Tendencias

Home

Deportes

Artículo

BRAGA, PORTUGAL - SEPTEMBER 27: Cristiano Ronaldo of Portugal reacts after Unai Simon of Spain makes a save during the UEFA Nations League League A Group 2 match between Portugal and Spain at Estadio Municipal de Braga on September 27, 2022 in Braga, Portugal. (Photo by Octavio Passos/Getty Images)
Cristiano Ronaldo se lamenta cerca al final del partido entre Portugal y España - Foto: Getty Images

deportes

España amargó a Cristiano Ronaldo y eliminó a Portugal de la Nations League

Un partido estelar que se definió recién hasta los últimos instantes.

La fase eliminatoria de la Nations League llegó a su fin este martes con el choque estelar entre Portugal y España en Braga. Croacia, Italia y Países Bajos esperaban por el cuarto y último integrante de las finales en las que se conocerá al nuevo campeón de la edición 2023.

Los portugueses, comandados por Cristiano Ronaldo, solo necesitaban empatar para mantener el liderato, mientras España necesitaba ganar sí o sí para tomar el anhelado cupo, después de haber caído la fecha pasada frente a Suiza en el Estadio La Romareda de Málaga. Luis Enrique, fuertemente criticado por la prensa, llegaba a este partido con la lupa de quienes creen que no tomó la decisión correcta en cuanto a la convocatoria de jugadores se refiere.

“Lo vamos a plantear como si fueran los cuartos de final en Catar, nos la tenemos que jugar, pero no se ha visto un partido en el que salgamos a especular. Es una final, las finales son bonitas, no se juegan muchas y la motivación esta ahí, vamos a dar la talla”, señalaba el técnico español en la previa al compromiso.

Distinto a lo que querían ver los españoles, fue Portugal el más propositivo en los primeros minutos, sacando como figura al guardameta Unai Simón. Cristiano y Diogo Jota tuvieron un par de opciones para poner por encima a su selección, no obstante, les faltó puntería de cara al arco en busca de un gol que les hubiera dado rápidamente la tranquilidad.

España apenas se sacudió en los quince minutos finales de la primera parte, cuando tomó el control de la pelota e impuso su ritmo sobre el órden táctico del combinado luso. Aun con ese respiro, a la Roja le quedó faltando pólvora en ofensiva, algo que ha sido un constante problema para Luis Enrique y sus dirigidos.

Para la segunda mitad el trámite no cambió. Portugal arrancó mejor y pudo irse al frente, lo que provocó que España moviera sus fichas y depositara la confianza en la juventud de Pedri, Gavi, Yeremi Pino y Nico Williams para buscar una victoria que no tenía bases bien argumentadas por lo visto hasta la primera ahora de juego.

Después del minuto 70 todo cambió. Los cambios le surtieron efecto a La Roja y el partido se jugó en cercanías al arco de Diogo Costa, provocando gran nerviosismo entre la multitud asistente al Estadio Metropolitano de Braga. Aun sin disputar el juego que tenían pensado, a los españoles solo les faltaba un gol para clasificar, suficiente motivación para arriesgar todo por el triunfo en el tramo final.

Y al 87′ todos los intentos del cuadro visitante surtieron efecto. Un balón cruzado fue capturado por Williams que, de cabeza la centró al área chica para que Álvaro Morata solo tuviera que empujarla y hacer estallar el grito de gol en el banco español, mientras Cristiano le reclamaba a sus compañeros por la pasividad a la hora de defender cuando solo faltaban unos minutos para confirmar la clasificación.

La victoria se celebró por todo lo alto en España, que tendrá revancha de lo sucedido en la edición pasada, cuando perdió la final frente a la Francia de Kylian Mbappé y Karim Benzema. Con 11 unidades, el equipo de Luis Enrique se une a Croacia, Italia y Países Bajos para el final four a disputarse el junio del próximo año, mientras Portugal tropieza a poco más de un mes para la cita mundialista en Catar 2022.

Fernando Santos, ya bastante criticado en territorio portugués, suma un nuevo fracaso que lo deja al borde de ser destituido si no consigue una buena presentación en el Mundial.