Home

Empresas

Artículo

Creativo
Habrá un mayor desarrollo de las prácticas proactivas de ciberseguridad tales como las pruebas de penetración y el análisis de vulnerabilidades. - Foto: Getty Images/iStockphoto

tecnología

Las tendencias en tecnología para las empresas que serán protagonistas en 2023

Se espera que en los próximos años se tomen las medidas necesarias para minimizar el alcance de los ataques cibernéticos y evitar escenarios donde se ponga en riesgo información privada.

A una velocidad vertiginosa se transforma la tecnología, con transformaciones claves tanto para las empresas como a nivel social.

Dichos cambios promueven la productividad, eficacia y crecimiento en todos los ámbitos, por lo cual es importante estar preparado para las próximas innovaciones que se avecinan, las cuales pueden ayudar al crecimiento de las compañías.

En ese orden de ideas, el 2023 será desafiante, pues las empresas necesitan acelerar su transformación digital, así como optimizar sus infraestructuras de TI (tecnologías de la información) para reducir costos.

En tal sentido, Federico Zaballa, Regional Cloud Pre-Sales & Architect Leader de BGH Tech Partner, aseveró que rubros como cloud computing, internet de las cosas, ciberseguridad y datos, destacan para 2023 en el avance y crecimiento de inversores y empresas.

Las tendencias

En tal sentido, estás serán tendencias para la que deben de estar preparados quienes empleen dichas herramientas, según el experto.

Particularmente, en el tema del Cloud Computing, un informe de la consultora Statista prevé que en 2023 el mercado de servicios de nube pública crecerá 21 % en comparación con el año anterior, destacándose el segmento de servicios de infraestructura (IaaS), que avanzará 30,5 %, mientras que plataformas como servicio y desktop como servicio aumentarán cerca de 24 %.

En cuanto a la computación perimetral, que permite que los datos se procesen más cerca del lugar donde se recopilan, sumará casos de uso. Se espera que para 2023 más del 50 % de las nuevas implementaciones de infraestructura de TI empresarial se llevarán a cabo en el borde de la red en lugar de en los data centers centrales.

Además, según Zaballa, “en lo que respecta al cloud computing, se espera una mayor adopción de nubes de mercado vertical, especialmente para industrias como salud, manufactura, agricultura y finanzas, así como también una mayor prevalencia de las soluciones híbridas / multinube, que permiten mover cargas de trabajo entre nubes públicas y privadas y facilitan mayor control sobre los recursos informáticos”.

Sobre Internet de las Cosas (IoT) y ciberseguridad

El experto aseveró que la tendencia a un mundo hiperconectado e inteligente hará que se expandan las redes de IoT (sensores y dispositivos e infraestructura conectados que recopilan, transmiten y procesan datos).

Se prevé que el mercado global IoT crecerá de $478.000 millones de dólares en 2022, a US $2.465.000 millones para 2029, con una tasa de interés anual compuesta de 26 % durante el período de pronóstico.

Este modelo permitirá interacciones de máquina a máquina más útiles y complejas. En 2023 habrá más trabajo en el desarrollo de estándares y protocolos globales que los dispositivos podrán usar para comunicarse entre sí y funcionar de manera más efectiva.

El experto Mariano Fernandoz explicó que “con 5G, los dispositivos IoT se conectarán más rápido y en mayor cantidad; además, la comunicación entre ellos se podrá aislar en canales discretos para que no se vea perturbada. Esto dará lugar a dispositivos conectados más fiables para su uso en procedimientos críticos”.

Sin embargo, como estos dispositivos abren nuevas brechas en las redes corporativas, la seguridad de IoT será una preocupación central: mejorar las capacidades para evitar los eventuales ataques será una prioridad e involucrará herramientas capaces de predicción asistida por inteligencia artificial (IA).

En cuanto al tema de la ciberseguridad, este concepto cobra cada vez mayor relevancia y es considerada una de las principales prioridades de cualquier organización. Sin embargo, se espera que en los próximos años se tomen las medidas necesarias para minimizar el alcance de los ataques y evitar escenarios donde se ponga en riesgo información privada.

Además, los sistemas de detección de amenazas habilitados para IA pueden predecir ataques y notificar a los administradores sobre violaciones de datos al instante.

Igualmente, habrá un mayor desarrollo de las prácticas proactivas de ciberseguridad, tales como las pruebas de penetración y el análisis de vulnerabilidades: se esperan más medidas para garantizar que los dispositivos móviles estén protegidos contra ataques externos. ‍

El experto Martín Medina explicó que “dado que cada vez más empresas y organizaciones migran cargas de trabajo a la nube, se pondrá foco en reforzar y optimizar la configuración de la seguridad en el ambiente cloud, y se buscará que tenga componentes predictivos”, explicó.