nación

Asamblea de Santander se une a colectivos para que se mantenga la suspensión del piloto de ‘fracking’

Algunos diputados de la región piden que se realice la consulta previa a la comunidad afrocolombiana de Puerto Wilches.


Este viernes 27 de mayo la Asamblea Departamental se unió a los llamados de colectivos sociales y emitió una coadyuvancia dirigida a la Magistrada Francy del Pilar Pinilla del Tribunal Administrativo de Santander, para que se mantenga la suspensión del fallo que permitiría un piloto de fracking en la región.

En contexto, a mediados de marzo del presente año, la Autoridad Nacional de Licencias Ambientales (Anla) dio vía libre a Ecopetrol para que iniciara el plan piloto de fracking en Puerto Wilches, Santander, un departamento que, de por sí, cuenta con múltiples títulos mineros; sin embargo, un gran sector de la población está en contra de esta explotación petrolera.

Luego de que colectivos de la región se pronunciaran al respecto rechazando la decisión de la Anla, ahora los diputados Camilo Torres y Luis Ferley Sierra, entre otros pertenecientes a los partidos Polo Democrático, Alianza Verde, de la U, Centro Democrático, Liberal, Cambio Radical, Conservador, Alianza Social Independiente, Liga de Gobernantes y Mira, emitieron una nueva misiva para hacer presión y que se mantenga la suspensión del proyecto de fracking.

Es de recalcar que, la coadyuvancia emitida este viernes por la Asamblea Departamental fue sumada al proceso ya vigente y apoyada por otras 40 congresistas, y también a la comunicación de 13 concejales de Puerto Wilches a la Anla, quienes expresaron sus cuestionamientos sobre el licenciamiento que permitieron en el municipio, argumentando “serias” afectaciones a la población.

Por ende, la Asamblea de Santander afirmó claramente su “oposición” al desarrollo de la exploración petrolera tipo fracking, y en su misiva fue clara al solicitar una decisión de segunda instancia con el objetivo de mantener la suspensión del plan piloto de Ecopetrol, “al considerarlos como una amenaza al territorio, a las actividades agrícolas y pesqueras, y a los derechos fundamentales”, enfatizó.

Por su parte, el diputado Camilo Torres afirmó en un comunicado que su interés era representar al pueblo santandereano, por lo que emitía la coadyuvancia para apoyar a una de las organizaciones sociales que ya había comenzado con pulla para frenar el proyecto de fracking en el municipio, además recalcó la importancia de hacer una consulta previa a la comunidad, mismo requerimiento que había pedido el Juzgado Primero de Barrancabermeja al suspender el inicio del piloto un mes después de la sentencia de la Anla.

“En el sentido de apoyar las pretensiones de la acción de tutela instaurada por la Corporación Afrocolombiana de Puerto Wilches -AFROWILCHES, para que se le realice consulta previa dentro de los procedimientos para otorgar la licencia ambiental a los proyectos pilotos de investigación integral Kalé y Platero, los cuales se pretenden realizar en el municipio de Puerto Wilches, Santander”, fue la petición del Torres.

Por su parte, el diputado Luis Ferley Sierra mencionó otros argumentos por los que no se estaría de acuerdo con la exploración petrolera, recalcando que los habitantes de Puerto Wilches no son “conejillos de indias” para probar una técnica de explotación con el fracking, agregando que esto causaría múltiples afectaciones a corto y largo plazo para los habitantes del sector.

“Una vez más la Asamblea se une en torno a la defensa del agua, la biodiversidad y los ecosistemas de importancia ecológica para la subsistencia de los habitantes de nuestro departamento, ya que no queremos que los Santandereanos seamos los conejillos de indias de una técnica que ya se ha demostrado científicamente en el mundo, causa impactos negativos a las comunidades y la biodiversidad, y que en su fase comercial desarrollaría hasta 19.000 pozos, gran parte de ellos en nuestro departamento”, puntualizó Sierra.