nación

Cinco años después de la tragedia, Procuraduría advierte demoras para entrega de casas en Mocoa

El despacho del director de la Unidad para la Gestión del Riesgo tiene una serie de recomendaciones y alertas que envió la Procuraduría.


La Procuraduría General de la Nación envió al director general de la Unidad Nacional para la Gestión del Riesgo de Desastres (UNGRD), Eduardo José González Ángulo, alertas y recomendaciones encontradas en la acción preventiva y de control de gestión realizada al cumplimiento del Plan de Acción Específico para la Reconstrucción del municipio de Mocoa, luego de cinco años de ocurrida la tragedia.

Ya son varias las entidades de vigilancia del orden nacional que están poniendo la lupa en Mocoa, lugar en el que hace cinco años sucedió una tragedia por inundación que dejó centenares de víctimas. Este domingo se conoció que el contralor general, Felipe Córdoba, lanzó una advertencia alrededor de los atrasos en el programa de reconstrucción de la capital de Putumayo, en donde, un 31 de marzo, las fuertes lluvias llevaron al desbordamiento de los ríos Mocoa, Sangoyaco y Mulata.

La avalancha ocasionó destrucción a su paso, tanto de vidas humanas como de infraestructura. Se registraron 330 personas fallecidas, alrededor de 400 heridos y unos 23.000 damnificados.

El Ministerio Público priorizó el seguimiento a la construcción de las 909 viviendas y del Megacolegio Ciudad Mocoa, a las obras de mitigación del riesgo y a la reconstrucción del acueducto del municipio.

Señala el Ministerio Público que, luego de las verificaciones físicas que se realizaron en el territorio, preocupa al ente de control “el constante incumplimiento en el cronograma de obras correspondientes al proyecto de vivienda Sauces II”, situación que confirman los diferentes informes de auditoría, los procesos sancionatorios de la UNGRD, y las mesas de trabajo con las entidades y la comunidad.

default
- Foto: Carlos Julio Martínez

“Esta situación persiste a pesar de la solicitud de implementación de una estrategia de reducción de atrasos, la cual fue concertada en mesa de trabajo del 15 de octubre de 2021″, advirtió el Ministerio Público en la misiva.

En este sentido, alertó sobre la reprogramación de las metas presentadas por el contratista Mocoa2019 en la mesa de trabajo del 23 de marzo, en el que se mencionó una reducción en la meta de viviendas terminadas para el mes de julio, pasando de 909 a 500, razón por la cual se estima que los objetivos propuestos en esta materia no se cumplirán de manera íntegra, especialmente en lo relacionado con los derechos de los habitantes a tener una vivienda digna.

Construcción del Megacolegio

En esta obra, la Procuraduría encontró un avance del 71 %, el cual incluye la culminación de la Etapa I correspondiente a la construcción de las aulas para 960 alumnos. No obstante, el ente de control pidió a que se cumpla la meta de entrega final para julio de este año y llamó a impulsar acciones administrativas con la gobernación de Putumayo y la Alcaldía Municipal de Mocoa para asegurar los recursos y condiciones para el funcionamiento del proyecto que permite garantizar el derecho a la educación de niños, niñas y adolescentes.

“Frente a los trabajos de mitigación, se evidenciaron avances del 46 % en las 18 obras. La Procuraduría reiteró que “es imperativo atender el retraso significativo del 21 % de obra programada”, que actualmente se presenta en una de las obras del sector del rio Sangoyaco. En la reconstrucción del acueducto, el porcentaje de avance refleja 90 %, por lo que la Procuraduría hizo un llamado al Ministerio de Vivienda, Ciudad y Territorio, Findeter y a la empresa Aguas de Mocoa S.A. E.S.P. para culminar las actividades que se encuentran pendientes”, señala la Procuraduría.

De igual manera, se pidió priorizar el desarrollo de las obras para la construcción de Sauces III (87 viviendas); de las viviendas rurales en sitio propio (37 viviendas) y rural nucleada (216 viviendas); la construcción de la plaza de mercado, la reconstrucción de la bocatoma sector Palmeras y del centro penitenciario, anunciando vigilancia preventiva y de control de gestión al desarrollo de estos proyectos.