Tendencias

Home

Mundo

Artículo

Fotos de la semana 17 sept
El Congreso de México aprueba ampliar hasta 2029 la presencia del Ejército en tareas de seguridad pública. Foto AP / Marco Ugarte - Foto: AP

méxico

Ejército mexicano podrá ejercer tareas de seguridad pública durante siete años más

El Congreso de México aprobó ampliar hasta 2029 la presencia del Ejército en tareas de seguridad pública.

La Comisión de Puntos Constitucionales de la Cámara de Diputados de México aprobó la reforma que permite la presencia del Ejército en tareas de seguridad pública hasta 2029.

Este cambio permitirá que durante 10 años desde la aprobación de la ley en 2019, la Guardia Nacional mexicana, a petición del presidente de México, podrá disponer de militares en tareas de seguridad pública de manera “extraordinaria, regulada, fiscalizada, subordinada y complementaria”, según ha detallado el Parlamento mexicano en un comunicado.

El documento, avalado con 28 votos a favor y 11 en contra, se basa en que la Guardia Nacional, pese a sus “enormes avances”, no ha logrado consolidarse en su estructura, capacidades e implantación territorial, de manera completa, por lo que es “evidente que se requiere de más tiempo para ello”. La medida se llevará a cabo con una extensión del artículo quinto transitorio de la Constitución de México que permitirá a las Fuerzas Armadas realizar labores de seguridad hasta el 27 de marzo de 2029, según ha informado El Universal.

El presidente mexicano, Andrés Manuel López Obrador, planteó en el mes de agosto que soldados e infantes de la Marina mexicana permanecieran en las calles más allá de 2024 para apoyar a la Policía mexicana en las labores de seguridad pública, después de que en 2019 sacara adelante una reforma que tenía un plazo máximo de cinco años.

Anteriormente, López Obrador ha objetado que la “emergencia que vive el país en seguridad pública” hace necesaria dicha ampliación. “Es que era y sigue siendo necesaria (...) No era normal de que estuviesen asaltando enfrente de un cuartel militar a un ciudadano y no pudiese constitucionalmente intervenir el Ejército porque estaban impedidos”, recordó López Obrador durante una rueda de prensa recogida por el citado diario.

El Ejército y la Guardia Nacional

Entre tanto, el Diario Oficial de la Federación publicó el decreto por el que el control administrativo y operativo de la Guardia Nacional pasa a depender de la Secretaría de Defensa, con lo que México deja de tener una fuerza policial federal civil.

De la Secretaría de Defensa dependerán a partir de ahora la Comandancia de la Guardia Nacional y por debajo quedarán la coordinación territorial, coordinación estatal y coordinación de unidad, según recoge el diario mexicano La Jornada. Además, el secretario de Defensa estará facultado para expedir los manuales de organización, procedimientos y estrategias de la Guardia Nacional, organizar la distribución territorial de sus elementos y proponer adecuaciones a la estructura orgánica de la misma.

“Las reformas dejan efectivamente a México sin una fuerza policial civil a nivel federal, consolidando aún más el ya prominente papel de las Fuerzas Armadas en la seguridad pública en México”, advertía este viernes la Alta Comisionada interina de Naciones Unidas para los Derechos Humanos, Nada al Nashif.

La responsable de la ONU ha recordado que la militarización de las fuerzas de seguridad mexicanas “aumenta de forma constante” desde 2006, pero eso no se ha traducido en un descenso de la criminalidad. En cambio, denuncia, se ha producido un aumento de las denuncias de “graves violaciones de derechos humanos” por parte de los cuerpos de seguridad.

**Con información de EP.