Home

Deportes

Artículo

Belgium's Romelu Lukaku, left, reacts after his goal attempt header during the World Cup group F soccer match between Croatia and Belgium at the Ahmad Bin Ali Stadium in Al Rayyan , Qatar, Thursday, Dec. 1, 2022. (AP Photo/Ricardo Mazalan)
Lukaku después de errar una de las opciones de gol en el arco de Croacia. - Foto: AP

qatar 2022

Croacia firma el fracaso de Bélgica y le da el adiós del Mundial de Qatar 2022

Los diablos rojos se convierten en el primer gran favorito eliminado de la cita orbital.

Marruecos, Croacia o Bélgica, esos eran los tres candidatos del grupo F a los octavos de final del Mundial de Qatar 2022, teniendo en cuenta que Canadá quedó oficialmente eliminado la fecha pasada con la derrota 4-1 ante la banda de Luka Modric.

Los belgas, sumidos en una profunda crisis por la tensa relación de sus figuras, salieron al partido ante Croacia con la obligación de ganar, mucho más al enterarse que Marruecos tomó la ventaja muy rápido frente a los canadienses, y junto a ella el liderato, dando la sorpresa ante el segundo y tercer clasificado de Rusia 2018.

“Tienes algunos medios en Bélgica que están muy felices de saltar sobre noticias falsas. Eso es bastante sorprendente. Ha hecho que el grupo sea bastante consciente de que cuanto menos escuches el ruido del exterior, mejor”, se blindó el técnico de los diablos rojos, el español Roberto Martínez, en la previa a un juego trascendental para uno de los favoritos.

Pero al frente tenían a los croatas, que llegaban líderes, pero no clasificados, aunque con mejores sensaciones por lo mostrado en su segunda salida, confianza con la que tomaron el balón en los primeros minutos del partido y pusieron contra las cuerdas a su rival, llevándolo incluso a rogar por la interrupción del VAR en un penal cobrado sobre Kramaric a los 16 minutos.

El árbitro lo señaló, pero segundos más tarde fue llamado a hacer la revisión respectiva. En el monitor le mostraron un fuera de lugar bastante ajustado, que terminó incidiendo en su decisión de declinar la sanción y, por consecuencia, mantener el empate sin goles en el marcador, mismo con el que se fueron al descanso para fortuna de los belgas, que hasta allí volvían a dejar dudas sobre su rendimiento.

Para el segundo tiempo, Bélgica se la jugó con el ingreso de otro hombre de experiencia, el delantero del Inter Romelu Lukaku, quien se estrenaba en este Mundial después de haber luchado contra problemas físicos que arrastró durante la primera parte de la temporada y que le impidieron arrancar desde el debut al frente del ataque de su país.

Aun sin estar en la mejor situación física, la potencia de Lukaku incidió positivamente a favor de los belgas, que tuvieron dos opciones clarísimas de gol antes de los 70 minutos. La primera con un rebote que el atacante estrelló en el palo y la segunda con un cabezazo en solitario, sin arquero, que envió por encima del travesaño.

Belgium's Romelu Lukaku, bottom center, gets a shot off against Croatia during the World Cup group F soccer match between Croatia and Belgium at the Ahmad Bin Ali Stadium in Al Rayyan, Qatar, Thursday, Dec. 1, 2022. (AP Photo/Ebrahim Noroozi)
Lukaku estuvo cerca de abrir el marcador para Bélgica en el segundo tiempo - Foto: AP

Los minutos pasaron hasta cruzar la barrera de los 80 minutos, momento en el que Bélgica se olvidó de cuidar los riesgos y mandó todos los buques al ataque, esperando el ‘milagro’ que les permitiera continuar con su sueño mundialista, frustrado en las últimas dos citas a las que han llegado como candidatos por el gran momento individual que viven jugadores como Thibaut Courtois y Kevin de Bruyne.

Hazard fue el último de los referentes en ingresar, ya cuando solo quedaban un par de minutos para el final del tiempo reglamentario. Allí le cayeron otro par de opciones a Lukaku, que estaba en una noche para olvidar de cara a puerta, jugando prácticamente en contra de los intereses de su selección.

Con el 0-0 final, Bélgica se despide del Mundial de Qatar 2022, cediendo los cupos de octavos de final a Marruecos, líder con 7 unidades, y Croacia, que clasificó segundo con 5 unidades, dejando abierta la incógnita de enfrentar a un rival más complicado en octavos, como por ejemplo la España de Luis Enrique, que defenderá su primer lugar este jueves en el segundo turno cuando enfrente a Costa Rica.