Home

Gente

Artículo

Steve Adcock y su esposa viajan por el mundo luego de jubilarse a los 30 años.
Steve Adcock y su esposa viajan por el mundo luego de jubilarse a los 30 años. - Foto: Instagram: @offgridsteve

mundo

Steve Adcock, el hombre que se jubiló a los 35 años y ahora da consejos sobre cómo ser millonario

El estadounidense ahorró hasta 70 % de su sueldo junto con su esposa para lograr la independencia financiera.

Muchos consejos se han dado sobre cómo convertirse en millonario, crear grandes compañías y jugosos negocios, sin embargo, en muchos de estos casos se necesita de una dedicación casi de por vida, de un trabajo arduo que ocupa muchas horas al día, y no está para más, cada recompensa necesita un sacrificio.

En medio de este panorama, se hizo famosa la historia de un estadounidense que dejó su trabajo en 2016 y que ahora cuenta cómo hizo para lograr la tan anhelada independencia financiera a sus 35 años.

Cuando tenía poco más de 30 años, me di cuenta de que no podía pasar el resto de mi vida sentado frente a un ordenador, trabajando de diez a doce horas al día”, explicó Steve Adcock en entrevista para el portal CNBC, haciendo referencia al hecho que impactó su vida y le llevó a renunciar a temprana edad. Actualmente, este hombre se dedica a viajar por el mundo junto a su esposa, y a compartir sus aventuras en redes sociales.

Pues bien, cansado de su rutina, ya que había trabajado alrededor de 14 años para la industria de la tecnología, que “paga bien, pero que tienda a agotarte la vida”, según explicó Adcock al portal, ideó un plan junto a su esposa para ahorrar ingresos y lograr jubilarse antes de tiempo. Esta pareja se unió a un movimiento denominado Independencia financiera, jubilación anticipada (FIRE, por sus siglas en inglés), en el cual estimaron cuánto dinero debían guardar para poder tener solvencia sin preocupaciones.

En un momento, estábamos ahorrando 70 % de nuestros ingresos combinados”, afirmó Adcock, contando que junto con su esposa empezaron a ahorrar sus sueldos. Esta pareja logró jubilarse en 2016 y 2017, respectivamente, con un patrimonio neto de 870 mil dólares, sin contar con los ingresos que tenía por sus inversiones. Sin embargo para lograrlo tuvieron que recortar al máximo sus gastos, cancelar todas las suscripciones y, hasta racionaron su comida para lograr tener el dinero suficiente para dejar sus trabajos.

Una de las estrategias que usaron fue seguir la llamada regla de 4 %, la cual explica que se debe gastar solamente este porcentaje de sus sueldos, y ahorrar el porcentaje restante, es decir, 96 %.“Si estamos teniendo un buen año y estamos ganando dinero, podemos ser un poco más flexibles con nuestro estilo de vida... Y luego, si estamos en un mercado a la baja, realmente recortaremos y obtendremos nuestro presupuesto más en el rango de $ 30,000 a $ 40,000 en lugar de hasta cerca de $ 50,000 (dólares)″, explicó Courtney, la esposa de Adcock.

Ahora, Adcock enlistó una serie de recomendaciones para aquellos que quieren volverse ricos o jubilarse antes de tiempo como él hizo.

Lo primero fue construir un fondo de emergencia para seis meses. Como segunda premisa afirmó que era necesario invertir los ingresos en negocios mayores, ya que sería un error volverse millonario solamente ahorrando el suelo. Seguido de esto, acotó que no se debía abusar de las tarjetas de crédito, es más, para él es mejor no tener ninguna deuda de este tipo. Además, a propósito de los equipos electrónicos sugiere utilizarlos al máximo, hasta que se descompongan totalmente, y esto también incluye el automóvil.

En un quinto lugar, Adcock recomendó no comprar porque esté de moda o porque lo tiene el vecino. “No sigas el ritmo de los Joneses porque probablemente los Joneses estén en quiebra. Concéntrate en ti y tu familia. Tu vecino no está pagando tus facturas, así que no dejes que te conviertan en un idiota financiero”, afirmó en su cuenta de Twitter. Y por último, dijo que era necesario caminar y meditar alejado de las plataformas de ventas online, dejar a un lado los dispositivos electrónicos a los que se está acostumbrado. “Creo que se me han ocurrido algunas de mis mejores ideas cuando mi mujer y yo solíamos pasear a nuestros perros después del trabajo cuando ambos trabajábamos a tiempo completo”, concluyó.