Ucrania denunció ataques de tropas rusas en la central nuclear más grande de Europa (Photo by Ed JONES / AFP)
Ucrania denunció ataques de tropas rusas en la central nuclear más grande de Europa. (Photo by Ed JONES/AFP). - Foto: AFP or licensors

mundo

Impacto de misil en una planta de Ucrania aumenta los temores por un desastre nuclear

El secretario general de la ONU aseguró que cualquier ataque contra una planta nuclear es “suicida”.

Cualquier ataque contra una planta nuclear es “suicida”, advirtió este lunes el secretario general de Naciones Unidas, António Guterres, después de que un nuevo bombardeo impactara un complejo nuclear en el sur de Ucrania.

Ucrania y Rusia se acusan mutuamente de los ataques en la planta de Zaporiyia, el complejo nuclear más grande de Europa, que está bajo control ruso desde marzo.

Los enfrentamientos del viernes en la central nuclear llevaron a que el director general del Organismo Internacional de la Energía Atómica (OIEA), el argentino Rafael Grossi, advirtiera de “un riesgo muy real de un desastre nuclear”.

En una conferencia de prensa en Tokio, Guterres condenó los ataques sin responsabilizar a ninguna de las partes. “Respaldamos a la OIEA en sus esfuerzos relacionados con crear las condiciones de estabilización de esa planta”, dijo.

“Cualquier ataque a una planta nuclear es una cosa suicida. Espero que esos ataques terminen y, al mismo tiempo, espero que la OIEA sea capaz de acceder a la planta”, agregó.

El jefe de la ONU se pronunció tras visitar Hiroshima el fin de semana, donde dio un discurso en el 77 aniversario del primer ataque con bomba atómica en el mundo.

El portugués de 73 años también lanzó una dura advertencia ante los horrores de las armas atómicas hace una semana en Nueva York, durante una conferencia clave del Acuerdo de No Proliferación Nuclear (TNP) el lunes.

“La humanidad está a un malentendido, a un error de cálculo de la aniquilación nuclear”, dijo antes de instar a que el mundo “se deshaga de sus armas nucleares”, ya que es la “única garantía de que nunca se utilizarán”.

Estados Unidos acusó a Rusia de usar planta nuclear ucraniana como base militar

Estados Unidos acusó a Rusia de estar orquestando ataques a la población ucraniana desde la central nuclear de Zaporiyia, que fue tomada por los rusos en marzo y desde donde estarían organizando ataques en medio del conflicto.

Según lo dicho por el secretario de Estado de Estados Unidos, Antony Blinken, desde la central nuclear el Ejército ruso está disparando a los ucranianos, siendo conscientes de que Ucrania no puede responder porque podrían golpear un reactor nuclear o desechos altamente radiactivos que se almacenan en el lugar.

Para Blinken, esto hace que el escudo “humano” pase a un total nuevo nivel que además es “distinto y horrendo” afirmó el secretario estadounidense.

Además, afirmó que esto viola una ley internacional que es el Tratado de No Proliferación nuclear porque es ir en contra de las garantías de seguridad que Moscú había dado a Kiev en 1994.

Igualmente, Blinken aseguró que se trata de una clara amenazas para los países que consideran que necesitan blindarse contra los ataques nucleares y le hizo un llamado a Vladimir Putin para evitar este tipo de estrategias para evitar que otros países intervengan en el conflicto en Ucrania.

El secretario general de la ONU aseguró que hay un inminente riesgo de una aniquilación nuclear. La humanidad está a “un error de cálculo de la aniquilación nuclear”, advirtió este lunes el secretario general de la ONU, en medio de los temores a una escalada que no se veían desde la Guerra Fría, exacerbados con la invasión rusa de Ucrania.

“Hemos tenido una suerte extraordinaria hasta ahora. Pero la suerte no es una estrategia ni un escudo para impedir que las tensiones geopolíticas degeneren en conflicto nuclear”, dijo António Guterres en la apertura de la 10.ª Conferencia de los 191 países firmantes del Acuerdo de No Proliferación Nuclear (TNP).

En vísperas del aniversario del lanzamiento de Estados Unidos de las bombas nucleares sobre las ciudades japonesas de Hiroshima y Nagasaki, Guterres recordó que la humanidad está “olvidando las lecciones de aquellos terroríficos fuegos”. El primer ministro japonés, Kishida Fumio, viajó a Nueva York para participar en esta importante cita.

*Con información de la AFP.