mundo

Unión Africana insiste en que se debe recuperar el orden en Sudán tras “golpe de Estado” en ese país

El servicio de internet fue cortado en todo el país, mientras manifestantes se aglomeraron en las calles y quemaron llantas para protestar por los arrestos.


A través de un comunicado, el presidente de la Comisión (secretariado) de la Unión Africana, Moussa Faki Mahamat, se refirió a lo que está ocurriendo en Sudán.

Como se sabe, hombres armados no identificados arrestaron el lunes a varios líderes de Sudán, dijo a AFP una fuente del gobierno, en medio de semanas de tensiones entre las autoridades civiles y militares de transición.

El servicio de internet fue cortado en todo el país, dijeron periodistas de AFP, mientras manifestantes se aglomeraron en las calles y quemaron llantas para protestar por los arrestos.

Los hechos se dieron dos días después de que una facción sudanesa que reclama una transferencia de poder al mando civil, advirtió en una conferencia de prensa sobre posibles planes golpistas.

Ante esto, la Unión Africana sostuvo que “el presidente se ha enterado con profunda consternación de la grave evolución de la situación actual en Sudán, que ha dado lugar, entre otras cosas, al arresto del primer ministro y otros funcionarios civiles”.

Asimismo, pidió “la reanudación inmediata de las consultas entre civiles y militares en el marco de la declaración política y el decreto constitucional”. De igual forma hizo un llamado al diálogo y al consenso, como el único camino “para salvar el país y su transición democrática”. Finalmente insistió en que se debe llevar a cabo la liberación de todos los líderes políticos detenidos “y el necesario respeto estricto de los derechos humanos”.

Entretanto, el secretario general de la ONU, Antonio Guterres, condenó el lunes el “golpe militar en curso” en Sudán y pidió la liberación “inmediata” del primer ministro del país, Abdallah Hamdok.

“Debe garantizarse el pleno respeto de la carta constitucional para proteger la transición política que tanto costó conseguir”, afirmó Guterres en Twitter.

Estados Unidos, cuyo emisario Jeffrey Feltman estuvo la víspera misma en la oficina del primer ministro Abdallah Hamdok, detenido este lunes, afirmó estar “profundamente preocupado” y advirtió que “cualquier cambio del gobierno de transición pone en peligro la ayuda estadounidense”.

Por su parte, el jefe de la diplomacia europea Josep Borrell llamó en Twitter a la comunidad internacional a “volver a encarrilar la transición sudanesa”, y la Liga Árabe también manifestó su “profunda preocupación” y llamó a “todas las partes a respetar” el acuerdo de reparto de poder.

En un país donde las telecomunicaciones son cada vez más aleatorias y la televisión estatal fue tomada por asalto por las fuerzas armadas, solo subsistía un canal abierto: los comunicados del ministerio de Información publicados en Facebook.

“Los miembros civiles del Consejo de Soberanía de transición y varios ministros del gobierno de transición fueron detenidos por las fuerzas militares conjuntas”, dijo esa fuente en un primer momento.

Por su parte, la Asociación de Profesionales, uno de los grupos que encabezó la movilización que en 2019 puso fin a los 30 año de dictadura de Omar al Bashir, llamó este lunes a los sudaneses a la “desobediencia” ante un “golpe de Estado”.

El grupo lanzó su llamamiento en Twitter a pesar de que Internet ha estado cortada en todo el país desde temprano en la mañana, tras las detenciones de varios líderes en sus casas.

Desde hace semanas, existía una fuerte tensión entre los civiles y los militares que supuestamente lideraban conjuntamente la transición tras el fin de la dictadura.

Con información de AFP.