deportes

“¿Qué pasa hermano?”: Haaland hizo fuerte reclamo en español a Rafael Santos Borré

El delantero colombiano vio la tarjeta amarilla por una fuerte entrada contra el noruego.


Este sábado se dio un juego lleno de emociones entre Eintracht Frankfurt y Borussia Dortmund, válido por la fecha 18 de la liga alemana. Como suele suceder, el técnico del equipo local decidió poner como titular a Rafael Santos Borré en el frente de ataque.

El delantero colombiano se destacó en el primer tiempo por marcar dos goles y en la segunda mitad por la increpada a Erling Haaland. Pese a su desempeño, sobre el final del juego se dio una remontada del Dortmund, que terminó ganando el juego 2-3 tras llegar al descanso dos goles abajo.

Más allá del actuar de Borré y Haaland en cuanto a lo deportivo, uno de los momentos que se robó las cámaras fue la discusión que ambos tuvieron cuando transcurrían los últimos minutos del juego. En una de las acciones finales del partido, el delantero colombiano fue a presionar al noruego y le cometió una falta.

Por esa acción, en la que hizo una fuerte entrada, el árbitro decidió mostrarle la tarjeta amarilla al delantero internacional con la Selección Colombia. Antes de ser amonestado, Haaland fue directamente a increparlo por la patada que le dio y hasta le hizo un reclamo en español. “¿Qué pasa, hermano? ¿Qué pasa?”, se alcanzó a escuchar de la airada respuesta del atacante que está en la órbita de equipos como Real Madrid y Barcelona.

Sin importar los 1,94 metros de estatura de Erling Haaland, Rafael Santos Borré se mantuvo firme y no le dio la espalda. Minutos más tarde, el juez central decretó el final del juego y varios jugadores discutieron en el mediocampo sin que pasara a mayores. De hecho, el colombiano intentó calmar los ánimos recurriendo a las palabras.

Desarrollo del partido

El atacante se reportó en los minutos 15 y 24 para alcanzar cuatro anotaciones en lo corrido de la temporada, que lo ha tenido como una ficha clave de su equipo con 17 partidos como titular, siendo la punta de lanza de un conjunto que marcha en zonas de repesca para las competiciones europeas.

La primera anotación del colombiano se produjo antes del primer cuarto de hora, tras un centro de costado que fue impulsado por su compañero Filip Kostic. Un cobro con pie izquierdo que resultó de manera perfecta en la definición del barranquillero de pierna derecha, luego de que el balón superara a la zaga del visitante y Borré estuviera atento para impactar el esférico hacia el palo izquierdo del pórtico defendido por Trapp.

El grito de gol del local, no solo lo puso en ventaja en el marcador parcial sino también en la propuesta por seguir adelante en el resultado final.

De manera casi inmediata, la figura del juego en los primeros minutos no desaprovechó y tras nueve minutos, se volvió a reportar en las redes contrarias.

El atacante con llamados a la Selección Colombia fue colectivo en la jugada del minuto 24, para junto a su compañeros hilvanar una aproximación que terminó con su definición. Desde mitad del campo el equipo fue directo en su actuar, el cafetero al borde del área sirvió como pivote y volvió a ampliar el esférico a la banda para que nuevamente quedara un centro, que tras varios rebotes culminó con un amague del marcado con la camiseta 19 y una definición certera.

Con esa ventaja del Eintracht Frankfurt, los jugadores se fueron al camerino para escuchar las indicaciones de los técnicos para afrontar la segunda mitad.

Con el balón de nuevo en movimiento, fueron las palabras de Marco Rose las que habrían tenido un mayor impacto en los futbolistas del Borussia Dortmund. La visita aprovechó la desconcentración del rival, y aparente exceso de confianza, para conseguir la victoria con tres goles. Los encargados de darle vuelta al marcador fueron Thorgan Hazard (71), Jude Bellingham (87) y Mahmoud Dahoud (89).

Pese a marcar dos goles, el esfuerzo de Rafael Santos Borré no sirvió de nada al final porque con la derrota quedaron por fuera de la zona de competencias europeas, mientras que el Dortmund se mantuvo en la segunda casilla con comodidad.