deportes

Video | “Sácame, no aguanto más”: Byron Castillo, devastado por presión de su caso

Entre lágrimas, el jugador que ha sido señalado por supuesta falsa nacionalidad pidió su modificación en pleno partido.


Lo que empezó como una demanda hacia un jugador por supuesta falsa nacionalidad en las Eliminatorias a Catar 2022 ya ha trascendido al tema personal y psicológico, dejando en claro que Byron Castillo, quien representó a la Selección de Ecuador, ha sido el gran afectado por dicha situación.

Desde hace varias semanas se viene haciendo desarrollo al tema y restando seis meses del inicio del Mundial, la presencia de Ecuador en el partido inaugural sigue en suspenso a raíz de la demanda presentada por la federación chilena (ANFP) y la investigación que mantiene activa la Fifa en contra del defensor Byron Castillo.

Gustavo Alfaro y sus dirigidos confían en que no procederá el recurso de los australes y estarán en Doha en el mes de noviembre para disputar la fase de grupos. El problema es que la decisión se ha dilatado, pues hasta ahora no existe una comunicación oficial que les permita tomar un respiro y pensar netamente en lo deportivo.

Byron Castillo de Ecuador
Byron Castillo de Ecuador - Foto: Getty Images

La Fifa le dio un plazo inicial a la federación ecuatoriana (FEF) para presentar sus argumentos de defensa. Sin embargo, este viernes se conoció que pidieron una prórroga de 15 días más para juntar todas las pruebas que, en su concepto, los exime de cualquier responsabilidad frente a las dudas sobre la nacionalidad de Castillo.

Entre tanto, el jugador sigue vigente y conforma la actual nómina de Barcelona de Guayaquil, equipo de la liga de Ecuador que este fin de semana disputó un juego del campeonato local ante Aucas, el cual perdió como visitante 2-1 y donde Castillo estuvo inmerso en un error que produjo el penal y posterior gol con el que sacó la ventaja el local.

La jugada que pudo haber trascendido para otro jugador de manera normal, golpeó anímicamente al defensor que fue quien cometió el error y lo devastó a tal punto de presionarse a sí mismo, para dirigirse entre lágrimas a su banquillo técnico pidiendo de manera reiterada ser sustituido de manera inmediata: “Sácame, no aguanto más”.

Dicha imagen que rápidamente fue viral puso en órbita el sentir del ser humano, el cual se encuentra muy por encima de lo deportivo y que dio visos claros que para el futbolista todo lo que ha surgido lo ha afectado de una manera muy directa.

El técnico del jugador, tras el compromiso, tomó voz sobre el particular para intentar poner en contexto todo lo que podría estar sufriendo Castillo en medio del caso por el que es acusado: “Es una víctima del poder mediático de los tiempos modernos. No de ustedes, sino de los tiempos modernos. Tiene una carga emocional muy difícil de llevar. Para mí es admirable que se ponga a entrenar”.

A su vez, Jorge Célico, estratega del defensor en el Barcelona de Guayaquil, pidió algo más de entendimiento para darle manejo al tema: “Pasa por el tema de la federación y de la lucha que hay de si es o no es, de si fue o no fue, si hay juicio o no hay juicio, sumado a un problemita que salió ahora antes de viajar a Venezuela. Seamos un poquito más dóciles todo el mundo”.

“Yo cuando vi lo que le pasó me dio mucha pena, por eso, no sale antes. Yo calentaba a Pedro Pablo más a menos al minuto 32, pero no hago el cambio porque era un golpe mortal, y de ahí viene el penal. Prefiero quedarme con la faceta del ser humano y no de pensar en un simple resultado”, finalizó el argentino en defensa de su jugador.

Intentando darle apoyo y generar alrededor del jugador un ambiente más amable, el club de Castillo creo el numeral: #TodosSomosByron.