Tendencias
Bill Gates y Melinda Gates
Bill Gates y Melinda Gates. - Foto: Getty Images

gente

“Simplemente, ya no podía seguir en ese matrimonio”: Melinda Gates sobre divorcio con Bill Gates

La empresaria describió la separación como “extremadamente dolorosa” y habló de la lucha de tener que seguir trabajando a su lado, a pesar de ya no estar juntos.

Bill y Melinda Gates estuvieron juntos desde 1994, cuando se casaron. Esa relación marital permaneció durante 27 años hasta que el divorcio se hizo oficial en mayo de 2021. Además, durante su unión, la pareja tuvo un total de tres hijos: Jennifer de 25 años, Rory de 23 y Phoebe de 19. También fundaron juntos la Fundación Bill y Melinda Gates.

La científica informática de 58 años habló abiertamente sobre su decisión de dejar a su esposo y se sinceró en una entrevista con la revista Fortune, diciendo que la pandemia de covid-19 le brindó a ella la “privacidad para hacer lo que necesitaba hacer”. “Es increíblemente doloroso, de innumerables maneras, pero tuve la privacidad para superarlo”, declaró.

Asimismo, contó lo difícil que fue para ella el momento de la separación, ya que, mientras ocurrían todos los trámites del divorcio, ella seguía trabajando al lado de Bill Gates. “Seguí trabajando con la persona de la que me estaba alejando, y necesitaba presentarme y ser lo mejor posible todos los días”, continuó.

“Entonces, aunque podría estar llorando a las 9:00 a. m. y luego tener una videoconferencia a las 10:00 a. m. con la persona con la que estaba dejando, tenía que presentarme y dar lo mejor de mí”, contó acerca de sus funciones junto a su exesposo en la Fundación Bill y Melinda Gates, la cual codirige desde el año 2000.

Bill Gates y Melinda Gates
Melinda Gates, exesposa de Bill Gates y cofundadora de la fundación Bill y Melinda Gates.

Su mayor preocupación durante todo el proceso de separación era poder proteger a sus hijos de la tormenta mediática y los cambios que podría traer para sus vidas el divorcio; pero ahora está feliz de que, tanto ella como su exesposo hayan podido culminar todo el trámite y puedan estar en paz al haber “llegado al otro lado”.

Sobre su labor en la fundación durante el divorcio, contó que se había demostrado a sí misma que podía ser una líder que puede lograr cualquier cosa que se proponga. No obstante, el divorcio fue difícil, pero la labor conjunta con Bill Gates hizo que el trabajo pudiera ser una escapatoria para los dos y suavizaran las heridas del proceso de separación.

Acerca de las razones que la empujaron a pedir el divorcio, dijo que la infidelidad que sostuvo Bill Gates con una empleada de Microsoft no tuvo nada que ver. “Ciertamente, creo en el perdón, así que pensé que habíamos trabajado en algo de eso”, declaró en otra entrevista reciente.

“Di cada parte de mí misma a este matrimonio. Estuve comprometida desde el día que nos comprometimos hasta el día en que nos separamos”, contó. “No fue un momento o una cosa específica que sucedió. Simplemente, llegó un momento en el que había suficiente allí, que me di cuenta de que no era saludable y no podía confiar en lo que teníamos”.

Bill Gates y Melinda Gates
Bill y Melinda Gates durante una conferencia de la fundación que dirigen. - Foto: WireImage

Finalmente, Melinda Gates ha criticado públicamente las reuniones que tuvo Bill Gates con el magnate pedófilo, Jeffrey Epstein. “No me gustó que tuviera reuniones con Jeffrey Epstein. Se lo dejé claro”, dijo, y agregó que conoció a Epstein una vez porque “quería ver quién era”, pero que desde el primer momento se arrepintió y definió al fallecido empresario como “abominable” y “el mal personificado”.

También contó que le había dejado muy claro a su esposo de lo que pensaba de Epstein y que él siguió reuniéndose con él a pesar de que ella le había contado que tenía pesadillas con el empresario. Pero dijo que cualquier otra pregunta acerca de la relación de Bill Gates y Jeffrey Epstein, tienen que hacérselas al fundador de Microsoft.

Bill Gates, por su parte, calificó en su momento que sus reuniones con Epstein fueron un gran error. En un comunicado a CBS dijo: “Reunirme con Epstein fue un error que lamento profundamente. Fue un error sustancial de juicio”.