Tendencias

Home

Deportes

Artículo

Spain's players react after the UEFA Nations League, league A, group 2 football match between Spain and Switzerland, at La Romareda stadium in Zaragoza on September 24, 2022. - Switzerland won 1-2. (Photo by JAVIER SORIANO / AFP)
La Roja perdió una oportunidad de oro para quedarse con el liderato del Grupo 2 - Foto: AFP

deportes

Nations League: caras largas en una España que le dejó todo servido a Portugal

Ambas selecciones se enfrentarán la próxima semana en un duelo a muerte para entrar en el ‘final four’.

España cayó 2-1 con Suiza este sábado en Zaragoza en la Liga de Naciones, con lo que tendrá que jugarse con Portugal el pase a la ‘Final 4′ del torneo el próximo martes.

Manuel Akanji abrió el marcador para Suiza (21), Jordi Alba igualó (55), pero Breel Émbolo puso el 2-1 (58) que permite a los suizos seguir en la pelea por mantenerse en la Liga A de la Nations League, mientras la Roja cedió el liderato de grupo a los lusos, que al tiempo se impusieron 4-0 a los checos este sábado para encabezar la zona con dos puntos de ventaja.

Los españoles tendrán que ganar el martes en Braga en la última jornada de la fase de grupos de la Liga de Naciones si quiere estar en la final a cuatro del torneo continental.

Empezaron con fuerza los helvéticos en La Romareda, presionando arriba a los españoles y cerrándose de manera compacta cada vez que les tocaba irse hacia atrás. En la primera parte, España no inquietó el arco defendido por Yann Sommer con su juego muy dificultado por el férreo marcaje de Djibril Sow sobre Sergio Busquets en el centro del campo.

España notó este marcaje, en un día en que Pedri tampoco pudo desplegar toda su magia.

Akanji abrió la cuenta suiza

Tras un tiro lejano de Granit Xhaka detenido por Unai Simón (13), Akanji, defensor del Manchester City, se elevó en un saque de córner para hacer el 1-0 con un remate picado de cabeza (21). El gol cayó como un jarro de agua fría en el conjunto español, que movía la pelota de un lado a otro buscando un hueco que no aparecía en la ordenada defensa rival.

La Roja mejoró cuando empezó a dar más velocidad a su juego y a buscar las entradas en profundidad por la banda en la segunda parte. Marco Asensio aprovechó una entrada de Jordi Alba para dejarle un balón que el barcelonista envió a las redes suizas (55), aunque la alegría en las gradas de La Romareda apenas duró tres minutos.

Todavía no se había dejado de celebrar el tanto cuando en otro saque de esquina, Embolo remató en boca de gol un balón suelto para hacer el 1-2 (58).

Otra vez por detrás en el marcador, Luis Enrique dio entrada Nico Williams y Borja Iglesias, que se estrenaron con la Roja, junto a Yeremy Pino, para dar herramientas al ataque.

La Roja sin acierto

Frente a una primera parte donde a España le costaba llegar al arco contrario, la segunda mitad fue de completo dominio visitante, que vivió en campo contrario, pero al que le faltaba rematar en los últimos metros. Marcos Llorente, que había entrado por Pedri (70), muy apagado en este encuentro, trató de sorprender desde lejos, pero detuvo Sommer (74).

Los últimos diez minutos de encuentro fueron de total acoso de España frente a una Suiza replegada, que no renunciaba a tratar de sorprender al contraataque. La Roja tuvo su última oportunidad en un remate de Carlos Soler casi debajo del arco que sacó Sommer (antes del pitazo final).

La resistencia suiza acabó teniendo el premio de tres puntos valiosísimos en su pelea por seguir en la principal liga de la Nations League, mientras España se lo jugará todo el martes ante Portugal en Braga. “Esta derrota no me genera ninguna duda de cara al Mundial. Ahora hay que analizar el partido y mejorar”, dijo Luis Enrique en rueda de prensa.

“El resumen del partido está en que nada más marcar un gran gol, encajamos el segundo en una acción aislada. Para poder estar en la Final Four hay que ganar fuera y es lo que vamos a intentar”, sentenció al respecto del duro partido que se le viene ante el actual líder del grupo.

Con información de la AFP.

Noticias relacionadas