Los capturados habrían entregado créditos sin el lleno de requisitos a particulares, concejales, diputados y funcionarios públicos.
Los capturados habrían entregado créditos sin el lleno de requisitos a particulares, concejales, diputados y funcionarios públicos. - Foto: Fiscalía General de la Nación

bucaramanga

Exgerente de Idesan fue capturado por presuntas irregularidades en millonarios créditos

Otros tres funcionarios del Instituto Financiero para el Desarrollo de Santander (Idesan) también fueron capturados.

En las últimas horas, la Fiscalía General de la Nación capturó en Bucaramanga al exgerente del Instituto Financiero para el Desarrollo de Santander (Idesan) y otros tres funcionarios más por presuntas irregularidades en millonarios créditos que ascienden a los 6.450′000.000 pesos.

Los involucrados son: Gilberto Mendoza Ardila, exgerente del Idesan, el actual director jurídico de la entidad Hermes Hernando Rico Charry, y a los excontratistas Jorge Enrique Gualdrón Martínez y Days Shirley Castro Rojas.

Estas personas son señaladas de haber entregado créditos sin el lleno de requisitos a particulares, concejales, diputados y funcionarios públicos vinculados a diferentes instituciones del departamento de Santander.

De acuerdo con las autoridades, los detenidos habrían autorizado tres créditos que al parecer no se habría cumplido con las normas legales. Uno de ellos fue a Inversiones Greas S.A.S. por un valor de 2.500 millones de pesos, así como también un crédito a Proyectos y Construcciones Santander (Procosan) por un monto de 3.800 millones de pesos y a la empresa Bioplanet por 150 millones de pesos.

Según la Procuraduría, este caso también salpica a Claudia Esperanza Hernández Buitrago, técnica en sistemas, y Andrés Solano Aguilar, coordinador de Gestión Financiera, quien falleció hace 15 días, pues este sujeto, al parecer, le habría recomendado al exgerente de Idesan aprobar los mencionados créditos.

Ante esta situación, en las próximas horas los capturados serán presentados en una audiencia en la que se le imputarían los delitos de concierto para delinquir y financiamiento de proyectos urbanísticos ilegales por los créditos otorgados desde el Instituto durante los años 2018 y 2019.

Cabe mencionar que el exgerente de Idesan, quien estuvo en este cargo desde el 2016, renunció a ese puesto el 18 de diciembre de 2019, donde en su momento aseguró que no era cierto que existiera un ‘cartel de créditos’ por la que hoy lo culpan.

Por otro lado, la Procuraduría General de la Nación abrió una indagación previa contra funcionarios de la Gobernación de Santander por presuntas irregularidades en un contrato celebrado en agosto de 2022 con la Unión Temporal Santander para el Mundo.

Se adelanta esta actuación con el fin de identificar e individualizar a los servidores públicos presuntamente comprometidos, determinar si constituyen faltas disciplinarias, y el posible perjuicio causado”, señaló el ente de control.

Al parecer, los investigados, de quienes las autoridades no entregan mayores detalles, dan cuenta de que estos contratos serían utilizados para suministrar almuerzos y otros servicios durante los eventos que se realizan en la región.

El contrato en cuestión fue firmado en julio y radicado en agosto de este año. El pacto tiene como objetivo que esta empresa preste “servicios de logística para los diferentes eventos que realice el departamento de Santander” por un valor de 3.000 millones de pesos.

Ante este señalamiento, los encargados de Transparencia por Santander también analizan algunos cuestionamientos por posibles sobrecostos en la compra almuerzos especiales.

“Hay que revisar todos los ítems del contrato, porque hay unos ítems que son bastante difícil de comparar en el mercado, porque son servicios y, por lo tanto, la información no está tan disponible, pero en efecto revisando el tema de comida, de decoración y demás, sí es necesario que los entes de control investiguen esos precios unitarios”, explicó Marcela Pabón, de Transparencia por Santander.

El presunto sobrecosto está, justamente, en el ítem de la alimentación: un almuerzo, que incluye una hamburguesa, por un precio astronómico, es la manzana de la discordia.

El contrato plantea que para los almuerzos o cena de los eventos habrá dos opciones. La primera incluye una proteína (pollo, pescado, res o cerdo) de 250 gramos, cereal, ensalada y bebida, mientras que la segunda opción es una hamburguesa de carne de res “de primera de mínimo 300 gramos”, queso doble crema, tocineta, cebolla grille, tomate, lechuga y salsas, acompañada de papas a la francesa y gaseosa.

Cualquiera de las dos opciones que se elija para el almuerzo o cena del evento tendría un costo de 86.250 pesos.