entrevista

Sebastián y Juan Pablo Montoya cumplen el sueño de hacer equipo por primera vez

Este fin de semana dejará un grato recuerdo para la familia Montoya, en uno de los eventos más importantes del automovilismo en Estados Unidos. SEMANA habló con Sebastián sobre la competencia.


Este fin de semana, Juan Pablo y Sebastián Montoya vivirán un momento especial al competir juntos por primera vez en una carrera profesional. Atrás quedaron las horas en simulador y todo lo que vivieron cuando Sebas era solo un niño y acompañaba a su padre por el mundo, escribiendo una trayectoria llena de logros.

Ahora es el momento para que Sebastián siga los caminos de Juan Pablo y no hay nada mejor que hacerlo en el mismo auto, compitiendo como equipo en las 12 horas de Sebring, competencia que se disputará este domingo en el Sebring International Raceway en Florida (Estados Unidos).

La sombra es algo que no le preocupa a ‘Montoyita’, pues él mismo asegura que la figura de su progenitor lo ha inspirado a perseguir sus sueños como piloto. “Ahora soy el hijo que está corriendo en F3 y su compañero de equipo. No sé como pasé de ser el niño chiquito a su compañero, pero le vamos mostrando a la gente que el apellido sigue en alto”, dijo Sebastián en entrevista con SEMANA.

A bordo del LMP2 número 81 del equipo DragonSpeed, padre e hijo buscarán un título que Juan Pablo todavía no tiene en sus vitrinas. El sueco Henrik Hedman completa la tripleta de pilotos que desde este miércoles se encuentra en prácticas, preparando lo que será la clasificación el viernes en horas de la mañana y la carrera, el día sábado desde las 9:10 a. m. hasta las 9:10 p. m. (hora de Colombia).

“Esta carrera son 12 horas con tres pilotos. Entre mi papá y yo hacemos nueve horas, cada uno hace cuatro y media”, explicó el más joven de los Montoya a SEMANA. “Es una carrera internacional de duración, son 12 horas con tres pilotos: un bronce y después nos turnamos yo y mi papá”, añadió.

Mediante las historias de Instagram, Juan Pablo y Sebastián han confesado a sus seguidores que se prepararon a fondo para llegar a Sebring con la posibilidad de lograr la victoria. El punto a favor para ambos es que conocen cada una de las cualidades del otro, producto de toda una vida compartiendo detrás del volante y hasta accidentadas carreras de karts. “Yo aprendí corriendo de atrás, como mi papá con Schumacher, si la pasada está difícil uno se tira y se estrella o se ve como el héroe”, dijo.

“Cuando era chiquito corrí mucho con mi papá en Karts. El siempre me pegaba y me quería sacar (de la pista). Un día le pegué superduro por atrás y me sentí mal. El cuerpo de él se dobló para atrás y no fue normal”, es la anécdota que recuerda Sebastián en SEMANA, junto a su mentor, quien ahora será compañero en DragonSpeed. “Después me dijo: ‘Eso es sucio, si le bajas ya es agresivo’. Son diferencias pequeñas que la gente no ve”, mencionó.

El Oreca LMP2 número 81 que conducirán Sebastián, Juan Pablo y Henrik Hedman este fin de semana en las 12 horas de Sebring, tendrá un homenaje especial para las víctimas de la invasión rusa en Ucrania. Flex-Box, patrocinador del equipo, decidió ceder su espacio en la ‘aleta de tiburón’ para una inscripción que dirá ‘Supoport Ukraine’, pidiendo por la paz y el cese al fuego.

Cuando Henrik me presentó la propuesta a principios de esta semana, acepté encantado. Me siento orgulloso de tener un patrocinador dispuesto a hacer un gesto así en respuesta a los terribles acontecimientos de estas últimas semanas”, comentó Elton Julian, propietario de DragonSpeed, que dio el visto bueno para hacer este homenaje durante la semana de competencias en Estados Unidos.

Los Montoya tendrán tres sesiones de práctica este jueves, el viernes harán una práctica extra a primera hora y sobre las 8:20 a. m. (hora de Colombia) saldrán a la clasificación.

El sábado iniciará con un periodo de calentamiento sobre las 7:00 a. m. y finalizará con la carrera de resistencia desde tempranas horas de la mañana hasta la noche.

IMSA TV transmitirá las incidencias de la carrera en vivo a través de su página web.