estados unidos

Tragedia | Dos niños que iban en un carro de golf, mueren tras ser embestidos por una camioneta en EE. UU.

El accidente ocurrió en la noche del domingo 7 de agosto.


Debido a un siniestro vial en los que se vieron envueltos un carro de golf y una camioneta SUV enluta a una familia de Estados Unidos.

Según testigos del trágico hecho, el conductor de la camioneta iba manejando a gran velocidad y en aparente estado de embriaguez cuando embistió al carro de golf, el cual llevaba seis ocupantes, donde lamentablemente fallecieron cuatro y entre los que se encuentran dos menores de edad.

La policía del lugar logró dar captura a Miguel Espinoza, quien sería el supuesto responsable de esas muertes. A Espinoza se le acusa con cargos por homicidio y se le fijó una fianza de 400 mil dólares, información que dieron a conocer las autoridades pertinentes.

Según narran testigos que presenciaron el accidente, contaron a medios de comunicación estadounidenses que los ocupantes del carro de golf eran una persona de la tercera, quien sería el conductor, su esposa, su sobrina y tres nietos.

Craig Brown, alcalde de Galveston, Texas, población donde ocurrió el accidente, aseguró que los carros de golf son muy comunes en esta población y son un medio de transporte importante, tanto para los lugareños como para quienes vienen a tomar vacaciones en este lugar que se ubica en el Golfo de México y su atractivo son las hermosas playas que tiene.

Otro accidente fatal en las calles de Estados Unidos

El pasado jueves 4 de agosto murieron seis personas, entre ellas una mujer en estado de embarazo y otras ocho quedaron heridas en un accidente automovilístico en Los Ángeles. Las autoridades han confirmado la detención de la que sería la principal sospechosa de cometer el crimen.

Según informó la Patrulla de Caminos de California (CHP, por sus siglas en inglés) a medios locales, la mujer en custodia fue identificada como Nicole Lorraine Linton, de 37 años. Al parecer, sería una enfermera que tras el accidente también sufrió lesiones, por lo que fue hospitalizada en el Centro Médico Ronald Reagan, explicaron las autoridades.

Los cargos que esta enfermera enfrentaría por pasarse el semáforo en rojo y ocasionar el accidente de tránsito, sería homicidio vehicular con la agravante de negligencia, aunque también se ha indicado que esta mujer pudo haber estado bajo el efecto de alguna sustancia. Por el momento no se ha determinado la veracidad de esta afirmación.

“La investigación preliminar indica que Nicole Lorraine Linton estaba conduciendo un Mercedes-Benz de color oscuro, viajando hacia el sur en La Brea Avenue a alta velocidad... Mientras manejaba el Mercedes, Linton pasó un semáforo en rojo y chocó contra varios vehículos que viajaban hacia el este y el oeste en Slauson Avenue”, afirma la CHP en un comunicado a la opinión pública explicando los hechos.

Y agrega: “Como resultado de esta colisión, varias personas fueron expulsadas y dos vehículos quedaron completamente envueltos en llamas. Después de la colisión, las partes involucradas fueron transportadas al (Centro Médico Ronald Reagan UCLA) en ambulancia y seis personas fueron declaradas muertas en el lugar”, recordando el orden en el que sucedió el accidente.