Tendencias
Las vitaminas son esenciales para conservar el buen estado de salud.
Las vitaminas son esenciales para conservar el buen estado de salud. - Foto: Getty Images

salud

¿Qué pasa cuando se toman vitaminas antes de dormir?

Las vitaminas son nutrientes perfectos para consumir en cualquier momento del día; sin embargo, hay algunas que no se deben ingerir en la noche.

Una buena alimentación acompañada con hábitos de ejercicio y buen sueño son sin lugar a dudas costumbres que mantienen a las personas con muy buena salud. Por ello, el consumo de diferentes vitaminas se concibe como un pro para el organismo por sus distintas propiedades.

En este sentido, es necesario destacar que las vitaminas no son fabricadas en el organismo y por esto, es oportuno obtenerlas a diario en varios alimentos. Como bien se sabe, algunos son especiales en una vitamina en específico, como por ejemplo, las frutas cítricas son ricas en vitamina C y el banano, cuenta con un alto contenido de potasio.

También, es válido señalar que al consumir diariamente de manera considerable vitaminas, estas ayudan a mejorar el sistema inmunitario y así, proteger al organismo de diferentes enfermedades. Por esto y más razones, es indispensable que las personas tengan una dieta adecuada con un alto contenido de estos nutrientes.

Asimismo, una de las inquietudes más grandes es qué pasa cuando se toman vitaminas antes de dormir. Ante esto, el portal NutriMarket explica qué es lo que sucede. Algunas vitaminas sí se pueden consumir antes de ir a la cama, otras no. Por ejemplo, el calcio, al ser un relajante muscular, se puede consumir en las horas de la noche sin ningún problema y su efecto es claro, produce sueño.

No obstante, las vitaminas A, D, E y K no se deben consumir antes de acostarse porque estas tienen que ir de la mano de un alimento. Por lo tanto, si alguna persona la quiere ingerir ante de ir a la cama, debe comer antes un bocadillo u otro alimento para que los efectos sean oportunos y no causen dificultad a la hora del sueño.

Té de laurel: ¿cómo prepararlo para mejorar la digestión?

El laurel es un arbusto usualmente empleado dentro de la cocina como uno de los condimentos predilectos para la comida mediterránea con sus hojas, por lo que la gente desconoce de sus propiedades y beneficios para mejorar la digestión.

Dentro de sus componentes se encuentran una gran variedad de ácidos como los orgánicos, ácidos grasos insaturados, sustancias de acción antioxidante y bactericida y minerales como lo son el calcio, manganeso y potasio, esenciales para el cuerpo humano.

Además, la estimulación del apetito es uno de sus tantos beneficios que se deben a sus principios activos, que son el cineol y el eugenol, que precisamente permiten su uso para la elaboración de recetas para personas inapetentes, convalecientes o que por diferentes razones necesitan comer más con el fin de cubrir sus requerimientos nutricionales o simplemente subir de peso, por lo que en dichas situaciones es de gran utilidad y ayuda tomar una infusión de laurel un rato antes de cada comida.

En ese sentido, también contiene propiedades carminativas en lo que se conoce como la fitoterapia, es decir, que esta pequeña planta tiene cierta capacidad para reducir la producción de gases y adicionalmente la molesta hinchazón abdominal, ayudando a proteger simultáneamente el hígado.

Entonces, ¿cómo usar el laurel para mejorar la digestión?, lo recomendable es que después de una buena comida se realice una infusión de laurel, que se prepara añadiendo agua caliente a unos 20 g de hojas de laurel, dándole preferencia a las hojas que se observen más maduras y frescas en un tiempo de por lo menos tres a cinco minutos, dejándose reposar una vez retirado. El té anteriormente mencionado puede ser tomado varias veces al día después de cada comida, entendiendo que si se hace con anterioridad puede abrir el apetito.