astrología

Luna en cuarto creciente: ¿cómo afecta la Luna a los signos del zodiaco?

El movimiento de los astros y los cuerpos celestes representan un camino específico para el horóscopo.


Los signos del zodiaco están regidos por las energías y los movimientos que desde la astrología se enfocan en los cuerpos celestes que se aposentan en el espacio exterior. La Luna, satélite natural de la Tierra, puede repercutir de forma negativa o positiva en cada persona, según su fecha de nacimiento.

Con el paso del tiempo las creencias populares sobre las energías, el misticismo y las prácticas divinas han emergido; en estas figuran la lectura de los signos del zodiaco que, con características y cualidades propias, muestran un comportamiento en común.

De acuerdo con información compartida por el portal web de El Heraldo, en México, el ciclo lunar puede incidir en cada sujeto nacido bajo un signo específico.

Desde que comenzó el mes de marzo los eventos astrológicos han estado presentándose uno a uno, y el cuerpo celeste que se observa en la noche desde la Tierra, ya pasó por su nueva fase. Desde el pasado 2 de marzo y hasta el próximo 18, estará en el ciclo que se cataloga como el cuarto creciente.

La Luna se encuentra creciendo para dar paso a su fase llena, el 18 de marzo, y el 25 proseguir con su final de cuarto menguante. Además, el próximo 20 de marzo llegará el Equinoccio de la Primavera y habrá conjunciones de algunos planetas.

Calendario astronómico
En marzo se presentará el Equinoccio de primavera (Photo by Mariana SUAREZ / AFP) - Foto: AFP

Desde luego, una de las fases de la Luna que mayor representatividad tiene para los seres humanos es la del cuarto creciente, ya que se parte de la idea popular de que durante este tiempo el satélite natural aporta energía positiva, alimenta el alma y contribuye al mantenimiento de la salud en el organismo.

Es por ello que, desde el ámbito de la astrología, se considera que la fase de crecimiento también cumple un papel fundamental para el horóscopo y, hasta que termine, habrá una ligera desaceleración del entusiasmo en las personas, sin importar el signo zodiacal al que pertenecen.

Por otro lado, piscis, libra, tauro y capricornio sentirán que, en la medida de lo posible, todo lo que se tenga en mente se puede lograr con esfuerzo y dedicación. El citado portal de México consigna que la necesidad por obtener y materializar los deseos es una variable de doble filo, pues como dice el refrán “del afán solo queda el cansancio”, además aún falta más de la mitad de días para que termine el mes de la primavera.

Por otra parte, es necesario dejar de gastar energía en situaciones o personas que no dan buenas auras; al contrario, hay que darle una vuelta al asunto y empezar de nuevo, aseguran los astros.

Astrólogos mencionan que con la Luna en cuarto creciente las energías cambian, entran en un sube y baja de emociones, como si fuera una montaña rusa que se repite una y otra vez. Sin embargo, estos altibajos darán paso a la construcción de un nuevo sendero lleno de actitud, prosperidad y mucha perseverancia.

Todo esto indica que no se debe desfallecer en los planes, principalmente para los nacidos bajo el signo de leo, cáncer, escorpio, virgo y acuario. En adición, la fase de crecimiento de la Luna representa movimientos que, después de varios días, terminan siendo los que acomodan la vida a partir del estudio de la astrología.

De acuerdo con información recopilada por DN, las fases lunares se efectúan por los desplazamientos de la Luna, la Tierra y el Sol. La duración de estos cambios es de 28 días y se catalogan como lunaciones.

Usualmente se conocen cuatro fases de la Luna: nueva, creciente, llena y menguante. Sin embargo, en el movimiento que realiza el satélite de la Tierra se generan otras fases: creciente cóncava, creciente convexa, menguante convexa y menguante cóncava.