isa

ISA, la empresa que será vendida a Ecopetrol, tuvo ganancias de $2,1 billones

La cifra incrementó en 25,7 % frente a 2019. La compañía tuvo ingresos operacionales por 10,2 billones de pesos.


La empresa ISA, que está en proceso de venta, tras un acuerdo establecido entre el Ministerio de Hacienda y el comprador –Ecopetrol– registró un resultado positivo en 2020, el año que se caracterizó por ser nefasto para la mayoría de los negocios.

En el caso de ISA, mantuvo su senda de crecimiento con rentabilidad, según el informe presentado este miércoles por la empresa, de la cual el Estado es dueño del 51,4 %.

Las ganancias netas de la Interconexión Eléctrica S.A, de acuerdo con el reporte divulgado, alcanzaron a ser de 2,1 billones de pesos, lo que representó un incremento del 25,7 %, en comparación con 2019.

Ese aumento en las utilidades, además, implica que logró por cuarto año consecutivo superar su propia cifra de un año a otro.

Según la información suministrada por esta compañía que en Colombia opera como un organismo descentralizado, catalogado como empresa industrial y comercial del Estado, los ingresos operacionales sumaron 10,2 billones, lo que representa un aumento del 24,9 %.

Entre tanto, sus activos alcanzaron los 54 billones de pesos, lo que constituye un incremento del 10,7 % con respecto a 2019.

Expertos destacan el gobierno corporativo

Los resultados de la compañía están en línea con las características que han destacado varios expertos en los temas energéticos: que en ISA hay un talante corporativo que la lleva a tener cada vez mejores números.

El ministro de Hacienda, Alberto Carrasquilla, reabrió el proceso para vender la participación de la Nación en Interconexión Eléctrica SA (ISA).
El ministro de Hacienda, Alberto Carrasquilla, reabrió el proceso para vender la participación de la Nación en Interconexión Eléctrica SA (ISA). - Foto: Fotomontaje/SEMANA

Es así como, durante 2020, el comportamiento de las cifras de Interconexión Eléctrica S.A. condujo a que la acción presentara el mejor desempeño en la Bolsa de Valores de Colombia.

La valorización alcanzó a ser del 31,1 %, según el reporte.

Las estadísticas muestran que la acción superó en seis oportunidades durante el año su máximo histórico, llegando a los 25.700 pesos al cierre de 2020. Esa valorización será clave para la negociación de las 569.472.561 acciones que el Estado tiene en la compañía, con cuya venta podría obtener una suma superior a los 4.000 millones de dólares.

Inversiones en el negocio y en la pandemia

Si bien durante los periodos restrictivos que tuvo 2020 por aplicación de medidas de confinamiento que se establecieron fue necesario parar algunos proyectos de manera temporal y otros sufrieron retrasos en su ejecución, las inversiones no se detuvieron y llegaron a totalizar 4,9 billones de pesos.

VIDEO: LE PUEDE INTERESAR

En el informe se establece que, del total invertido en el complejo año, el 77,5 % se irrigó para potenciar el negocio de energía, mientras que otro 20,8 % fue invertido en vías, y 0,7 % en telecomunicaciones.

Las necesidades planteadas por la pandemia de covid-19, que llevaron a decretar una emergencia sanitaria y económica, no pasaron desapercibidas para ISA. Esta compañía reporta en su informe que hizo inversiones por 4,5 millones de dólares en Latinoamérica, recursos que estuvieron encaminados a contribuir con acciones dirigidas a enfrentar el impacto de la pandemia. En ese contexto, impulsaron el mejoramiento de la capacidad hospitalaria, al igual que pusieron su inyección para desarrollos científicos.

Además, el grupo reportó inversiones en gestión social voluntaria por 11,9 millones de dólares.

¿Qué opina el timonel de la compañía?

El presidente del Grupo ISA, Bernardo Vargas Gibsone, señaló que el desafío en 2020 fue grande. “Este año nos retó de todas las formas posibles como seres humanos y como organización. Nos hizo acelerar procesos y adaptarnos a la nueva realidad para poder responder ante la sociedad y nuestros grupos de interés en un entorno tan complejo”.

Pero, sobre todo, agregó Vargas, “nos mostró que no nos equivocamos en poner en nuestra estrategia a 2030, en el mismo nivel, la generación de valor al accionista con las acciones para lograr impactos sociales y ambientales positivos, y para garantizar la vigencia corporativa: eso es para nosotros el valor sostenible”.