ucrania

Tres meses después: los momentos claves de la sangrienta invasión rusa a Ucrania

La guerra en Ucrania continúa en medio de una dura confrontación entre la resistencia ucraniana y las tropas rusas.


Los principales acontecimientos, desde el comienzo, el 24 de febrero de la invasión rusa de Ucrania, que entró este martes en su tercer mes y ya se ha cobrado la vida de decenas de miles de personas.

Comienzo de la invasión

El 24 de febrero al amanecer, el presidente ruso Vladimir Putin anuncia una “operación militar” en Ucrania para defender a las “repúblicas” separatistas autoproclamadas del este de ese país, cuya independencia había reconocido tres días antes.

Las fuerzas terrestres rusas penetran en territorio ucraniano desde Rusia y desde Bielorrusia. La ofensiva provoca indignación internacional. La Unión Europea (UE) informa que financiará la compra y entrega de armas a Ucrania, una primicia. Estados Unidos anuncia 2.300 millones de dólares de ayuda militar. Occidente comienza a aplicar sanciones económicas cada vez más duras contra Rusia.

Miembros del servicio de las tropas prorrusas con uniformes sin insignias conducen un vehículo blindado con el símbolo "Z" pintado en un costado en la aldea de Bugas, controlada por los separatistas, durante el conflicto Ucrania-Rusia en la región de Donetsk, Ucrania, el 6 de marzo de 2022. REUTERS /Alexander Ermochenko
Miembros del servicio de las tropas prorrusas con uniformes sin insignias conducen un vehículo blindado con el símbolo "Z" pintado en un costado en la aldea de Bugas, controlada por los separatistas, durante el conflicto Ucrania-Rusia en la región de Donetsk, Ucrania, el 6 de marzo de 2022. REUTERS /Alexander Ermochenko - Foto: REUTERS

Primeras negociaciones

El 28 se celebran las primeras negociaciones entre Rusia y Ucrania. Putin exige que Crimea sea reconocida como un territorio ruso, la “desnazificación” del gobierno ucraniano y que Ucrania tenga un “estatus neutral”. Desde hace meses, Moscú exige garantías de que Ucrania nunca entrará en la OTAN.

El 2 de marzo, tropas rusas llegan a Járkov (norte), segunda ciudad de Ucrania. En el sur, los rusos toman la ciudad de Jersón. El 8 de marzo, el presidente estadounidense Joe Biden decreta un embargo sobre el gas y el petróleo rusos.

El día 10 de marzo, los líderes de los 27 países de la UE descartan una adhesión rápida de Ucrania al bloque, reclamada por el presidente Volodímir Zelenski, al tiempo que abren la puerta a vínculos más estrechos.

Mariúpol asediada

El 21 de marzo, la UE denuncia “un gran crimen de guerra” en Mariúpol, un puerto estratégico en el Mar de Azov. Decenas de miles de personas quedan varados en la ciudad sitiada, donde las fuerzas rusas bombardean un teatro y una maternidad.

El 24 de marzo, la OTAN decide reforzar sus defensas en el flanco oriental y equipar a Ucrania contra la amenaza química y nuclear. El 25 de marzo, ante la resistencia de los ucranianos, Rusia anuncia que se va a concentrar en la “liberación del Donbás”.

La ciudad de Bucha ha sido testigo de la brutalidad del conflicto. Fosas comunes encontradas allí y llenas de civiles tienen indignado al mundo.
La ciudad de Bucha ha sido testigo de la brutalidad del conflicto. Fosas comunes encontradas allí y llenas de civiles tienen indignado al mundo. - Foto: AP

Horror en Bucha

El 2 de abril, Ucrania anuncia que retomó el control de la región de Kiev tras la retirada de las fuerzas rusas, que convergen hacia el este y el sur. En varias localidades cerca de Kiev, entre ellas Bucha, el descubrimiento de decenas de cadáveres de civiles provoca fuertes reacciones internacionales.

El 8 de abril, un misil mata a 57 personas que querían huir de la guerra en la estación de Kramatorsk (este).

Se hunde el crucero ruso “Moskva”

El 14 de abril, los ucranianos afirman haber alcanzado con misiles al crucero Moskva, buque insignia de la flota rusa del Mar Negro. Según Moscú, el barco se hundió a causa de un incendio provocado por la explosión de municiones.

El 21, Vladimir Putin reivindica la conquista de Mariúpol, aunque unos 2.000 militares ucranianos, atrincherados en la acería Azovstal junto a un millar de civiles, continúan resistiendo. El 27 de abril, el ejército ucraniano reconoce un avance ruso en el este, con la conquista de varias localidades en la región de Járkov y el Donbás.

Putin dice no estar preocupado. Sin embargo, la situación podría significar una derrota simbólica y un cambio en el tablero de la seguridad del Viejo Continente.
Putin ha manifestado que no está preocupado por una adhesión de Finlandia y Suecia a la OTAN. - Foto: xgetty images

Candidatura a la OTAN

El 3 de mayo, fuerzas rusas y prorrusas lanza un “poderoso asalto” contra la acería Azovstal. El 8, sesenta personas son consideradas desaparecidas tras el bombardeo de una escuela en la región de Lugansk.

El 18 de mayo, Suecia y Finlandia presentan sus solicitudes de adhesión a la OTAN. El 19, el Congreso estadounidense aprueba una ayuda de 40.000 millones de dólares para apoyar el esfuerzo de guerra ucraniano. Al día siguiente, el G7 promete 19.800 millones de dólares para mantener a flote las cuentas públicas de Kiev.

Azovstal bajo control ruso

El 20 de mayo, Rusia anuncia que tomó el control de Azovstal. Según Kiev, el 90% de Mariúpol está destruido y al menos 20.000 personas murieron. En el este, las ciudades de Severodonetsk y Lyssytchansk constituyen el último foco de resistencia ucraniana en la región de Lugansk.

El 23, un tribunal de Kiev condena a un soldado ruso a prisión perpetua en el primer juicio por crímenes de guerra desde el inicio de la invasión.

Con información de AFP.