ciclismo

Video | “Póngase a chimb... al papá y verá”: Rigo Urán chancea con su hija en Mónaco

El pedalista colombiano disfruta de los últimos días junto a su familia, antes del regreso a la competencia en la Vuelta a España.


Rigoberto Urán no descansa en su faceta como ciclista y tampoco en la de padre. Durante los últimos días se mantiene al frente de las obligaciones con su hija, Carlota, mientras a la par se prepara para la Vuelta a España, segunda grande que disputará en el año intentando pasar el trago amargo que le dejó un desafortunado Tour de Francia en el que no pudo figurar como deseaba.

Por dicha razón, es que los espacios en familia son vitales y lo ha intentado aprovechar al máximo durante las últimas horas, en donde se le ha visto muy cerca de las mujeres de su círculo más cercano, compartiendo de momentos de esparcimiento como el del pasado sábado, cuando se trasportaba en un auto e iba escuchando a la cantante colombiana Karol G, mientras estaba pendiente de su pequeña en una imagen muy tierna.

Finalmente, este miércoles tras darle una entrevista exclusiva a SEMANA que será publicada en los próximos días, el pedalista nacional subió a las historias de su Instagram otras imágenes junto a su esposa e hija, en donde chanceó con la pequeña, hubo risas junto a su esposa y hasta halagos para las mujeres por su fortaleza.

“Qué verrionda, es que le encanta la calle”, inició diciendo la pareja de Urán tras ver a su hija a altas horas de la noche en las calles de Mónaco, donde actualmente se encuentra la familia.

“Estos 10 kilos siempre están pesando cada día más, le cuento que ya llevo la mano encalambrada”, dijo Urán tras cargar a su hija en brazos. “Ella con tal de dar lora por acá”, complementó.

Tras unos minutos de hacer su labor como padre, Rigo no pudo más y dio a la pequeña a su esposa, la cual señaló: “Ahí me entregó la niña, ahí voy con la niña. Las mujeres sacan el perro, llevan la niña, llevan las bolsas... todo”.

“Yo siempre he dicho que las mujeres son unas berracas. Los hombres somos unos mar...”, Urán luego dijo. Y agregó: “El hombre es débil, pues yo no”.

“Pues débil débil...”, le refutó su pareja dándole a entender que sus caídas no eran para que dijera eso. “Uy parce, sí”, enseguida el ciclista respondió.

Y ante una carcajada que salió espontánea de la pequeña Carlota, su padre le dijo a modo de chanza: “Póngase a chimb... al papá y verá”.

Otros momentos en familia

Al lado de la piscina escuchando canciones de Feid, reconocido reguetonero colombiano, Rigoberto se prepara para un durísimo reto en suelo español, donde las grandes escaladas pondrán a prueba su estado de forma en lo que él mismo ha reconocido como sus últimos años montado en la ‘bici’ de manera profesional.

Afortunadamente, a Rigo se le sigue viendo motivado para terminar la temporada de la mejor manera, eso sí, con la alegría que lo caracteriza dentro y fuera de la ruta. Verlo con las gafas del ‘Ferxxo’, como apodan singularmente al cantante antioqueño, demuestra que se siente más joven que nunca disfrutando de unos días de vacaciones, sin descuidar la preparación física que será vital de cara a La Vuelta.

Y es que poder relajarse al lado de la familia no implica que no haya entrenamiento. Al tiempo que Rigo publicaba ese video con las gafas de Feid “trabajándole al pulmón”, salió a rodar unos kilómetros como parte de su preparación para el remate de esta temporada, que ha sido complicada con motivo de las caídas, lesiones y resultados negativos para él y su escuadra.

“Hey, mijitos, como están, les cuento... ay marica, se me olvidó lo que les iba a contar”, fue una de las graciosas historias con las que Rigo arrancó este jueves a tope sobre la bicicleta. “Mejor les cuento más tarde”, añadió con una sonrisa en el rostro mientras pedaleaba visiblemente recuperado de lo que fue ese extenuante esfuerzo en el Tour.

“Sigan ahí que yo más tarde les cuento, mejor. Hoy madrugando a entrenar vea, 6:15 de la mañana”, completa el misterioso mensaje del Toro de Urrao a sus seguidores en Instagram, vestido con la indumentaria de su marca, Go Rigo Go, en la que ha puesto todo su esfuerzo para consolidar entre los amantes del ciclismo.