economía

Alternativas y planes de ahorro que ofrece el FNA para comprar vivienda usada

La entidad brinda varios tiene varios productos para que la personas puedan comprar la casa o apartamento de sus sueños.


El Gobierno nacional ofrece varias iniciativas para que los colombianos puedan adquirir vivienda propia, a través de distintas modalidades, situación que ha impactado positivamente al sector vivienda.

“Entre enero y octubre de 2021 se han vendido 190.000 unidades, eso es más de lo que se comercializó en todo 2020, cuando se vendieron 179.000 unidades. Con esto, 2021 ya es el mejor año en ventas de vivienda desde que se tiene registro”, afirmó Jonathan Malagón, el ministro de Vivienda de Colombia.

Las opciones para comprar vivienda abarca un amplio espectro de acuerdo a la superficie, tipo de vivienda y ubicación. El Fondo Nacional del Ahorro (FNA) ofrece varias opciones para que las personas que no están interesadas en un proyecto nuevo puedan acceder a la vivienda usada. Estos son algunos de los productos que ofrece la entidad.

Crédito por Ahorro Voluntario

Este plan propone un ahorro mensual en un tiempo definido. El proceso se hace mediante la suscripción de un contrato y por medio de la afiliación del FNA el afiliado se compromete a realizar los depósitos de dinero, correspondientes a las cuota, por un valor y tiempo determinado, hasta cumplir la meta del ahorro en el plazo convenido.

El tiempo mínimo para realizar el plan de Ahorro Voluntario Tradicional será de nueve meses para trabajadores dependientes y pensionados, y de 12 meses para quienes no cumplan esta condición.

El monto total del ahorro no podrá ser inferior al equivalente del ingreso promedio mensual declarado por el afiliado, y no podrá ser inferior a 1.2 SMMLV a la fecha de suscripción del contrato.

Una vez cumpla con el tiempo y pueda solicitar el préstamo, las tasas dependerán de sus ingresos y el tipo de amortización.

Requisitos

  • Ser afiliado.
  • Contar con el puntaje mínimo para solicitar el crédito, según el sistema de calificación personal definido por la Junta Directiva de la entidad.
  • Presentar la solicitud única de crédito en formato original o fotocopia.
  • Las sumas depositadas en la cuenta del ahorro voluntario no deben estar embargadas.

Leasing habitacional

Es una alternativa de financiación en la que se acuerda un pago mensual con en FNA, que hasta el fin del tiempo pactado será el propietario del inmueble. Cada mes se deberán pagar unas cuotas y, al finalizar el tiempo estipulado por ambas partes, el ciudadano se puede quedar con la vivienda ejerciendo o no el derecho de adquisición que pactó.

En este tipo de producto es importante que la vivienda a comprar no sea de interés social y, además, debe estar registrada en estrato 4, 5 y 6. De tal manera que le financien hasta 85 % a 20 años.

Requisitos

  • Ser mayor de 18 años.
  • No debe superar los 80 años entre su edad y el tiempo del contrato.
  • Actividad laboral estable.
  • Experiencia crediticia.
  • El canon mensual no debe superar 30 % de sus ingresos.

Crédito de cesantías

Esto método cuenta con amplios plazos de financiación. Las personas podrán presentar una solicitud conjunta con otro afiliado, los dos deben soportar sus ingresos, anexando a la solicitud de crédito la documentación requerida de acuerdo con el producto por el cual accede el afiliado(a).

Requisitos

  • Ser afiliado.
  • Cumplir con el puntaje mínimo para solicitar el crédito.
  • Presentar la solicitud única de crédito en formato original o fotocopia.
  • Las cesantías no deben encontrarse embargadas.

Subsidio

Es un aporte estatal, en dinero o en especie, que se otorga por una sola vez al beneficiario, que no se restituye y que facilita el cierre financiero para adquirir vivienda nueva, construir en lote propio y/o realizar las mejoras del hogar.

Aportes familiares + crédito + subsidio = valor vivienda.

¿Quiénes pueden solicitar el subsidio?

  • Los hogares que carecen de recursos suficientes para adquirir, construir o mejorar una única solución de vivienda de interés social.
  • Personas con ingresos totales mensuales no superiores al equivalente a cuatro SMMLV (salarios mínimos legales mensuales vigentes).
  • Quienes no hayan sido beneficiarios de subsidios familiares de vivienda.
  • Quienes cumplan con los requisitos que señalan las leyes y normativa vigentes. Lo anterior cobija los subsidios otorgados por el Fondo Nacional de Vivienda, el Instituto Nacional de Vivienda y Reforma Urbana.