Home

Deportes

Artículo

Selección de Serbia
Los jugadores de Serbia saludan a sus seguidores después del partido de fútbol del grupo G de la Copa Mundial, contra Camerún. - Foto: AP

deportes

Escándalo sexual se desata en la selección de Serbia en pleno Mundial de Qatar

La selección de Serbia jugará este viernes ante Suiza.

Mientras se define el pase a los octavos de final en el grupo G del Mundial de Qatar que integran las selecciones de Brasil, Suiza, Camerún y Serbia, un escándalo sexual involucra a varios jugadores de esta última.

De acuerdo con un periodista británico, un acto de infidelidad habría ocurrido al interior de la selección de Serbia, donde dos jugadores se habrían acostado con las mujeres de algunos de sus compañeros.

El periodista Richard Wilson indicó en varios tuits, que dos seleccionados del equipo balcánico habrían sostenido relaciones íntimas con las mujeres de dos de sus compañeros, algo que ha generado un gran alboroto en el vestuario.

Los involucrados, según el periodista que realizó la denuncia, serían el delantero y figura de esa selección, Dusan Vlahovic, quien hasta el momento no ha sido titular en ningún partido de la Copa del Mundo por razones que no se saben, y Nemanja Gudelj, jugador del Sevilla.

Además, señaló el periodista, que Vlahovic y Gudelj se habrían acostado con la esposa del arquero Predrag Rajkovic y con la mujer de Luka Jovic, Sofija Milosevic.

Teniendo en cuenta lo anterior, el comunicador británico aseguró que Nemanja Gudelj se habría ido a los golpes con Luka Jovic en medio de un entrenamiento.

La selección se Serbia tiene 1 punto y se medirá este viernes ante el conjunto de Suiza que cuenta con 3 unidades.

Entre tanto, Brasil tiene 6 puntos y jugará también este viernes ante Camerún, selección que tiene 1 solo punto.

Vale destacar que, desde la selección de Serbia, por el momento no ha habido algún pronunciamiento oficial frente a ese presunto escándalo sexual que involucra a los jugadores.

Director técnico de Bélgica reconoce “tensiones” en el equipo

El seleccionador de Bélgica, Roberto Martínez, admitió este lunes que existen “tensiones” en su vestuario, pero que lo ve como “algo natural” porque considera que hay un bloque que lleva mucho tiempo jugando junto y es lo que suele pasar en “una familia”.

“Sí, hay tensiones en el grupo, pero es natural. Los jugadores han estado jugando juntos durante mucho tiempo y son como una familia, si no hay tensión o desacuerdo en una familia es porque no tienes emociones”, señaló Martínez a la cadena RTBF.

El ambiente en los ‘Diablos Rojos’, terceros en el Mundial de Rusia de 2018, no es el mejor después de unas declaraciones de Kevin de Bruyne sobre sus opciones en la Copa del Mundo de Catar a ‘The Guardian’ donde dijo que su momento fue hace cuatro años y no ahora porque son “más viejos”.

El central Jan Vertonghen pareció replicarle tras la derrota ante Marruecos del pasado domingo, al decir que se le pasaban “muchas cosas por la cabeza” que prefería no decir y que quizá atacaron mal porque arriba puede que sean “demasiados viejos”.

“Es la primera vez que nos encontramos en este tipo de situación. Esperábamos clasificarnos ya tras el segundo partido, pero es la realidad. Todavía tenemos una oportunidad de pasar. Ahora, creemos que tal vez solo tenemos un 10 % de posibilidades de ganar contra Croacia, pero esa probabilidad aumentará de aquí al partido y en lo personal creo al cien por cien porque confío mucho en el potencial de mi equipo”, recalcó Martínez, que espera que “el momento familiar” que tuvo la plantilla tras la derrota “puede ayudar”.

Bélgica se medirá este jueves ante Croacia, a partir de las 10:00 a. m., hora de Colombia.