas tecnológicas.

Durante el verano que acaba de pasar, el pasatiempo de Marten fue construir dos casas de madera para sus amigos. “Me hizo muy feliz el hecho de ver algo terminado, porque el trabajo con asuntos digitales requiere varias conversaciones, pero pocas veces se lleva a cabo algo concreto”.

*Periodista

Lea también: “El 2020 nos permitió fortalecernos para llevar el e-commerce a otro nivel”: Falabella

Lea también: Con un planetario casero aprenden los estudiantes de la vereda Las Peñas, en Antioquia