Tendencias
En principio las autoridades detuvieron a cinco personas, pero luego dejaron a una en libertad porque no tendría nada que ver con el Clan del Golfo.
En principio las autoridades detuvieron a cinco personas, pero luego dejaron a una en libertad porque no tendría nada que ver con el Clan del Golfo. - Foto: Fiscalía General de la Nación

valle del cauca

Cárcel para cuatro presuntos integrantes del Clan del Golfo: estaban buscando alianzas con bandas criminales de Cali

Además, establecieron pactos con Los Shottas para manejar el microtráfico y los sicariatos en Buenaventura.

Cuatro presuntos integrantes del Clan del Golfo fueron capturados en Buenaventura y Cali, en el Valle del Cauca, y enviados a la cárcel por un juez en las últimas horas. Los sujetos llegaron a la región en enero de este año para al parecer establecer rutas de narcotráfico, apoderarse ilegalmente de tierras y establecer alianzas con bandas criminales del distrito portuario y la capital del departamento.

Los capturados fueron identificados como Doris Yamileth Requene, alias La Zarca; Máximo Palacios Martínez, alias Marlon; Yan Carlos Victoria Albornoz, alias Escorpión; y Walter Ocampo Manyoma, alias Chino. Según la Fiscalía General de la Nación, a estas personas les sindicaron el delito de concierto para delinquir agravado.

Recién llegaron a la región estos sujetos tenían como misión delinquir en los sectores del Bajo Calima y la zona de Bahía Málaga, jurisdicción de Buenaventura. En el distrito portuario establecieron pactos con Los Shottas, facción de la estructura La Local, para controlar el manejo del microtráfico y los sicariatos, principalmente en los barrios de la comuna 12.

El ente investigador que poco días después de arribar al Valle del Cauca, entre el 14 y 18 de enero, “este grupo residual se enfrentó con integrantes de la compañía Che Guevara del ELN en zona rural del Bajo Calima, en donde se registró el desplazamiento de 500 pobladores, homicidios selectivos y desapariciones forzadas. Los campesinos empezaron a ser forzados a cultivar hoja de coca y a pagar impuestos por la producción de cocaína”.

Supuestamente alias Marlon fue designado por el Clan del Golfo para viajar a Cali, ubicada a tres horas del distrito portuario, para establecer alianzas con oficinas de cobro de sicarios y comprar armas. Este sujeto, de acuerdo con la Policía, buscó relaciones delictivas con los líderes de estructuras criminales con injerencia en los barrios Los Naranjos y Siloé de la capital del departamento.

Los cuatro presuntos miembros del Clan del Golfo fueron capturados en cinco diligencias de registro y allanamiento adelantadas por agentes de la Policía en los barrios Siloé, Vallado, Manuela Beltrán y Los Naranjos de Cali, y en Buenaventura, con apoyo de la miembros de la Armada. En estos operativos les encontraron dos armas de fuego, munición, cinco teléfonos, prendas de uso privativo de las fuerzas militares y marihuana.

Al ser presentados ante un juez estas personas no aceptaron su responsabilidad en el delito de concierto para delinquir agravado. Sin embargo, el togado tomó la determinación de cobijarlos con medida de aseguramiento en centro carcelario. Así las cosas, los cuatro supuestos miembros del grupo paramilitar deberán sortear su proceso con la justicia desde prisiones que determinará el Instituto Nacional Penitenciario y Carcelario (Inpec).

Cabe destacar que, en principio, las autoridades detuvieron a cinco personas, pero luego dejaron a una en libertad porque no tendría nada que ver con el Clan del Golfo.