El plantel del Unión forma para los actos procolorarios en el Estadio Sierra Nevada
El plantel del Unión forma para los actos procolorarios en el Estadio Sierra Nevada - Foto: VizzorImage / Gustavo Pacheco / Cont

deportes

Policía revela el culpable de la pelea entre hinchas y jugadores de Unión Magdalena

El partido ante Bucaramanga se suspendió al minuto 78 producto de los disturbios en el campo de juego.

Unión Magdalena se ve envuelto en otro escándalo por la invasión de sus hinchas durante el partido de este martes ante Atlético Bucaramanga, por la fecha 7 de la Liga Betplay 2021-II. Los hechos se produjeron en los últimos minutos del partido, después del tanto del cuadro visitante, que desató la furia de varios miembros de la barra y provocó enfrentamientos en el campo de juego.

Después de varios minutos de conversación entre los delegados de Dimayor y la terna arbitral, se comunicó a ambos equipos que el partido se daba por finalizado con victoria para el cuadro Leopardo, a pesar de la insistencia de los samarios por disputar los minutos que restaban en busca del empate.

El reglamento estipula que “cuando un partido se da por suspendido después de haberse jugado ochenta (80) minutos o más, se dará por terminado con el marcador registrado en el momento de la suspensión”. A través de sus redes sociales, el ente organizador del campeonato confirmó que se daba la victoria 1-0 a favor del Atlético Bucaramanga con el tanto de Kevin Pérez al minuto 67.

“El juez decidió dar por terminado el partido, a pesar de que un coronel de la Policía Metropolitana le garantizó seguridad para continuarlo”, informó el gerente del Ciclón, Fernando Ardila, a Win Sports. El criterio del árbitro es que no habían garantías para continuar con el espectáculo, sumado a que tenía la potestad de señalar el final a menos de 15 minutos para cumplir el tiempo reglamentario.

¿Quién fue el culpable?

De acuerdo con la versión que maneja El Heraldo, el enfrentamiento entre hinchas y jugadores se produjo luego del ingreso de Fabián Cantillo. Ronaldo Lora, el futbolista sustituido, se retiró por el costado oriental del Estadio Sierra Nevada, donde le empezaron a llover insultos e incluso una botella que lo impactó en el cuello.

Molesto por la actuación del agresor, Lora contestó a los insultos y eso provocó que un grupo de hinchas bajara de la tribuna para intercambiar golpes. Esa acción fue secundada por otros asistentes que bajaron al campo y llegaron hasta el banquillo local para enfrentarse a los jugadores en una gresca evidenciada por los videos publicados en redes sociales.

El informe de las autoridades corroboró esa versión del detonante de los disturbios. “Durante el desarrollo del encuentro deportivo entre el Unión Magdalena y el Atlético Bucaramanga se da el ingreso de unos hinchas, luego de que un jugador del equipo local incitara a la hinchada de su equipo”, indicó el coronel Jesus Manuel de los Reyes Valencia, comandante de la Policia Metropolitana de Santa Marta.

“De inmediato se procede a evacuar a las personas y generar mediación, no fue necesario emplear la fuerza”, añade el coronel. En la transmisión se vio el momento en el que los espectadores empiezan a salir del recinto, incluso cuando no se había confirmado la suspensión del partido.

Por último, el comandante de la policía aseguró que “a través de los videos ya se tienen identificados algunos de los generadores de los desmanes, como también el posible agresor de un jugador”.

De momento no se tiene versión oficial de los futbolistas implicados en los enfrentamientos, ni un comunicado de parte de Unión Magdalena, resaltando que ninguno de los dos entrenadores asistió a la habitual rueda de prensa posterior al partido para dar sus descargos respecto a lo sucedido.

La delegación del Atlético Bucaramanga salió del Sierra Nevada custodiado por varios uniformados y viajó de regreso a la capital santandereana este miércoles con los tres puntos en la tabla de posiciones que le permiten escalar hasta la casilla número 14 de la Liga Betplay con ocho unidades.