nación

Ultimátum del Gobierno a Iván Márquez: “Si no se somete, tendrá la misma suerte que Santrich, Romaña y El Paisa”

Desde la Presidencia de la República se indicó que quienes insisten en permanecer en el negocio ilegal del narcotráfico y el terrorismo serán capturados o dados de baja.


El consejero presidencial de Seguridad, Rafael Guarín, endureció el ultimátum que había lanzado días atrás en contra de los cabecillas de las disidencias de las FARC de la señalada Nueva Marquetalia, en donde manifestó que antes de terminar el gobierno Duque el próximo 7 de agosto de 2022 terminarían capturados o dados de baja.

En ese sentido, el martes de esta semana el funcionario del Gobierno nacional indicó que el jefe de esa estructura criminal, alias Iván Márquez, iba a tener la misma suerte que Hernán Darío Velázquez, alias El Paisa, y de Henry Castellanos Garzón, alias Romaña, sujetos que fueron ultimados en Venezuela.

Por medio de su cuenta de Twitter, Guarín señaló que Romaña y El Paisa eran perpetradores de crímenes de lesa humanidad y celebró que terminara su carrera delictiva, la cual recordó dejó mucho sufrimiento en el país.

“Magnífica noticia para Colombia la terminación de la carrera de crímenes de lesa humanidad de El Paisa y Romaña. Lástima que no hubieran cumplido décadas de sufrimiento en una dura cárcel. Ese es el fatídico final de quienes insisten en el narcotráfico y el terrorismo”, dice uno de los mensajes publicados en esa red social por el funcionario de la Presidencia de la República.

Y también trinó: “Si Márquez no se somete a la justicia para responder por sus atrocidades, seguramente tendrá el mismo final de Santrich, El Paisa y Romaña. A criminales de humanidad no les espera destino diferente”.

A renglón seguido, el presidente de la República, Iván Duque, realizó un fuerte pronunciamiento por la muerte de los exjefes de la extinta guerrilla de las FARC Hernán Darío Velázquez, alias El Paisa, y Henry Castellanos Garzón, alias Romaña. Aseguró que “no tenían madriguera para esconderse”.

Sumado a ello, el mandatario colombiano aseguró al término de un evento sobre la educación superior y políticas diseñadas para el Icetex, que Romaña y El Paisa eran símbolos del terrorismo y del mal.

Así mismo, el mandatario indicó que los cabecillas de la denominada Nueva Marquetalia “le hicieron conejo” a la paz, al descartar del proceso de reincorporación por medio de la política que lidera el Gobierno nacional de paz con legalidad.

“Que salgan de circulación esos símbolos del terrorismo y del mal, del narcotráfico, del reclutamiento de menores, de la siembra de las minas antipersonal y también la reencarnación de hacerle conejo a la paz y pretender flagelar. Creo que la salida de esas personas de circulación es una buena noticia para el país y eso demuestra que los bandidos no tienen madriguera para esconderse”, dijo Duque.

Cabe señalar que hace varios días Duque realizó un fuerte pronunciamiento en contra del señalado jefe de las denominadas disidencias de las FARC de la Nueva Marquetalia, Iván Márquez, por medio de su cuenta de Twitter.

En ese escenario, el mandatario colombiano aseguró que la “paz completa” de la que habla ahora Márquez se podrá lograr en el país hasta que sean capturados y dados de baja a los criminales como él, calificándolo de “miserable”.

“Al narcoterrorista alias Iván Márquez, protegido por dictadura de Maduro, le expreso que a la “paz completa”, a la que hace referencia, se llegará capturando o dando de baja a miserables como él, no dándoles concesiones. Que quede claro: les espera el mismo camino de alias Otoniel”, escribió en su momento el mandatario.

Sin embargo, el martes de esta semana este medio confirmó con altas fuentes de la inteligencia venezolana que Henry Castellanos Garzón alias Romaña, de las disidencias de las FARC, también murió en el vecino país.

El temido jefe de las disidencias alias Romaña fue parte del proceso de paz de La Habana, pero desertó, se rearmó y regresó a la clandestinidad al lado de Iván Márquez, exjefe negociador de las FARC.

Las primeras informaciones señalan que Romaña fue abatido en similares circunstancias en las que fueron muertos Jesús Santrich y alias El Paisa.

Además, las mismas fuentes le indicaron a SEMANA que Romaña fue ultimado en medio de una emboscada llevada a cabo por un comando armado enemigo en territorio venezolano.

Se habla como primeras hipótesis que se trata de un ajuste de cuentas entre narcotraficantes que pusieron en marcha un plan para eliminar a los excomandantes de las FARC que forman parte de la Nueva Marquetalia y que están comandados por Iván Márquez.

Las autoridades han advertido que Romaña fue, sin duda, uno de los más temidos excomandantes de las FARC. Era la cabeza del aterrador Frente 53 de ese grupo criminal y se encargó de sembrar el terror en toda la zona del Sumapaz; fue miembro del Estado Mayor Conjunto y también comandante del Bloque Mayor de las Farc.

Frente a los inicios de la vida criminal de Romaña, se dice que ingresó muy joven a las FARC. Se cree que a finales de la década de los años ochenta recibió el adiestramiento del propio Tirofijo. Su nombre, en la vía Bogotá-Villavicencio, solo dejó muerte, sangre y dolor. En esa zona empezó con las extorsiones y el boleteo a los constructores, y luego vinieron los secuestros masivos.

Finalmente, el abatido excomandante de la Nueva Marquetalia participó también en la sangrienta toma de Mitú a finales de los noventa, en donde fueron asesinados 16 policías, 38 más resultaron heridos y hubo por lo menos 50 secuestrados.