Té de jazmín
El té de jazmín es una de las bebidas más conocidas en China. - Foto: Getty Images/iStockphoto

vida moderna

Cinco infusiones naturales para combatir los síntomas de la gripa

Las infusiones naturales aportan un sinfín de nutrientes, vitaminas y minerales al organismo.

La gripa es una de las infecciones virales que con mayor facilidad se propaga entre la población. Cualquier contacto con partículas de saliva o secreciones de alguien infectado puede ser suficiente para desarrollarla.

Cuando una persona tiene gripa, puede sentir malestar general en el organismo, dolor de cabeza, pérdida de apetito, congestión nasal, fiebre y otros síntomas que reducen la calidad de vida. Su severidad depende de la respuesta inmunológica de cada persona. Sin embargo, la mayor parte de las veces se cura en cuestión de días.

Según el portal Bienestarcolsanitas.com, algunos medicamentos pueden aliviar los síntomas de este malestar, pero nada lo cura. Algunos de los cuidados que ayudan a agilizar el proceso para que salga del cuerpo consisten en apartarse de la rutina, tomar abundante agua al clima y consumir alimentos suaves que no le exijan al cuerpo un trabajo alto de digestión.

Los especialistas indican que el agua de panela y la miel con limón sí funcionan y aclaran que los líquidos fríos, helados de sabores y bebidas con hielo disminuyen la actividad de las defensas, paralizan el sistema inmunológico y facilitan que el virus se replique.

Este padecimiento puede minimizarse con el consumo de algunos remedios naturales que ayudan a acelerar el proceso de recuperación. Estas son cinco infusiones medicinales que pueden ayudar a quitar los síntomas.

La infusión de manzanilla contiene propiedades antiinflamatorias. Foto: GettyImages.
La infusión de manzanilla contiene propiedades antiinflamatorias. Foto: GettyImages. - Foto: Foto: GettyImages.

1. Saúco. Esta planta es muy conocida por su contenido de vitamina C y efecto antiinflamatorio. Una publicación en Phytotherapy Research señala que las flores de este árbol tienen propiedades antivirales y antimicrobianas y su uso es, generalmente, reconocido como seguro. Se puede preparar con una cucharadita de flores secas de saúco, una taza de agua y una cucharada de mil. Es recomendable ingerir la bebida dos veces al día, indica el portal Mejor con Salud.

2. Jengibre. Una de las infusiones más populares para detener el avance de los síntomas de la gripe es la que se obtiene de la raíz de jengibre. Se dice que sus propiedades ayudan a fortalecer la salud respiratoria y disminuye la congestión. La preparación se puede realizar con una cucharadita de jengibre rayada, una taza de agua y una cucharada de miel. Se puede tomar dos o tres veces al día y durante el tiempo que la persona lo considere necesario.

3. Té rojo y canela. Al combinar las propiedades del té rojo con la canela se puede obtener una bebida medicinal debido a que los dos productos ayudan a despejar las vías respiratorias y a disminuir la fiebre.

En cuanto a los beneficios de la canela, una publicación de American Association of Retired Persons comenta que esta especia contiene propiedades antibacterianas, antivirales y antiinflamatorias que pueden ayudar a aliviar los malestares producidos por la gripe. Una cucharadita de té rojo, media de canela y una taza de agua. La infusión se puede ingerir en la mañana y antes de acostarse.

4. Tomillo. Esta especia es reconocida por tener propiedades expectorantes que benefician la salud del sistema respiratorio. También, se cree que sus componentes benefician el sistema inmunológico y mejoran la respuesta contra los virus que producen la gripe.

5. Limón o naranja con miel. Dadas sus propiedades antibacteriales y vitaminas C, esta infusión puede ayudar a minimizar los efectos y síntomas de la gripe.

Los especialistas también recomiendan tomar sorbos de líquidos calientes como, por ejemplo, la sopa de pollo, té o jugo de manzana caliente. Estas bebidas podrían tener un efecto calmante y aliviar la congestión al aumentar el flujo de mucosidad.

Otra de las opciones es el consumo de miel, que puede ayudar a reducir la tos en adultos y niños mayores de un año. Se puede consumir con té caliente.