deportes

Yerry Mina lució la cinta de capitán con el Everton este sábado | ¿Cómo le fue?

El colombiano volvió a la titular en el estreno de Duncan Ferguson como interino tras la salida de Rafa Benítez.


El Everton complicó su permanencia en la Premier League tras perder 1-0 en casa este sábado frente al Aston Villa de Steven Gerrard, en la jornada 23 del campeonato. El único tanto del partido lo anotó, tras un saque de esquina, el argentino Emiliano Buendía, cuando solo faltaban unos segundos para terminar la primera mitad.

Cuando los jugadores del equipo villano celebraban el tanto, una botella de plástico lanzada desde la grada impactó en el francés Lucas Digne, exjugador del Everton hasta hace unos días, y Matty Cash, y el partido se detuvo durante unos segundos. Con esta victoria, el Aston Villa continúa su ascenso en la tabla y ahora ya es 10.º con 26 puntos.

El Everton, que despidió al entrenador español Rafa Benítez hace una semana, está solo 5 puntos por encima de la zona de descenso y ni siquiera el debut como interino de Duncan Robinson sirvió para cambiar el panorama.

La gran novedad para este partido es que Yerry Mina regresaba al once inicial después de mes y medio, tras aquella caída que sufrió el 6 de diciembre frente al Arsenal en Goodison Park. El defensor colombiano, además, fue elegido para usar la cintilla de capitán por primera vez desde que llegó al club en 2019 procedente del Barcelona.

Los primeros minutos fueron de mucho orden para Mina, liderando la zaga y saliendo victorioso en los enfrentamientos mano a mano con Ollie Watkins y Philippe Coutinho, excompañero suyo en la travesía por Cataluña de la que ambos no salieron bien librados.

Las dudas empezaron después de la media hora de juego, cuando Digne empezó a buscar la espalda del colombiano y allí encontró a Watkins en posición de gol frente a Jordan Pickford. Afortunadamente, el portero de la selección inglesa respondió y mantuvo el 0-0 hasta que Buendía apareció en un córner y la peinó para ponerla en el segundo palo.

La desventaja en el marcador obligó a que el Everton adelantara todas sus líneas y buscara incesantemente la igualdad en la segunda parte. Los dirigidos por Stiven Gerrard aprovecharon los espacios para crear algunas opciones aisladas al contragolpe. Yerry Mina tuvo dos jugadas claras en el cabezazo, pero una pasó rozando el palo y la otra se fue muy por encima. Ambas terminaron con el colombiano, desesperado, llevándose las manos a la cara.

Intento tras intento se agotó el tiempo para los Toffees, que ya sin Benítez esperaban un resultado positivo para empezar a remontar una temporada de pesadilla. Ahora tendrán que implorar para que Newcastle y Burnley sigan de capa caída, evitando entrar en zona de descenso.

Everton es uno de los equipos que nunca ha descendido de la Premier League.

Los Blues tendrán unos días para replantear cuestiones e intentar fichar antes del final del mercado de invierno. Mientras tanto, Yerry Mina asistirá a la Selección Colombia donde le espera una difícil disputa por la titularidad. Un punto a su favor es que es de las fichas favoritas de Reinaldo Rueda y lo único que parecía poner en duda su presencia era la falta de minutos en lo que va de temporada.

De momento, parece claro que volverá a comandar la defensa junto a Dávinson Sánchez, otro de buen presente en Inglaterra. Sin embargo, todo estará a consideración del cuerpo técnico que espera contar con su presencia en la sede deportiva de Barranquilla desde este lunes 24 de enero, fecha estipulada por la Selección Colombia para recibir a los 28 convocados que buscarán darle la vuelta a una situación complicada en las Eliminatorias.

Colombia marcha cuarto con 17 puntos y se enfrentará a Perú, quinto de la tabla con los mismos 17.

Con información de la AFP.