Home

Mundo

Artículo

En esta foto del 12 de octubre de 2021, la reina Isabel II de Inglaterra sale tras asistir a un servicio de Acción de Gracias para conmemorar el centenario de la Legión Real Británica en la Abadía de Westminster, en Londres. (AP Foto/Frank Augstein, Pool, Archivo)
Esta será la primera vez que la denominada ceremonia del “besamanos” tenga lugar fuera de Londres. - Foto: AP

mundo

Por razones de salud, Isabel II no recibirá al nuevo primer ministro británico en Londres

La ministra de Relaciones Exteriores, Liz Truss, y el exministro de Finanzas, Rishi Sunak, se enfrentan para ser el nuevo líder del Partido Conservador.

La reina Isabel II recibirá el próximo martes al nuevo primer ministro británico en su residencia escocesa de Balmoral, una primicia para la soberana de 96 años motivada por sus “problemas de movilidad”, informó este miércoles un portavoz del Palacio de Buckingham.

La monarca recibe tradicionalmente a los nuevos jefes de gobierno en el Palacio de Buckingham en Londres, pero, debido a sus dificultades para viajar, la prensa se preguntaba si volvería a la capital desde su residencia de verano para el anuncio del sucesor de Boris Johnson, previsto para el próximo lunes.

La ministra de Relaciones Exteriores, Liz Truss, y el exministro de Finanzas, Rishi Sunak, se enfrentan desde julio para convertirse en el nuevo líder del Partido Conservador británico y por consiguiente en primer ministro. Unos 200.000 afiliados de la formación han podido votar por correo y en línea en un proceso que termina el viernes y cuyo resultado se conocerá el lunes.

Gran admiradora de la difunta primera ministra Margaret Thatcher y defensora de sus políticas ultraliberales, Liz Truss, de 47 años, aparece como la favorita, con más de 30 puntos de ventaja en las encuestas respecto a Sunak, un multimillonario exbanquero de 42 años, nieto de inmigrantes indios.

El controvertido Boris Johnson, de 58 años, dimitió en el pasado mes de julio como líder del Partido Conservador, acosado por los escándalos, y tendrá que dejar Downing Street para que su reemplazante se convierta en jefe de Gobierno.

la reina Isabel II de Gran Bretaña
La monarca recibe tradicionalmente a los nuevos jefes de gobierno en el Palacio de Buckingham en Londres. - Foto: AP

Tras la renuncia de Theresa May, el líder de los pro-Brexit Boris Johnson fue elegido al frente del Partido Conservador el 23 de julio de 2019 tras una aplastaste victoria frente al ministro de Relaciones Exteriores, Jeremy Hunt. Sin embargo, a finales de 2021 se conocieron varias fiestas ilegales organizadas en Downing Street durante los confinamientos por la covid-19, lo que hizo que su popularidad se hundiera.

Al Partygate se le sumó una serie bochornosa de escándalos sexuales entre los conservadores. En julio de 2022, cansados de los escándalos, dos ministros de alto rango renuncian. Fueron seguidos por una avalancha de dimisiones dentro del Gobierno.

Acorralado por el Partido Conservador, Boris Jonhson renunció el pasado 7 de julio como su líder. Él también viajará el martes a Balmoral, castillo situado 830 kilómetros al norte de Londres, para presentar su renuncia formal a la reina Isabel II.

Tras ganar las elecciones de 2019, el mandato de Boris Johnson ha estado salpicado de constantes escándalos.
Boris Johnson renunció en julio como primer ministro tras ser salpicado por varios escándalos. - Foto: GETTY IMAGES

Hecho inédito desde 1952

Esta será la primera vez que la denominada ceremonia del “besamanos” tenga lugar fuera de Londres desde que el entonces primer ministro Winston Churchill recibió a Isabel II en el aeropuerto de Heathrow en 1952, cuando se convirtió en reina al fallecer su padre mientras ella estaba de viaje.

La monarca mantiene semanalmente una audiencia con el jefe de Gobierno, que desde el inicio de la pandemia en 2020 se celebra principalmente por teléfono. Desde entonces, pasa la mayor parte del año en el castillo de Windsor, 40 kilómetros al oeste de Londres, y solo se desplaza a Buckingham para actos destacados.

Su salud es motivo de creciente preocupación desde que el pasado octubre se supo que había pasado una noche hospitalizada para someterse a “pruebas” médicas, cuya naturaleza nunca se precisó. Sus apariciones en público son cada vez más escasas y en ellas se la ve a menudo caminando con dificultad ayudada por un bastón.

En junio pasado el Reino Unido celebró por todo alto el Jubileo de Platino, 70 aniversario de la llegada al trono de Isabel II, quien cada vez más delega funciones oficiales en su heredero, el príncipe Carlos, de 73 años.

*Con información de la Agencia AFP