tenis

Wimbledon no dará puntos, ¿qué está en juego en esta versión inédita?

Wimbledon sigue siendo el torneo más prestigioso del año.


Aunque no otorgará puntos para la clasificación mundial de la ATP y se verá privado de algunos de los mejores jugadores, Wimbledon sigue siendo el torneo más prestigioso del año y desde el lunes relanzará la carrera por el récord entre Rafael Nadal y Novak Djokovic, donde Matteo Berrettini puede dañar esta lucha.

En categoría femenina las novedades tampoco dan tregua, ante la ausencia de la vigente campeona Ashleigh Barty, ya retirada del tenis profesional, la racha victoriosa de Iga Swiatek podría verse interrumpida por el sorprendente regreso de Serena Williams.

Torneo inédito

Tras la exclusión de los tenistas rusos, entre ellos el número uno del mundo, Daniil Medvedev, y bielorrusos, la ATP y la WTA se negaron a repartir puntos para sus clasificaciones en el torneo.

Aunque no juegue, Medvedev tiene asegurado seguir como N.1 del mundo al término del Grand Slam sobre hierba, mientras que Novak Djokovic, que bajó al tercer puesto de la ATP luego de no haber podido defender su título en el Abierto de Australia, por no estar vacunado contra el covid-19, y de haberse despedido en cuartos del Roland Garros, donde también defendía su título, seguirá cayendo puestos incluso si gana este torneo el 10 de julio.

Pero Wimbledon es el templo del tenis, y con puntos o sin ellos, el título tendrá el mismo valor deportivo e histórico: Nadal tratará de conquistar su tercer ‘Grande’ seguido (después del Abierto de Australia y de Roland Garros), un 23º título de Grand Slam para ampliar su récord, mientras que Djokovic buscará un 7º título en Londres, que sería su 21º en Grand Slam.

“Los puntos en la clasificación son importantes, pero para mí lo son menos de lo que eran hasta hace poco”, aseguró el serbio.

Matteo Berrettini, finalista el año pasado e invicto esta temporada sobre hierba, donde ganó en Stuttgart y en Queens, parece el único en poder impedir un 60º duelo entre Djokovic y Nadal, además sería el 30º en una final. El italiano se encontraría con el español en semifinales, mientras que Nole está en la otra parte del cuadro.

¿En qué punto están Nadal y Djokovic?

Aunque son favoritos, Nadal y Djokovic no llegan afianzados en canchas de césped: el mallorquín está pletórico mentalmente luego de haberse llevado los dos primeros ‘Grandes’ de la temporada, pero sigue bajo la amenaza de su dolor en el pie izquierdo, mientras que el serbio está a un nivel físico óptimo, pero deberá pelear a nivel psicológico contra los fantasmas de su temporada de pesadilla.

Y es que el serbio ha jugado muy poco esta temporada: no debutó hasta Dubái se perdió después Indian Wells y Miami, antes de regresar a Europa sobre la tierra batida donde conquistó Roma, pero perdió en semifinales en Madrid y en cuartos en Roland Garros.

Nadal y Djokovic llegan a Wimbledon sin haber jugado un solo torneo sobre hierba, pero ninguno de los dos parece preocupado por ello.

“En lo relativo al tenis, los seis primeros meses del año fueron increíbles. Lo disfruto aún más por inesperado. Y ahora hay que seguir si el cuerpo me lo permite”, declaró Nadal, que aspira a un tercer título en Wimbledon luego de 2008 y 2010, pero que no juega allí desde su derrota en semifinales en 2019.

Durante ese tiempo, Djokovic no ha perdido en el All England Club.

“Ya gané Wimbledon sin jugar ningún torneo preparatorio. A lo largo de los años he aprendido a adaptarme rápidamente a la superficie, así que no tengo ninguna razón para pensar que no lo lograré una nueva vez”, afirmó.

Y mentalmente asegura que la perspectiva de no jugar el US Open al final del verano boreal le concede una motivación extra para Wimbledon.

El caso Serena

Es una de las grandes atracciones del torneo: no se la esperaba, pero Serena Williams, beneficiaria de una invitación, realizará su regreso a la competición en individuales.

“Espero que le toque a Iga (Swiatek), para frenarla un poco”, expresó la tunecina Ons Jabeur (3ª del mundo) en el anuncio del regreso de la jugadora estadounidense de 40 años y en referencia a la imparable N.1 del mundo, que no ha perdido un partido desde su eliminación en segunda ronda en Dubái en febrero, con los títulos en Doha, Indian Wells, Miami, Stuttgart, Roma y Roland Garros.

La polaca de 21 años llega, pues, con una serie de 35 victorias y como máxima favorita de un torneo en el que participará por tercera ocasión y en el que su mejor resultado son los octavos de final alcanzados el año pasado, donde fue derrotada por Jabeur.

Con información de AFP.