vida moderna

El curioso motivo por el cual no se debería tomar café antes de ir de compras

Quienes consumieron cafeína antes de hacer compras, gastaron 50 % más dinero respecto a quienes bebieron agua o café descafeinado.


El café es una de las bebidas más consumidas a nivel mundial, es ese fiel amigo que suele acompañar a las personas, ya sea al empezar un nuevo día, en el trabajo cuando más activo se debe estar o en las noches frías donde se suele buscar una fuente de calor.

La bebida, considerada estimulante, también ha cumplido un papel de enlace social a lo largo de la historia o ¿quién no ha disfrutado de una agradable conversación acompañada de un café? Ese grano, que le ha dado tanta fama a países como Colombia a nivel mundial por calidad de producción, no deja de sorprender.

Un estudio realizado por la Universidad del Sur de Florida (USF), señala que aquellos compradores que consumen cafeína antes de ir de compras, gastan más dinero.

Dicho estudio arrojó que aquellos consumidores de café que bebieron una taza que les brindaron al ingresar a una tienda, gastaron 50% más dinero, además se presentó un incremento del 30% de artículos que fueron al carrito de compras. Estas cifras se dieron en comparación a las personas que no recibieron café, sino agua o café sin cafeína.

Getty Creativo
Los resultados se dan luego de experimentos obsequiando tazas de café al ingreso de establecimientos comerciales. - Foto: Getty Images

La explicación científica de esta tendencia económica tiene que ver con que la cafeína presente en el café actúa como un fuerte estimulante. Esta sustancia libera dopamina en el cerebro, lo que excita la mente y el cuerpo, esto conduce a un estado de mayor energía, por lo que un mayor gasto puede tener mayor viabilidad.

“Como resultado, el consumo de cafeína conduce a compras impulsivas en términos de la cantidad de artículos que se compran cada vez más”, dijo el profesor de la USF, Dipayan Biswas.

Según el estudio divulgado por la Universidad del Sur de La Florida, en Estados Unidos, la conclusión se da luego de que se llevaran a cabo varios experimentos. Los investigadores instalaron una máquina de café en las entradas de una tienda de artículos para el hogar en Francia y otra tienda por departamentos en España, señala Yahoo Finance.

La cortesía de café se les brindó a cerca de 300 clientes, la mitad tenía 100 miligramos de cafeína, mientras que las tazas restantes correspondían a café descafeinado. Luego de realizar la respectiva visita a las tiendas, los compradores cedieron los recibos de pago a los investigadores para tabular la información.

Getty Creativo
La cafeína libera dopamina en el cerebro, lo que excita la mente y el cuerpo. - Foto: Getty Images

“Los que tomaron café con cafeína compraron más artículos no esenciales que los otros compradores, como velas perfumadas y fragancias. Sin embargo, hubo una diferencia mínima entre los dos grupos cuando se trataba de compras utilitarias, como utensilios de cocina y cestas para almacenar”, señala Yahoo.

Con el fin de corroborar la tendencia, los investigadores modificaron la mecánica del experimento para ver si el efecto solo aplicaba para compras presenciales o, por el contrario, las compras en línea se veían impactadas. 200 estudiantes de negocios, quienes fueron divididos en dos grupos, se les pidió que eligieran compra en un listado de artículos, los que consumieron cafeína eligieron más objetos.

Según el portal especializado en estadísticas, Statista, el consumo de café a nivel mundial se ha venido incrementando con el paso del tiempo.

“En 2020/2021, se consumieron a nivel mundial aproximadamente 166,3 millones de sacos de 60 kilogramos de café. Esta cantidad supuso un incremento de algo más de dos millones con respecto al consumo global de esta bebida caliente registrado durante la temporada anterior”, explica.

Sin lugar a dudas, el café continuará siento una pieza infaltable en la cotidianidad de las personas a nivel mundial, sin embargo, si se trata de ahorrar, no está de más dejar el café para culminar un día de compras.