política

Salvatore Mancuso y otros seis exjefes paramilitares quieren hacer parte del acuerdo nacional de Petro

Por medio de una carta dirigida al futuro presidente y vicepresidenta, los desmovilizados pidieron formar parte del diálogo.


Siete exjefes paramilitares le enviaron una carta a Gustavo Petro y Francia Márquez dando a conocer su intención de formar parte del acuerdo nacional propuesto por el presidente electo. A su vez, los desmovilizados pidieron que se cuente con ellos para la construcción de la paz en el país.

La carta, revelada por Gustavo Gómez de Caracol Radio, fue firmada por Salvatore Mancuso; Fredy Rendón Herrera, alias El Alemán; Edwar Cobos Tellez, alias Diego Vecino; Rodrigo Pérez Alzate, alias Julián Bolívar; Manuel de Jesús Pirabán, alias Jorge Pirata; Luis Eduardo Cifuentes, alias El Águila, y Ramón María Isaza. En primer lugar, felicitan a los futuros presidente y vicepresidenta por su triunfo en segunda vuelta.

“Nos dirigimos a ustedes en nuestra condición de desmovilizados de las Autodefensas Campesinas Unidas de Colombia (AUC) y como sujetos procesales de la justicia transicional, para felicitarlos por el resultado histórico de las elecciones del pasado 19 de junio”, inicia la misiva.

Los siete desmovilizados aplaudieron el resultado y resaltaron el diálogo propuesto por el presidente electo.

“Recibimos con esperanza su disposición para el diálogo, el acuerdo y la construcción de una paz total por la vía de la conciliación con el pensamiento diverso”, dice la carta.

Reconocieron que, a pesar de que alguna vez estuvieron en armas, ya llevan más de 15 años “trabajando por la paz con justicia y por la reconciliación entre los colombianos”. De esa manera, aseguran que están “del mismo lado” en la búsqueda de la paz.

“Como ciudadanos y como representantes de un colectivo comprometido con la construcción de un mejor país para todos, manifestamos nuestra disposición para aportar a la construcción del acuerdo nacional por ustedes propuesto”, expresa el documento.

De acuerdo con los desmovilizados, los cambios que espera Colombia se resumen en la vigencia de la Constitución de 1991. Sin embargo, reconocen que no será simple su implementación.

“Trabajando unidos haremos que el tiempo cuente a favor de todos, sin prisa, pero sin pausa, entendiendo la nación como proyecto intergeneracional. Cada paso adelante nos acerca más a un mejor país y a un mundo mejor”, agregó.

También argumentan que, como quienes actuaron en violencia, tienen hoy “la responsabilidad de mostrar, de cara al mundo y en especial de cara a las nuevas generaciones, que existe un pacifismo que opta por ser radical e intransigente”.

“Hoy somos radicales e incondicionales en el reconocimiento de la vida misma como valor máximo y en el acatamiento de la Constitución y las normas que desde ella se derivan”, se lee en la carta.

Finalmente, los desmovilizados reiteran la intención principal de la misiva dirigida al presidente electo: “Queremos que cuente con nosotros. Con respeto, sinceridad y honestidad por la diferencia, estaremos participando en las discusiones nacionales y en la búsqueda de la paz territorial, reiterando nuestro compromiso inquebrantable con las víctimas, la verdad, la justicia y la no repetición, con la esperanza de que cada día nos acerquemos más a la Colombia potencia mundial de la vida que como usted, sabemos que podemos llegar a ser”.

Los exjefes paramilitares expresaron su disposición de continuar de manera inmediata, junto a la institucionalidad, administraciones departamentales y municipales, e incluso sectores privados de la libertad, la búsqueda de la paz desde las mesas de trabajo en los territorios.

No es la primera carta de Salvatore Mancuso a Gustavo Petro, ya que, en medio de la campaña presidencial, el exjefe paramilitar exaltó la propuesta del perdón social.