Tendencias

Home

Nación

Artículo

justicia

"No existe ningún vínculo de amistad con Álvaro Uribe": Barbosa a la Corte

El fiscal asegura que los argumentos de la recusación "no pasan de ser conjeturas y descalificaciones personales sin ningún fundamento jurídico, que se soportan en un punto de partida irrazonable". Argumenta que Gabriel Jaimes tampoco está impedido. Primicia.

SEMANA conoció el documento con el que el fiscal Francisco Barbosa y la vicefiscal Martha Mancera le contestan a la Corte Suprema el documento en el cual le daban traslado a la recusación que interpuso la defensa del congresista Iván Cepeda, en el caso de Álvaro Uribe. La defensa del senador le había pedido a ese Alto Tribunal que recusara a la cúpula del ente investigador. Sin embargo, los magistrados habían dicho que ellos solo podían darle trámite a esa solicitud si el mismo fiscal lo solicitaba al Palacio de Justicia.

La respuesta de la Fiscalía a ese trámite fue tajante. "En conclusión, no se configura ninguna causal de impedimento ni recusación en el presente caso, por lo que se rechaza la solicitud del apoderado de la víctima y, de conformidad con el artículo 58 de la Ley 906 de 20049, se remite el asunto a la Sala Plena de la H. Corte Suprema de Justicia", concluye el documento.

img20200906_18550961 (1) by Semana on Scribd

En la carta de seis páginas, el fiscal asegura que las causales de impedimento y recusación son taxativas y que ninguno de esos altos funcionarios se encuentra incurso en estas. "En tal sentido, los argumentos y situaciones que expuso el apoderado de la víctima no pasan de ser conjeturas y descalificaciones personales sin ningún fundamento jurídico, que se soportan en un punto de partida irrazonable: que el fiscal general de la nación y/o sus delegados sufrirán presiones externas indebidas y que actuarán de conformidad con ellas, más no en derecho y de acuerdo con los hechos debidamente probados", asegura el fiscal.

Sobre el argumento de la defensa del senador Cepeda de la falta de independencia de Barbosa, al haber sido ternado por Duque, el fiscal asegura que "el presidente de la república, valga reiterarlo, no es el procesado en esta investigación" y que "la mayoría de los argumentos de la recusación radican en el vínculo que, según el peticionario, tiene el fiscal general de la nación con el presidente de la república, que documenta mediante una antigua foto del primero con el logo de un partido político y la transcripción de unos mensajes de redes sociales". 

Sin mencionarlo con nombre y apellido, el fiscal también responde a los argumentos de la recusación en el caso de Gabriel Jaimes, el jefe de fiscales que llevará el caso. "Es igualmente irrazonable la recusación genérica que propone el peticionario en contra de “los fiscales delegados ”. Según esta postura, todo fiscal del país carece de imparcialidad por la simple circunstancia de pertenecer a la Fiscalía General de la Nación. El apoderado de la víctima, de antemano, da por sentado el impedimento de todos nuestros funcionarios, sin saber ni siquiera quiénes son ni bajo qué causales estarían incursos. Esto, bajo la sospecha, de nuevo infundada, de que el jefe del ente acusador ejercerá sobre ellos una presión indebida, en procura de un supuesto interés indeterminado. El régimen legal de impedimentos y recusaciones se predica de servidores públicos específicos. Lo que el solicitante propone es, por el contrario, una suerte de recusación institucional, por completo improcedente en el estatuto adjetivo penal colombiano".