ecuador

Denuncian muerte de un indígena durante confrontación en el marco de protestas en Ecuador

Según precisaron Organizaciones de Defensa de los Derechos Humanos, el manifestante murió durante la represión policial, al recibir, en el rostro, el impacto de una cápsula de gas lacrimógeno.


Indignación y preocupación ha despertado en Ecuador un hecho denunciado por Organizaciones de Defensa de los Derechos Humanos, quienes reportaron que, este martes, en el marco del noveno día de protestas, un manifestante falleció en medio de la represión desarrollada por parte de fuerzas policiales.

Según precisa la denuncia de las Organizaciones de Derechos Humanos, la persona fallecida es un indígena, quien participaba de las manifestaciones en la zona amazónica de Puyo, y estaba presente cuando se desató una confrontación entre miembros de la Policía, y los ciudadanos que expresan sus inconformidades, sembrando caos en varias regiones del país, incluida la capital, Quito.

De acuerdo con la denuncia, divulgada por medios internacionales, y elevada por Lina María Espinosa, de la Alianza de Organizaciones por los Derechos Humanos, la muerte del indígena se presentó en medio de la confrontación, cuando “a esta persona le disparan en el rostro, al parecer una bomba de gas lacrimógeno”.

Adicional a esta muerte, el pasado lunes, también se había reportado la muerte de un joven que se encontraba tomando parte de las manifestaciones, en medio de hechos que aún son materia de investigación, pues el deceso se ocasionó cuando este, en medio de las manifestaciones, cayó a una quebrada.

Autoridades han precisado que, al igual que este joven, otras dos personas, manifestantes, también sufrieron caídas en el afluente hídrico, sin que ello hubiese revestido peligro.

Tras conocerse la noticia de la muerte del indígena este martes, a través de las redes sociales, un grupo de ciudadanos señaló que aunque el hecho es lamentable, si se habla de víctimas de las actuales manifestaciones, también se debe recordar que, producto de los bloqueos, ocasionados por las comunidades indígenas que han llegado a Quito para protestar por las alzas en los precios de los combustibles, se han presentado otras muertes, citando el caso de dos pacientes que murieron al interior de ambulancias a las que los manifestantes, con sus bloqueos, les impidieron llegar oportunamente a los hospitales.

Sobre la indígena fallecido este martes, las organizaciones defensoras de Derechos Humanos, revelaron que se trata de un hombre de 40 años, identificado como Byron Guatatoca.

Este indígena era miembro de una agrupación conocida como ‘nacionalidad aborigen quichua’, y hacía parte del grupo de personas que mantiene los bloqueos en Puyo, una región Amazónica al sureste del territorio de ese país.

En cifras, el balance de las manifestaciones señala que estas, de momento, han dejado dos personas fallecidas, y cerca de una centena de heridos.

En ese mismo sentido, las autoridades también han reportado la captura de más de 50 personas, señaladas de atentar y alterar el orden público.

Por parte de las autoridades, el balance señala la existencia de 101 policías y militares heridos, así como cerca de 30 miembros de la fuerza pública que han sido detenidos o capturados por los manifestantes.

Durante la jornada, las autoridades también habían reportado una confrontación con manifestantes en la ciudad de Quito, donde, empleando gases lacrimógenos, tuvieron que dispersar a cerca de 500 indígenas.

Escenario de negociación

Tras nueve días transcurridos desde el estallido social indígena en Ecuador, este martes se planteó la primera luz de esperanza para poder poner un pronto fin a esta situación que, de acuerdo con el presidente Lasso, ha afectado a la mayoría de los ecuatorianos, pero que ha estado impulsada por un pequeño sector.

Dicha luz de esperanza se refiere a la aceptación, por parte del Gobierno Lasso, de una propuesta de intermediación hecha por un grupo de organizaciones sociales, que se ofreció a mediar entre el Gobierno y los sectores indígenas agrupados en la Confederación de Nacionalidades Indígenas (Conaie).

La propuesta de la intermediación, según revelo Lasso a través de su cuenta de Twitter, se presentó el pasado domingo 19 de junio, no obstante, solo hasta este martes fue contestada por el presidente, quien manifestó su disposición y la de su gabinete a sentarse a buscar soluciones, admitiendo de antemano que esa clase de inquietudes sociales son dinámicas, y por ello es necesario encontrarles una salida.

En ese mismo sentido, desde las organizaciones citantes, que se denominaron Comisión Convocante, advirtieron que el primer paso, y necesario para la consolidación de un resultado que llegue a feliz puerto, es la definición de las metodologías a emplear para tal acercamiento, afirmando que para ello, se va a contar con la asesoría de la UE y otras organizaciones internacionales.

Este martes, el ministro de Defensa de Ecuador, Luis Lara, despertó controversia, al afirmar que la protesta social estaba poniendo ‘en riesgo la democracia de su país’.