Tendencias

Home

Deportes

Artículo

El colombiano logró su octavo título en su carrera profesional.
El colombiano logró su octavo título en su carrera profesional. - Foto: Liverpool FC

deportes

Video | Luis Díaz posó con su primer trofeo en Liverpool y celebró bailando

El atacante cafetero logró su octavo título como profesional.

Tan solo 23 días le bastaron al colombiano Luis Díaz para hacerse con su primer título en el Liverpool. El atacante fue titular en la consagración de los suyos ante el Chelsea en juego válido por la Carabao Cup.

Pese a que el cafetero no disputó los 120 minutos del partido, sí logró una buena calificación en lo que disputó, fueron 97 minutos en los que Díaz mostró su calidad y velocidad sobre la banda izquierda, volviendo locos a sus rivales.

El duelo, que tuvo que definirse desde el punto de penal, se lo llevó el Liverpool con un marcador de 11-10, siendo el último cobro el único errado en los 22 cobros. Los Reds con esta victoria llegaron a nueve títulos en el torneo, haciéndose como los más ganadores en la historia, dejando atrás al Manchester City, que hasta la fecha iba igualado con el Liverpool.

Liverpool, campeón de la Carabao Cup
Liverpool, campeón de la Carabao Cup - Foto: Liverpool FC

Para Díaz, este fue su primer trofeo con el conjunto de Merseyside, mérito suficiente para celebrar por lo alto y deslumbrar en el camerino con sus pasos de baile.

En primer lugar, el extremo izquierdo posó en el vestuario de los suyos con el trofeo de la Carabao Cup. En sus redes sociales, el colombiano presumió su primer logro con su nuevo club, junto a un emotivo mensaje. “Gracias Dios, ¡somos campeones!”, escribió el guajiro en su cuenta de Instagram.

No obstante, la felicidad del colombiano no se detuvo ahí, pues luego en la cuenta oficial del Liverpool se mostraron las celebraciones de los jugadores en la interna. En la grabación se pudo ver al colombiano mostrando algunos pasos de baile junto a sus colegas.

Lo que dejó el juego

Ambos equipos gozaron de varias ocasiones de gol, pero finalmente fue el portero vasco, que entró especialmente para la tanda de penales en lugar del senegalés Edouard Mendy, quien erró el 22º intento de la serie desde la pena máxima.

Los hombres del técnico alemán del Liverpool, Jurgen Klopp, dominaron la posesión del balón, pero los Blues ocasionaron peligro gracias a su juego vertical. Mason Mount desaprovechó una oportunidad desde el punto de penal (44) tras ser asistido por el alemán Kai Havertz en la ocasión más importante.

La segunda mitad ni mucho menos defraudó a los aficionados de ambos equipos. Mount falló increíblemente ante el arquero irlandés Caoimhin Kelleher (49) al mandar el cuero al palo izquierdo del portero. Las imágenes mostraron el tremendo enfado de su técnico alemán, Thomas Thuchel, golpeando con su mano derecha el suelo varias veces.

Después, el egipcio Mohamed Salah dispuso de otra oportunidad tras un grave error en la salida de Mendy (63) con los pies, pero el norteafricano cruzó demasiado la pelota, que terminó marchándose fuera de los tres palos.

Instantes más tarde, en una jugada elaborada tras saque de falta, el Liverpool soñó con la victoria. Alexander Arnold centró un balón que cabeceó Mané en el segundo palo para que el alemán Joel Matip marcara en la línea con su cabeza (65).

Sin embargo, el VAR se interpuso al anular el tanto por falta del holandés Virgil van Dijk sobre un defensa del Chelsea. Tan polémica fue la acción que el colegiado tuvo que acercarse a ver el monitor.

En la prórroga, los Reds imponían el ritmo de juego, pero Lukaku pudo subir el primer tanto si no llega a estar su brazo en fuera de juego, por unos milímetros (98). Menudo ojo del asistente.

En los últimos minutos, el arquero Kepa entró por Mendy, que realizó un grandísimo encuentro, de cara a la tanda de penales.

Tras 21 lanzamientos sin fallo, Kepa lanzó con fuerza por encima del larguero, mandando el esférico a la grada, lo que provocó el estallido de júbilo de los jugadores de Klopp.

*Con información de la AFP.