mundo

Guerra en Ucrania: las condiciones que debe cumplir Rusia para que le sean levantadas las sanciones

Tras el ataque militar a Ucrania, varios países occidentales implementaron castigos contra la economía rusa.


La ministra británica de Relaciones Exteriores, Liz Truss, afirmó que las sanciones de su país contra Rusia por la invasión de Ucrania podrían ser levantadas, si Moscú se compromete a un alto al fuego y retira sus tropas.

En una extensa entrevista con el diario Sunday Telegraph, Truss afirmó que el Kremlin también deberá aceptar “no más agresiones” contra Ucrania para que se levanten las sanciones británicas contra cientos de personas y entidades rusas. Reino Unido y sus aliados occidentales han sancionado a más de mil rusos y bielorrusos, tanto personas como empresas, por la invasión de Ucrania.

“Las sanciones solo serán levantadas con un alto al fuego total y retiro, pero también con compromisos de que no habrá más agresión”, declaró Truss al diario. “Además, podrían reimponerse las sanciones si hay más agresiones en el futuro”, señaló.

La jefa de la diplomacia británica destacó que Rusia adhirió a múltiples acuerdos que no ha cumplido, “así que debe haber palancas duras” al tratar con Moscú.

Truss reveló también que creó una unidad especializada en negociaciones para ayudar a Ucrania en sus conversaciones de paz con Rusia, aunque advirtió que solo será útil “cuando los rusos se pongan serios con las negociaciones”.

Sus comentarios reflejan declaraciones recientes del secretario de Estado norteamericano, Antony Blinken, quien afirmó que las sanciones contra Rusia “no están diseñadas para ser permanentes y serían levantadas si Rusia cambia de comportamiento”.

Sin embargo, las tensiones con el Kremlin han crecido a lo largo del mes de guerra en Ucrania. El sábado 26 de marzo, el presidente estadounidense Joe Biden calificó a su par ruso, Vladimir Putin, como “un carnicero” que “no puede permanecer en el poder”.

Esta información llega justo después que las autoridades de la ciudad de Leópolis, en el oeste de Ucrania, denunciaran un ataque aéreo procedente de Rusia en las inmediaciones de la ciudad, donde habrían estallado al menos cuatro proyectiles en un depósito de combustible y en una fábrica militar. Hasta ahora hay constancia de cinco personas heridas.

El alcalde de Leópolis, Andri Sadovi, confirmó el ataque en su cuenta de Telegram y pedido a la población que se quede en sus refugios hasta que dejen de sonar las sirenas.

Además aseguró que las zonas residenciales no han resultado afectadas por el ataque. “Los servicios de respuesta están ya en el lugar”, ha indicado a través de Telegram. Con estos ataques Rusia “manda sus saludos” al presidente estadounidense, Joe Biden, que visitó Polonia este sábado, indicó el alcalde.

El jefe de la Administración Militar Regional de Leópolis, Maksim Kozitski, confirmó por su parte “tres potentes explosiones cerca de la ciudad”, también en su canal de la plataforma de mensajería. Kozitski ha confirmado que hay cinco heridos.

El ataque ha impactado también a una fábrica de material militar. “Hoy ha habido dos ataques contra infraestructuras críticas. Uno contra un depósito de combustible en la ciudad de Leópolis, en una zona residencial; y el segundo contra un objetivo de la defensa, una fábrica, que está ubicada también en una zona residencial”, ha explicado posteriormente Kozitski, según recoge la agencia de noticias ucraniana Unian. Cada uno de estos dos objetivos ha sido atacado con dos proyectiles y se trabaja ya en la extinción de los incendios provocados.

Este sería el primer ataque en contra de la población desde el ocurrido el 18 de marzo contra una planta de reparación de aviones en la que resultó herida un persona, en un bombardeo poco habitual, ya que Rusia suele concentrar sus ataques en el este del país.

Con información de AFP y Europa Press.

Por ser una noticia de interés mundial, todo el contenido sobre el conflicto entre Rusia y Ucrania será de libre acceso para nuestros lectores en todas las plataformas digitales de SEMANA.